edición: 3102 , Viernes, 4 diciembre 2020
24/10/2009
ISR

Bruselas se apunta al desarrollo de la innovación y de la inversión socialmente responsable

Se baraja la ampliación del Fondo Europeo de Inversiones para financiar proyectos de innovación
El ejecutivo de la UE prepara un “Manifiesto por la Innovación” que verá la luz en 2010
Beatriz Lorenzo

La recuperación económica ha de pasar, forzosamente, por la innovación, la única forma de abrir caminos nuevos en el espeso enramado del estancamiento, la apatía y los modelos de negocio obsoletos. Pese a que en España se han recortado, ante la desolación de la comunidad científica, los partidas presupuestarias destinadas a I+D+i, es obvio que la innovación no puede ser dejada de lado si realmente se quiere llegar a un modelo productivo firme y estable. Bruselas también es de esta opinión y el ejecutivo de la Unión Europea cuece en el horno su “Manifiesto por la Innovación” que tiene como objetivo reforzar el concepto de la innovación en el marco empresarial europeo.

Una medida óptima sería la ampliación del Fondo Europeo de Inversiones (FEI) para financiar empresas corporativas y proyectos de innovación. El FEI debería fomentar la creación de fondos con la masa crítica de recursos y conocimientos que ahora mismo se precisan en el mercado europeo de inversión.

La próxima primavera verá la luz una Ley de Innovación Europea que reunirá los esfuerzos para convertir a Europa en un escenario empresarial mucho más competitivo. Las Directivas y Reglamentos europeos debería también apoyar la innovación, así como la contratación pública socialmente responsable, otro de los aspectos a mejorar en el viejo continente.

Debido a que las telecomunicaciones y la Red como cauce de comunicación e innovación han cobrado cada vez más importancia, se han alzado ya voces que proponen que la UE se comprometa al acceso universal a las redes de banda ancha, accesible a todos los Estados Miembros. El intercambio de información a través de nuevas herramientas Web 2.0  alimentaría la innovación, ganándose en velocidad y accesibilidad.

También se está tratando de involucrar a los ciudadanos como participantes del proceso de innovación europeo. Y es que a pesar de  que raramente suelen ir de la mano, la competencia y la colaboración creativa son los impulsos fundamentales de la innovación, sus revulsivos más eficaces.

EL AUGE DE LA INVERSIÓN SOCIALMENTE RESPONSABLE

La innovación es la cara valiente y arriesgada de la economía europea. Existe otra cara, más estable, que se centra en el desarrollo de las comunidades desfavorecidas, la promoción del medio ambiente, etc. La Inversión Socialmente Responsable se ha puesto las pilas en el viejo continente y protagoniza también los objetivos de Bruselas.

En Europa podemos afirmar que existe una constante evolución de los inversores, ya que éstos, cada vez más, tienden hacia actitudes inversoras más responsables. Existe una gran diversidad dentro de la Unión Europea en cuanto al desarrollo de la industria de la inversión socialmente responsable, orientada cada vez más hacia fondos de inversión éticos y ecológicos.

Sin embargo, el crecimiento de los fondos de inversión responsable todavía no ha llegado a cumplir los objetivos prefijados. Uno de los problemas que limitan su crecimiento es que existen, según el país, diferentes definiciones del concepto de inversiones éticas o socialmente responsables. Por ejemplo, el concepto de inversiones o fondos éticos se utiliza para designar, además de los fondos de inversión éticos y con responsabilidad social ofrecidos al público en general por las gestoras, los fondos institucionales o de pensiones que mantienen una preselección de la cartera de inversión. Sin embargo, en España, al carecer de una legislación específica hay una confusión entre el concepto “ético” y “socialmente responsable”.

Pero a pesar de toda esta confusión terminológica, podemos afirmar que en Europa existe una constante evolución de la inversión socialmente responsable. Los inversores tienen cada vez más interés por saber cuál es el destino del dinero que invierten.

Reino Unido sigue siendo el país pionero en Europa en este tipo de productos financieros responsables. En el ámbito anglosajón a este tipo de productos se les denomina ethical funds o socially responsable funds. Por otro lado, Francia se ha convertido en uno de los mercados más dinámicos dentro de la Unión Europea en el desarrollo y fomento de la inversión socialmente responsable.  Como contraste en España este tipo de productos financieros responsables tienen una pequeña representatividad respecto al resto de países de nuestro entorno.

Noticias Relacionadas

Director
Juan José González ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
c/ Real, 3. 40400 El Espinar (Segovia)
Teléfono: 92 118 33 20
© 2020 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...