edición: 2346 , Viernes, 17 noviembre 2017
06/03/2009
Observatorio de Coyuntura

Brasil, del miedo a la inflación al de recesión económica

Servicio de Estudios de 'la Caixa'.- A falta de los datos del PIB del cuarto trimestre, los últimos indicadores y las previsiones para 2009 muestran que Brasil no será ajeno a la desaceleración económica global. La economía brasileña creció un 6,9% interanual en el tercer trimestre, aunque los indicadores de actividad hacen prever una fuerte desaceleración hasta el 4,0% en el cuarto trimestre. La demanda interna registró una marcada caída del consumo, aunque la inversión mantuvo un buen tono.

Brasil continúa manteniendo el mayor superávit comercial del continente americano debido principalmente a la fuerte caída de las importaciones. Para el cuarto trimestre se estima que las exportaciones contribuirán positivamente al crecimiento del PIB, con un incremento en volumen del 1,9% interanual.

Entre los últimos indicadores de actividad, la producción industrial continuó deteriorándose y en noviembre cayó un 6,2% interanual. La produción industrial de bienes de capital, aunque más volátil, mantiene la línea de fuerte caída de la actividad, registrando una ganancia del 3,6% interanual en noviembre, frente al 19,9% promedio del tercer trimestre, lo que indica una ruptura en la tendencia del ciclo alcista inversor en bienes de equipo en el cuarto trimestre.

Por el lado de la demanda, las ventas minoristas repitieron en noviembre, al igual que en octubre, un crecimiento negativo del 0,8% intermensual. De forma similar, las compras de automóviles en noviembre acentuaron la caída decreciendo un 13,9% interanual.

El frenazo de la actividad contribuirá a reducir las presiones inflacionistas que preocupaban al Banco de Brasil. El agresivo recorte en enero de 100 puntos básicos en el tipo de interés oficial, para situarlo en el 12,75%, es reflejo del nuevo balance de riesgos, donde el crecimiento es la prioridad. Actualmente, con el crecimiento dañado, y a pesar de que la inflación en diciembre se situó en el 6,5% interanual, el banco central posee margen suficiente para continuar relajando su política monetaria, aunque deberá vigilar posibles presiones sobre el real. En primer lugar, el nivel de la inflación se explica principalmente por un alza temporal que registró el precio de los alimentos. En segundo lugar, la inflación subyacente, una vez se excluyen los precios de los alimentos y la energía, se redujo durante los tres últimos meses hasta el 4,8%. En tercer lugar es importante resaltar que la depreciación aproximada del 35% de la divisa brasileña en los últimos meses de 2008, uno de los principales riesgos para la inflación, no se ha trasladado a los precios. Finalmente, los precios mayoristas, debido a la fuerte corrección en el precio de las materias primas, también disminuyeron hasta el 9,8% interanual, frente al 12,9% de noviembre.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2017 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...