edición: 2974 , Martes, 26 mayo 2020
17/07/2012
OBSERVATORIO INMOBILIARIO
Recoletos, 12, sede de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Madrid

Aguirre y Botella compiten en hacer caja con la venta de inmuebles en la capital

El Ayuntamiento ofrece Recoletos 12, la sede de Medio Ambiente, a un precio inferior al que hace diez años pagó al entonces BBV
El Gobierno regional ha optado por subastar primero medio centenar de inmuebles para, en 2013, vender alguna de las sedes más emblemáticas
Juan Carlos Martínez

Tanto el Ayuntamiento como la Comunidad de Madrid llevaban varios ejercicios intentando hacer caja con la venta de inmuebles, pero año tras año las previsiones presupuestarias de ingresos se han ido al garete. La mayoría de los concursos y subastas han quedado desiertas debido a la imposibilidad de que los escasos interesados en comprar obtuvieran la financiación necesaria para respaldar la operación.

Ahora, con las arcas cada vez más vacías y ante la necesidad de reducir los respectivos déficits y deudas, ambas administraciones se han puesto manos a la obra para que la venta de patrimonio reporte los ingresos esperados. Y lo han hecho anunciando la enajenación de algunos sus mejores inmuebles, los mejor situados y por los que más fondos se pueden obtener. Y, además, con rebajas sustanciales de, en algún caso, hasta el 25% sobre los precios de tasación para garantizar su venta.
 
Es cierto que la medida podría traer consigo un nuevo ajuste, tanto en precios de venta como en rentas, pero también serviría para dinamizar un alicaído mercado inmobiliario de oficinas y, de paso, poner sobre la mesa unas referencias con las que manejarse.
 
Grandes edificios en el centro de Madrid, en perfecto estado de conservación –vacíos u ocupados actualmente como sedes de áreas de Gobierno y de consejerías– y, por tanto, susceptibles de reportar una potencial rentabilidad a sus compradores, tanto por las rentas derivadas de su explotación, en primer lugar, como en una previsible reventa posterior una vez que el mercado recupere el brío perdido con la crisis.
 
Andaban tanto el Ayuntamiento como la Comunidad mirándose de reojo a ver quién daba el primer paso, cautelosos ante las dificultades añadidas que para la venta supondría –y de hecho va a suponer– la proximidad existente entre algunos de estos edificios, y finalmente ha sido el Consistorio presidido por Ana Botella quien ha tomado la iniciativa.
 
Recoletos 12, la sede de las dependencias municipales de Medio Ambiente, Seguridad y Movilidad, es el primer inmueble que sale a subasta. Los interesados tienen de plazo hasta el 17 de septiembre para presentar ofertas. Su precio, a partir de 27,8 millones de euros. Si quedara desierto, se rebajaría a 23,6 millones, por debajo de lo que hace diez años el Ayuntamiento pagó al entonces BBV por su compra. Es el primero de los siete inmuebles que, en una primera fase, va a vender el Ayuntamiento como una de las medidas de su Plan de Ajuste 2012-2022, al cabo de cual prevé reducir su deuda viva en más de 5.200 millones de euros.
 
El precio de licitación de Recoletos 12 va a servir de referencia para el resto de las decenas de inmuebles que tanto el Ayuntamiento como la Comunidad de Madrid van a poner en el mercado en los próximos meses.
 
El Gobierno regional, por su parte, en lugar de ofrecer ahora algunas de sus joyas patrimoniales, como el edificio de la Consejería de Economía y Hacienda, en la carrera de San Jerónimo, ha optado por iniciar su Plan de Optimización del Patrimonio con la licitación de tres subastas. Una inminente, antes de que acabe el mes de agosto, y otras dos con posterioridad, a la vuelta del verano y al inicio del próximo año, con inmuebles no tan representativos como el ofrecido por el Ayuntamiento en el paseo de Recoletos, pero con garantías de su venta a tenor del interés previo mostrado por ‘family office’ nacionales, mutualidades con recursos o fondos alemanes o británicos.  
 
El primero de los lotes, a punto de licitarse, está compuesto por catorce inmuebles, doce propiedad de la Comunidad de Madrid y dos de la empresa pública Arproma, precisamente los que mayor precio de tasación presentan. Como son los 12 millones en que está valorado un antiguo asilo que ocupa una manzana entera en el barrio de Argüelles, en la calle del Buen Suceso, que saldrá a subasta una vez modificado el cambio de uso solicitado. O los 17,2 millones en que está valorada la sede de la Consejería de Educación y Empleo, en el distrito de Salamanca. La tasación conjunta de este primer lote supera los 60 millones de euros, pero se baraja que, de adjudicarse en su totalidad, el precio de adjudicación no irá más allá de 50 millones.

Noticias Relacionadas

Director
Juan José González ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
c/ Real, 3. 40400 El Espinar (Segovia)
Teléfono: 92 118 33 20
© 2020 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...