edición: 2576 , Miércoles, 17 octubre 2018
16/06/2010

Brasil y Portugal pasan apuros en la víspera del debut de España

Antonio Cubero
Aunque la jornada de ayer fue de día grande con la llegada de dos de los platos fuertes del ‘grupo de la muerte’ del Campeonato del Mundo de Fútbol con las esperadas entradas en acción de las selecciones de Brasil, con Kaká, Maicon, Robinho y demás componentes de la pentacampeona ‘canrinha’, y el Portugal de un Cristiano Ronaldo cuya popularidad ha eclipsado a la de otro astro mediático como Leo Messi, lo mejor aú está por llegar. Porque al igual que otras selecciones candidatas al título, ni Brasil ni Portugal asombran ni asustan en su primera toma de contacto mundialista en sus respectivos encuentros ante una rudimentaria Corea del Norte y una Costa del Marfil que se mereció mejor suerte. Hoy, por fin, llega el día más esperado desde hace cuatro años. La hora del debut de la selección española. Una espera que se estaba haciendo demasiado larga.Y es que España llega a Sudáfrica como jamás lo había hecho en sus comparecencias en anteriores citas mundialistas. Lo hace con la moral por todo lo alto y con la vitola de favorita, sin temor alguno a las demás selecciones candidatas. Dispuesta a mostrar al planeta fútbol que su condición de campeona de Europa no fue producto de la casualidad. Como tampoco lo es el récord que supone una sola derrota – ante Estados Unidos en la Copa de Federaciones también en terreno sudafricano - en 26 partidos con Vicente del Bosque en el banquillo.

Será esta tarde en el estadio Moses Mabhida de Durban, ante Suiza, un flojo rival dentro de un grupo en el que también figuran los combinados nacionales de Chile y Honduras, cuando La Roja iniciará su camino en  de una primera fase que no debe presentar riesgo alguno para el equipo de Vicente del Bosque de hacerse con la primera plaza. Un objetivo que debe lograr sin problema para así evitar encontrarse con Brasil demasiado pronto, ya que salvo una sorpresa mayúscula el equipo de Dunga debe quedar primera del grupo. Pero, cuidado, en un torneo de esta envergadura hay que ir con la cabeza fría y los pies en el suelo, pues un pequeño detalle te puede poner en la calle sin preguntar el potencial de la selección.

España alineará para el debut el once que todos sabemos de memoria. Del Bosque no es partidario de experimentos. Casillas seguirá siendo indiscutible después de ganar el corto debate con Víctor Valdés, y Ramos, Puyol, Piqué y Capdevila formarán la defensa. El lateral izquierdo ha quedado claro porque el madridista Arbeloa, diestro, no es mejor que el zurdo Capdevila. Todo parece indicar, una vez recuperado Iniesta, que jugará junto a Xavi, Busquets, Xabi Alonso y Silva. Y en puntta de ataque, en principio, solo el nuevo delantero del Fútbol Club Barcelona, Dvid Villa.

Esta Selección está en estado de gracia. Además de la calidad que atesoran sus componentes, también se ha visto favorecida por la tranquilidad con la que lleva viviendo desde que el ex seleccionador Luis Aragonés lograra formar una auténtica familia bautizada como La Roja para conquistar el Campeonato de Europa de selecciones después de 46 años. Un trabajo bien hecho que más tarde Vicente del Bosque ha mantenido sin necesidad de llevar a cabo una revolución y sin que su buen ambiente reinante en la comunión selección-prensa se viera alterado por el fugaz debate sobre la titularidad de Iker Casillas, ni tampoco por las opiniones negativas que se produjeron cuando se supo que cada jugador de Del Bosque se embolsará 600 mil euros si el día 12 de del próximo julio España se proclama campeona del mundo.

El Mundial debe ser el escaparate ideal para una generación de ‘jugones’ con hambre de gloria y que se divierte con el fútbol. Ese fútbol que ya está necesitando este Mundial que no anima ni el mismísimo Ronaldo, ayer muy oscurecido y a punto de un ataque de nervios ante la presión a que fue sometido  por los disciplinados ‘elefantes’ de Costa de Marfil. O de los apuros de Brasil para imponerse con un ajustadísimo 2-1 a los norcoroeanos . Hasta el minuto 55 no pudo derribar Maicon – casi seguro fichaje del Real Madrid para la próxima temporada—la muralla asiática.

A buen seguro que en la concentración española en Durban se habrá tomado nota de un choque en el que Costa de Marfil y Portugal dispusieron de buenas ocasiones para evitar que el enfrentamiento entre los candidatos a ocupar la segunda plaza del grupo acompañando a Brasil finalizara con 0-0, no pudo ser. La más clara fue un disparo de Cristiano Ronaldo que se estrelló en el poste, pero los africanos también pudieron dar un paso de gigante hacia octavos de haber aprovechado alguna de sus oportunidades, sobre todo una marrada por el mejor jugador del continente africano, el delantero del Chelsea, Didier Drogba. Como también estuvieron a punto de saltar las alarmas de una lenta y previsible selección ‘amarella’, número uno del ránking FIFA, ante una adversaria que ocupa el puesto 105 y siendo la segunda vez en su historia que participa en un Mundial.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2018 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...