edición: 2324 , Martes, 17 octubre 2017
29/05/2012
OBSERVATORIO INMOBILIARIO

Bankia deja caer que los 12.745 millones para sanear el ladrillo pueden no ser suficientes

Cada 1.000 millones de crédito normal reclasificado a subestándar requerirá aportar 132 millones de provisión adicional
Juan Carlos Martínez

El Grupo BFA-Bankia ha querido justificar su recapitalización como algo que era previsible que ocurriera, y que estaba dentro del listado de riesgos recogidos en el folleto de la salida a bolsa de Bankia hace menos de un año. Entre ellos, el derivado de la situación del mercado inmobiliario, cuya evolución podría, como así ha ocurrido, aumentar los activos adjudicados y la morosidad tanto de créditos a promotores como a particulares. Y un día después de presentarse el plan de recapitalización, el grupo presidido por José Ignacio Goirigolzarri vuelve a curarse en salud, y deja entrever que los 19.000 millones en ayudas públicas que va a entregar el Estado, a través del FROB, puede no resultar suficiente.

“Posibles contingencias o necesidades de saneamiento futuro no consideradas en el plan de saneamiento inicialmente propuesto, entre otros la posible necesidad de ajustar la valoración de ciertos inmuebles de uso propio”, es una de las razones por la que BFA-Bankia ha decidido “no tener en cuenta los beneficios antes de provisiones estimados para los próximos tres años a la hora de cuantificar las necesidades de capital del grupo”.
 
La otra razón para no hacer uso de los resultados recurrentes se debe a la “posible necesidad de tener que asumir costes extraordinarios derivados del plan que se acuerde con las autoridades europeas y españolas en los próximos meses para obtener su autorización al plan de recapitalización anunciado”.  Acotaciones recogidas en un hecho relevante, remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), a mediodía de ayer lunes, para proporcionar “información adicional” sobre la presentación del Plan de Saneamiento y Recapitalización que se había realizado dos días antes.
 
Información adicional que viene a decir que pueden no resultar suficientes los 12.475 millones que se van a destinar para cubrir los créditos promotores y los activos adjudicados. Los 8.745 millones de euros que afloraron con los requerimientos de provisiones y de capital recogidos en los Reales Decretos-Ley 2/2012 y 18/2012, a los que ahora se han sumado otros 4.000 millones por necesidades adicionales identificadas tras analizar nuevamente la cartera inmobiliaria.
 
Se duda, pues, de que resulte suficiente esa cobertura del 48,9% de la exposición inmobiliaria –del 56,6% si miramos solo la referida a los activos adjudicados– contemplada en el Plan de Saneamiento y Recapitalización. Coberturas que propiciaron, junto al resto de variables (saneamientos de activos fiscales y participadas, coste financiero por las participaciones preferentes suscritas por el FROB o el ajuste de los activos fiscales originados en el proceso de la revisión de la combinación de negocios que dio origen al Grupo), que las cuentas consolidadas reformuladas del BFA, remitidas anoche a la CNMV, arrojaran unas pérdidas de 3.318 millones de euros, 110 veces más elevadas que las declaradas inicialmente.
 
El potencial aumento adicional de las provisiones a aportar vendría determinado por un incremento de esos 9.100 millones de euros de créditos al promotor refinanciados, que ahora han pasado de estar identificados como subestándar tras estar considerados como normales, o por la nueva valoración de los activos adjudicados. Han sido 3.000 los millones de saneamiento adicional aportado por ambos conceptos, 1.200 millones por la conversión de los créditos a subestándar y 1.800 millones para cubrir potenciales pérdidas de las viviendas, solares y plazas de garajes que han acabado en el balance por impagos.
 
Al respecto, conviene tener presente que el Grupo BFA mantiene 41.000 millones de euros de créditos con finalidad inmobiliaria y activos adjudicados por casi 10.000 millones de euros. Por cada 1.000 millones de créditos normales que, como consecuencia de dificultades añadidas de los promotores para su pago, pasen a estar en riesgo, la provisión adicional a aportar sería de 132 millones. Y lo mismo sucede con la valoración de los adjudicados, sobre todo con los suelos, ya con grandes coberturas, pero todavía con margen para asumir mayores pérdidas, especialmente de aquellos de inviable desarrollo.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2017 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...