edición: 2112 , Viernes, 9 diciembre 2016
29/09/2008

Aguirre se arriesga a refinanciar el circulante

Salvador Molina.- Esperanza Aguirre, presidenta de la Comunidad de Madrid, está preocupada por la marcha de la economía madrileña y con mayor sensibilidad sobre la pyme que la Administración central. Dice estar dispuesta a apoyarla para que no se hunda en estos momentos duros de contracción del crédito. Según ha podido conocer este medio, están ya muy avanzados los borradores que llevarán a los Presupuestos del 2009 de la Comunidad de Madrid una línea especial de crédito para refinanciar el circulante de la empresa madrileña.

La Administración está para desempeñar una labor subsidiaria de la iniciativa privada en aquellos terrenos donde no llega. Y tal como está el patio, lo que fuera una actividad ordinaria de cajas y bancos (financiar a las empresas), se convierte ahora en una actividad necesitada del subsidio de la Administración pública.

¿Y EL RIESGO?

Hasta ahora, la administración pública –central o autonómica- sólo subvencionaba y promocionaba aquellos créditos empresariales relacionados con inversiones en activos fijos (renove, I+D, tecnología, sociedad de la información, comercio, energías renovables, etc.) o con creación de autoempleo (emigrantes, mujeres, autónomos). Sin embargo, el actual gran problema del empresario es que la contracción del crédito estrangula su día a día, la financiación de su circulante (líneas de crédito o de descuento), por lo que cualquier fallido o retraso en el cobro le ocasiona un auténtico problema de liquidez frente a sus trabajadores o proveedores.

Para evitar este efecto dominó de la crisis de liquidez bancaria, Aguirre quiere delegar en Avalmadrid una línea especial de crédito para financiación de circulante para aquellas empresas que marchan bien, pero que necesitan líneas de crédito para sobrellevar el día a día (circulante).

Pero no es una instrumentación sencilla; ya que Avalmadrid como Sociedad de Garantía Recíproca (SGR) concede los avales para que luego financien entidades privadas de crédito (bancos y cajas). Luego, el crédito lo da finalmente otro –una entidad privada-, aunque la Comunidad de Madrid subvencione algunos puntos de los intereses o pague la tramitación. Por tanto, se necesita que la operación se presente al banco ‘bien avalada’. Y es ahí donde está el problema, ya que todas las operaciones de todas las SGR de España están reafianzadas por la sociedad pública estatal CERSA. Y esta compañía de momento está muy limitada en sus capacidades de refinanciamiento, ya que no tiene autorizado el re-avalar operaciones de crédito sobre circulante, lo que la hace inhábil para la operativa que quiere Aguirre.

Así pues, la única solución es que la propia Comunidad de Madrid asuma el aval del avalista y que cuando las operaciones de crédito se conviertan en fallidos, sea la Comunidad de Madrid (no Avalmadrid) la que asuma íntegramente el fallido. Es decir, que Aguirre asume el riesgo político y el riesgo económico.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2016 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...