edición: 2982 , Viernes, 5 junio 2020
12/09/2011
RSE

Bruselas depura su estrategia de Responsabilidad Social

Beatriz Lorenzo

Despojada de su inicial carácter filantrópico y puramente teórico, la Responsabilidad Social se hace global, pierde su sesgo “buenista” y se convierte en una verdadera herramienta de gestión.De entre las múltiples directrices y pautas que afloran en el panorama internacional destacan las relacionadas con aspectos más o menos novedosos, como los avances de las nuevas tecnologías o la Responsabilidad Social como vía para enderezar la gestión empresarial.

De hecho, los códigos éticos, las directrices sobre economía social y los índices bursátiles responsables- otro método más indirecto de “guiar” a las empresas por el camino de la sostenibilidad y la transparencia- están a la orden del día. Para los adalides de la regulación y de la verificación externa, éstos son, precisamente, los únicos métodos válidos para garantizar la conducta responsable de las compañías, ofreciendo además comparabilidad entre corporaciones y una medición empírica del nivel de “cumplimiento” empresarial.

Pautas y guías aparte, los organismos internacionales se esfuerzan en dar impulso y dotar de un marco estable a la Responsabilidad Social. Así, como parte del impulso “responsable” de la Presidencia polaca de la Unión Europea, se ha celebrado recientemente en Gdansk (Polonia) el Foro de Empresas Responsables para fomentar el auge de la RSE en la UE. Las conclusiones se presentarán a la Comisión en un informe de la Presidencia, un trabajo que servirá para matizar la Comunicación de la Comisión Europea sobre la RSE que se publicará en septiembre de 2011.

No cabe duda que el plan de acción de la Comisión en materia de RSC lleva tiempo centrándose en la transparencia sobre todo aquello que tiene que ver con criterios ambientales, sociales y de buen gobierno, con el objetivo de llegar a un nivel mínimo de información de todas las empresas en los distintos países miembro. Asimismo, quiere incidirse en la urgencia de que Europa respalde los mecanismos ya existentes en materia de RSC, así como la necesaria conexión entre RSC y competitividad empresarial, muy necesaria para desligar al concepto de su concepción tradicional de herramienta incapaz de generar beneficios.

Así las cosas, durante el Foro celebrado en Polonia se ha deliberado sobre desafíos y retos tales como la “Visión 2050”, informe elaborado por el Consejo Mundial Empresarial para el Desarrollo Sostenible o la “Estrategia Europa 2020” para un crecimiento sostenible.

Entre las definiciones aportadas por la Comisión Europea para  matizar el concepto de RSE existe una muy esclarecedora: "la integración voluntaria, por parte de las empresas, de las preocupaciones sociales y medioambientales en sus operaciones comerciales y en sus relaciones con sus interlocutores". En su labor acerca de estos aspectos, la CE ha puesto el acento en el hecho de que las empresas deben asumir compromisos sociales y medioambientales en sus actuaciones y ha querido poner el acento en la voluntariedad.
La actividad de los gobiernos en materia de la RSC es indisoluble de su respuesta a los principales retos actuales en la materia. Cada vez más, el auge de la RSC se vincula con retaos generados por la globalización económica, la crisis y los cambios del estado de bienestar, con la búsqueda de nuevas formas de gobernanza y la promoción del diálogo social.

Además, en materia social, la Unión Europea ha manifestado recientemente su intención de armonizar la RSE a nivel europeo. A través de la Comunicación de la Comisión del Consejo, del Comité Económico y Social y del Comité de las Regiones  del Parlamento Europeo, llamada “Hacia una única Ley del Mercado en la Zona, Para una economía social de mercado altamente competitiva. 50 propuestas para mejorar nuestro empleo, nuestros negocios y nuestro comercio”, se dan a conocer una serie de recomendaciones entre las que destaca la de realizar un Libro Verde sobre transparencia de la información Ambiental, Social y de Derechos Humanos, lo que, según el texto, “podría dar lugar a iniciativas legislativas”.Esta iniciativa comunitaria cobra mayor sentido- y fortaleza- teniendo en cuenta que recientemente vio también la luz la propuesta, de la mano de la Comisión de Comercio Internacional del Parlamento Europeo de que se incluyan cláusulas de RSE en los acuerdos comerciales que se realicen en la UE. Con ello proponen que se incentive a las empresas que contraigan compromisos en materia de RSE con los stakeholders relacionados con la materia: sindicatos, consumidores y comunidades locales. En relación al controvertido tema del reporting, el Parlamento ha propuesto también la obligatoriedad de elaborar el balance en materia de RSE mediante un documento de alcance público así como la creación de un comité parlamentario de seguimiento para cada tratado de libre comercio como punto de información y diálogo entre los diputados de la UE y los parlamentarios de los estados miembro, con el objetivo de velar por la aplicación de dicha cláusula.

EUROPA 2020

Por su parte, “Europa 2020” se perfila como la estrategia de crecimiento de la UE para la próxima década.la actualidad, es neceario que la UE posea una economía inteligente, sostenible e integradora. Estas tres prioridades, que se refuerzan mutuamente, contribuirán a que la UE y sus Estados miembros generen altos niveles de empleo, productividad y cohesión social .Concretamente, la Unión ha establecido para 2020 cinco ambiciosos objetivos en materia de empleo, innovación, educación, integración social y clima/energía. En cada una de estas áreas, cada Estado miembro se ha fijado sus propios objetivos. La estrategia se apoya en medidas concretas tanto de la Unión como de los Estados miembros.

Además, el Comité Económico y Social Europeo se perfila como el organismo capaz de desempeñar un papel fundamental, sobre todo a través de su red de comités económicos y sociales nacionales. Por su parte, el Comité de las Regiones puede contribuir a movilizar a las administraciones regionales y locales, que en numerosos países miembros tienen competencias en ámbitos vinculados con la estrategia Europa 2020, tales como la educación, la innovación, los transportes o el cambio climático.

Noticias Relacionadas

Director
Juan José González ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
c/ Real, 3. 40400 El Espinar (Segovia)
Teléfono: 92 118 33 20
© 2020 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...