edición: 2365 , Viernes, 15 diciembre 2017
22/01/2016
Atentos a próximos trimestres

Bankinter demuestra que las comisiones son las reinas de las cuentas

Primer ejemplo de que los resultados salen a golpe del mayor celo en el cobro de comisiones
Juan José González
Con los movimientos tácticos y muy discretos que actualmente se desarrollan en el sector bancario de cara al nuevo proceso de concentración, aparece el no menos interesante debate sobre la sostenibilidad de sus resultados. En este contexto, cabe destacar el relativo a las comisiones por servicios y su peso sobre el margen bruto. La temporada de presentación de resultados se abre a modo de veda con una entidad en el centro de atención del sector financiero: Bankinter. El banco acaba de firmar algo que a todas luces parece un ejercicio brillante, a juzgar por los avances que presentan las ratios de gestión más determinantes del negocio, así como por el respaldo positivo de un amplio grupo de analistas. El resultado de Bankinter, sin embargo, es muy útil para verificar la creciente relación de dependencia que tienen los resultados bancarios de las comisiones que cobran; confirma que son decisivas y deja bien claro qué banco es más o menos caro.
El peso de las comisiones bancarias no deja de crecer en su relación con el margen bruto. La primera razón es la caída en picado de la rentabilidad de la actividad financiera como consecuencia de un período prolongado de tipos de interés muy bajos. Por otra parte, la caída de la de la actividad crediticia en los últimos años ha puesto sobre las cuerdas las cuentas de resultados da la banca que se ha visto obligada a modificar en profundidad las fuentes de sus ingresos. Lejos están los tiempos en los que las comisiones representaban un 15% de media del margen bruto. El sector registraba una fuerte actividad crediticia y también mayor competencia, con casi 70 entidades financieras.

Ahora los ingresos por comisiones de servicios representan el 28% de media de los ingresos, y su protagonismo en la parte alta de las cuentas ha seguido una trayectoria claramente al alza. De esta forma las entidades bancarias logran `cuadrar´ los números y compensar la entrada de otros ingresos, en particular los originados en la actividad crediticia, actualmente la auténtica laguna seca del negocio bancario. 

La importancia de las comisiones ha seguido una espiral creciente, donde se han dado cita grandes, pequeños y medianos bancos. Desde una Caja Pollensa, siempre en una posición llamativa por sus cifras peculiares de entidad pequeña con una cuenta muy ajustada pero con unos resultados de explotación donde las comisiones apenas representan el 12% del margen bruto, hasta una Banca March que supera la media del sector en comisiones con un peso cercano al 38% de sus ingresos totales.

Bankinter, sin embargo, se sitúa ligeramente por debajo de la media del sector, posición que no le deja fuera de la consideración de banco `caro´, tradicionalmente con elevadas comisiones, prueba de ello es que las comisiones de la entidad subieron en 2015 el 6,3%. La cuenta de resultados confirma la salida de la entidad de una situación compleja, a pesar de que se mantiene la caída de rentabilidad en el crédito que, como matizan en el banco, se compensa ampliamente por un coste muy inferior del pasivo. La baja actividad en el crédito es una barrera que el banco ha superado al alcanzar un 11% de ROE, 2,6% más que el ejercicio anterior.

Los resultados del banco, dado su tamaño medio, son muy útiles para confirmar tendencias. En este sentido camina la evolución de los resultados, muy influenciados por la reducción de las provisiones y porque logra una de las tasas de morosidad más bajas del sector con un 4.13%. Pero en cualquier caso, los números de Bankinter vienen a confirman que el movimiento de los bancos, en general, en los últimos meses, no es únicamente un asunto de estrategia puntual (caso de las comisiones por extracción de efectivo en los cajeros). 

El movimiento tiene mayor recorrido que, a buen seguro, se verá marcado, en mayor o menor medida, por la evolución del precio del dinero, de la actividad en otros segmentos del negocio y, sobre todo, de la mejor o peor posición y urgencia de las cuentas de resultados. Es por esto por lo que será necesario seguir la evolución de las cuentas en los próximos trimestres, que confirmarán o no, la tendencia al mayor peso de las comisiones en los ingresos, y del que los resultados que comienzan a conocer ahora, como los de Bankinter, son sólo un adelanto, una muestra representativa de lo que está por llegar.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2017 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...