edición: 2682 , Viernes, 22 marzo 2019
08/02/2017

BP exhibe en la pasarela de los resultados del sector un nuevo año con pérdidas y sus acciones caen

La empresa anuncia un incremento en sus inversiones elevando el precio de equilibrio para el crudo
Carlos Schwartz
BP se sumó a la lista de grandes empresas petroleras que anunciaron resultados para el cuarto trimestre y para el ejercicio pasado con un fuerte optimismo sobre el futuro de la empresa advirtiendo a los accionistas que va a aumentar su inversión en exploración y perforación, pero los resultados anuales fueron un jarro de agua fría para los inversores. Pese a que logró un beneficio de 72 millones de dólares en el último trimestre de 2016 las pérdidas del año alcanzaron a 900 millones de dólares. La petrolera británica sigue padeciendo los efectos del desastre de su plataforma Deepwater Horizon en el Golfo de México ocurrida en 2010 y en la que murieron 11 trabajadores además de derramar al mar millones de barriles de crudo. El año pasado el coste del desastre fue de 7.100 millones de dólares antes de impuestos llevando el total de esa cuenta a los 62.000 millones de dólares. En 2015 las pérdidas de la empresa fueron de 5.200 millones de dólares y en el cuarto trimestre fueron de 2.200 millones.
A raíz de los planes de inversión la empresa ha elevado el precio de equilibrio del barril de crudo a los 60 dólares desde su anterior nivel de 50 a 55 dólares. Esto supone que la empresa quedará más expuesta a cualquier traspié en el precio del crudo en el mercado. A los inversores institucionales les disgustó el escenario y las acciones de la petrolera cayeron un 2,5%.

Los ingresos trimestrales fueron de 400 millones de dólares, por debajo de las expectativas del mercado que esperaban en el 4º trimestre 560 millones de dólares. La empresa atribuyó la debilidad de los resultados a beneficios por debajo de lo esperado en su participación en la rusa Rosneft y a menores ingresos de lo previsto en refino y comercialización, un hecho vinculado al aumento de los precios del crudo el año pasado que ha afectado a todas las empresas del sector.

BP ha hecho adquisiciones recientemente en Abu Dhabi, en África Occidental, y ha iniciado varios proyectos nuevos y le ha dado el visto bueno a otros que esperaban su turno. Tras seis años de recortes en la inversión esta ofensiva fue leída por los analistas como un intento de reponer reservas y aumentar producción en la perspectiva de una recuperación de los precios. El esfuerzo se combina con un objetivo de crecimiento de las inversiones de 2.000 millones por encima de las anteriores previsiones. El precio de equilibrio del barril de crudo en 60 dólares ha parecido excesivo a algunos de los inversores institucionales que mantienen acciones de la petrolera británica. De acuerdo con el consejero delegado de la empresa, Robert Dudley, “el periodo de 2015, 2016 y 2017 constituye el punto más bajo del recorrido de la empresa”.

El ejecutivo señaló que el retorno al crecimiento se espera a partir de 2017 con un aumento de la producción de 800.000 barriles diarios en 2020. Los resultados de la petrolera se suman a los anunciados por Chevron y Exxon Mobile que lograron ingresos decepcionantes para el mercado, y a una inesperada acumulación de caja por parte de Royal Dutch Shell pese a un beneficio débil. Por su parte Statoil anunció pérdidas por importe de 1.900 millones de dólares en el cuarto trimestre tras detraer el efecto a largo plazo de un precio por barril más bajo que el que tenía recogido en sus libros contables.

Las cuentas trimestrales de la petrolera estatal noruega se vieron afectadas por un precio del gas más bajo en Europa y los mayores costes de exploración en sus áreas principales a resultas de lo cual los ingresos fueron de 1.660 millones de dólares comparados con los 1.780 millones en el mismo trimestre un año antes y los analistas esperaban unos ingresos de 2.070 millones de dólares.

Las petroleras atraviesan sin dudas un estrecho desfiladero en la medida que el incremento de precios del crudo ha comenzado a roer los márgenes del refino que a las empresas integradas les dio un respiro en materia de ingresos durante la peor parte de la caída de precios del crudo y sin embargo los incrementos registrados no son suficientes aun para acumular beneficios significativos. El precio medio del barril de crudo en el último trimestre de 2016 fue de 44 dólares un nivel insuficiente para que se observe una mejoría significativa. La verdadera fuente del incremento en los ingresos ha sido el año pasado el recorte en el gasto y las inversiones que han logrado que pequeñas mejorías en el precio se noten en las cuentas de resultados, pero el efecto sigue siendo muy modesto. De allí que los analistas miren con desconfianza la decisión de BP de incrementar sus inversiones. Esta empresa sin embargo tiene a su favor el hecho que la losa de la catástrofe del Golfo de México ha comenzado a ceder. Dudley ha sido excesivamente optimista al decir que el efecto de la explosión de la plataforma y el derramamiento ya ha quedado atrás. Lo que es cierto es que el coste del siniestro se reflejará de forma decreciente en los años sucesivos.

El director financiero de la petrolera, Brian Gilvary, dijo que el escenario de precios de la empresa está confortablemente por encima de los 50 dólares el barril este año lo que dará como resultado unos flujos de caja de entre 21.000 y 22.000 millones de dólares. La política de dividendos de BP es uno de los grandes atractivos para retener a los accionistas institucionales con fuertes inversiones en sus acciones. La empresa anunció que no modificará su política de dividendos. Lo cierto es que si el punto de equilibrio es ahora de 60 dólares, con un precio por barril que se estabiliza en los 50/55 dólares, los ingresos para amortizaciones y dividendos no se hacen visibles en el horizonte inmediato. El año pasado la empresa aumentó su deuda en 36.500 millones de dólares comparado con los 27.200 millones que tomó en 2015. Parte de la deuda de esos dos años se ha destinado al pago de los dividendos de la empresa.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2019 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...