edición: 2938 , Miércoles, 1 abril 2020
18/03/2009

Almunia pide a los Gobiernos que ayuden a los bancos a deshacerse de activos tóxicos

El comisario de Asuntos Económicos, Joaquín Almunia, reiteró que los "continuos problemas" en los mercados financieros constituyen ahora "el obstáculo más urgente que hay que eliminar" para que pueda iniciarse la recuperación. Por ello, pidió a los Gobiernos que ayuden a los bancos a deshacerse de los activos tóxicos, ya sea creando 'bancos malos', asegurando este tipo de activos o nacionalizando la entidad si es "la única solución viable".

"Tenemos que limpiar los activos dañados que están socavando la confianza entre los actores financieros", afirmó Almunia en un discurso pronunciado durante unas jornadas organizadas por el Comité Económico y Social de la UE. Estos activos están impidiendo que el crédito llegue a familias y empresas, lo que "crea un grave riesgo para la recuperación económica".

El Ejecutivo comunitario "vigilará de cerca el tratamiento de los activos dañados" y la puesta en práctica de los planes de rescate bancario para garantizar la igualdad de trato entre los bancos de la UE, según resaltó el comisario de Asuntos Económicos. Para ello ya ha publicado unas líneas directrices sobre cómo tratar estos activos y presentará próximamente otras sobre cómo debe llevarse a cabo la reestructuración de las entidades con problemas.

"Si estas acciones se llevan a cabo de forma rápida y eficaz, deberíamos ver su impacto positivo en los próximos meses, incluyendo una fuerte mejora en el rendimiento de los bancos y una mejora del crédito", vaticinó Almunia.

No obstante, el comisario de Asuntos Económicos admitió que "las perspectivas para la economía continúan empeorando". "No hay duda de que este será un año extremadamente difícil para la economía de la UE y la economía mundial", subrayó. A su juicio, para combatir esta recesión "todos los esfuerzos deben concentrarse ahora en aplicar de manera decidida las medidas (de estímulo) anunciadas de la manera más eficaz".

"Los Estados miembros no deben retrasarse. Las medidas tienen que aplicarse lo antes posible si queremos que tengan un impacto positivo en la confianza y la demanda", afirmó el comisario.

En este sentido, y frente a las críticas recibidas este mismo martes por parte del premio Nobel de Economía Paul Krugman, Almunia insistió en que la UE ha puesto en marcha ya un "enorme estímulo" para sostener la demanda. Sumando las medidas discrecionales y el aumento de gasto para pagar las prestaciones por desempleo, este estímulo equivale al menos al 3,3% del PIB, es decir, 400.000 millones de euros.

CRISIS SOCIAL

El comisario de Asuntos Económicos alertó además sobre el riesgo de que la recesión se convierta en una "grave crisis social si no actuamos rápidamente". Recordó que según las previsiones de Bruselas el paro en toda la UE podría llegar al 10% en 2010 y pidió a los Gobiernos "duplicar los esfuerzos" para luchar contra la pérdida de puestos de trabajo.

Entre las recetas que defiende el Ejecutivo comunitario destaca el uso de ayudas públicas para facilitar la reducción de jornadas de manera que las empresas no tengan que despedir a trabajadores. Almunia reclamó además que se garantice unos ingresos adecuados a los parados y que se les facilite la formación, sobre todo para que puedan reciclarse en los sectores con más futuro.

Noticias Relacionadas

Director
Juan José González ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
c/ Real, 3. 40400 El Espinar (Segovia)
Teléfono: 92 118 33 20
© 2020 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...