edición: 2614 , Miércoles, 12 diciembre 2018
07/12/2018
LA OREJA DE LARRAZ

Bruselas pide opiniones sobre los compromisos de Visa y Mastercard para evitar un monopolio

Javier Ardalán
La Comisión ha mostrado su preocupación por que las tarifas de intercambio interregional (FOMIN), aplicadas a los pagos realizados en el Espacio Económico Europeo (EEE) con tarjetas de crédito y débito del consumidor y emitidas fuera del EEE, puedan aumentar anticompetitivamente los precios de los minoristas europeos que aceptan pagos con tarjetas emitidas fuera del EEE y, a su vez, conducir a precios más altos para los bienes y servicios de consumo en el EEE.
De esta forma, Bruselas ha comenzado a solicitar comentarios de las partes interesadas sobre los compromisos ofrecidos por separado por Visa y Mastercard para abordar los problemas de competencia relacionados con las tarifas de intercambio interregionales para transacciones con tarjetas de pago.

Cuando un consumidor utiliza una tarjeta de débito o crédito en una tienda o en línea, el banco del minorista paga una tarifa denominada FOMIN al banco del titular de la tarjeta. El banco del minorista transfiere este cargo a su cliente que lo incluye, como cualquier otro costo, en los precios finales a todos los consumidores, incluso a aquellos que no usan tarjetas.

Mastercard y Visa establecen el nivel de los FOMIN (incluidos los FOMIN interregionales) aplicados por sus bancos licenciados entre ellos. En ausencia de acuerdos bilaterales entre los bancos, el nivel de los FOMIN establecidos por Mastercard o Visa se aplica de forma predeterminada.

El artículo 101 del Tratado de Funcionamiento de la UE prohíbe los acuerdos anticompetitivos y las prácticas concertadas que pueden afectar al comercio y prevenir o restringir la competencia. La Comisión toma la opinión preliminar de que MasterCard y Visa, respectivamente, y sus licenciatarios (que emiten tarjetas de marca MasterCard y Visa a los titulares de tarjetas o que adquieren transacciones con esas tarjetas para minoristas) forman una asociación de empresas.

El artículo 9, apartado 1, del Reglamento (CE) nº 1/2003 permite que las empresas investigadas por la Comisión ofrezcan compromisos con el fin de responder a las preocupaciones de la Comisión y faculta a la Comisión para hacer que dichos compromisos sean vinculantes para las empresas. El artículo 27, apartado 4, del Reglamento (CE) nº 1/2003 exige que, antes de adoptar dicha decisión, la Comisión proporcione a los terceros interesados la oportunidad de comentar los compromisos ofrecidos.

Mastercard y Visa, cada uno por separado, con la intención de abordar los problemas de competencia planteados por la Comisión, decidieron ofrecer diversos compromisos que reducirían los FOMIN interregionales en al menos un 40%.

Así, se han ofrecido a reducir el nivel actual de aranceles de intercambio interregional por debajo de unos límites máximos vinculantes, dentro de los seis meses posteriores a la decisión de la Comisión por la que los compromisos son legalmente vinculantes.

También se han comprometido a abstenerse de sortear estos límites máximos por cualquier medida equivalente en objeto o efecto a los FOMIN interregionales.

Y, finalmente, han aceptado publicar todas las tarifas de intercambio interregionales cubiertas por los compromisos de manera claramente visible en sus respectivos sitios web.

Los compromisos se aplicarían por un período de cinco años y seis meses. Un administrador se encargaría de supervisar la implementación de los compromisos por parte de las dos compañías.

La mayoría de las transacciones con tarjetas en el EEE se realizan con tarjetas emitidas en el EEE. Las decisiones de la Comisión y las medidas reglamentarias de los últimos años han limitado los aranceles de intercambio para esas transacciones dentro del EEE.

Recuerda la Comisión Europea que, en diciembre de 2007, descubrió que las tarifas de intercambio de MasterCard en transacciones transfronterizas en el EEE (por ejemplo, cuando un ciudadano belga usa su tarjeta para pagar en una tienda en Francia) restringen la competencia entre bancos. En septiembre de 2014, las conclusiones de la Comisión en la decisión fueron confirmadas por el Tribunal de Justicia.

En 2009, para cumplir con la decisión de la Comisión, MasterCard redujo las tarifas de intercambio transfronterizas (dentro del EEE) aplicadas por sus bancos miembros a promedios ponderados máximos de 0.2% para tarjetas de débito y 0.3% para tarjetas de crédito.

En diciembre de 2010 y febrero de 2014, respectivamente, la Comisión adoptó decisiones por medio de compromisos jurídicamente vinculantes ofrecidos por Visa Europe (la antigua asociación de bancos de Europa en el programa Visa) para limitar a los mismos niveles (0,2% y 0,3%) las tasas de intercambio para todos los -EEA transacciones de tarjetas de crédito y débito. 

En abril de 2015, el Consejo de Ministros de la UE y el Parlamento Europeo adoptaron el Reglamento de tarifas de intercambio, que a partir de diciembre de 2015 limitó las tarifas de intercambio de las tarjetas emitidas y utilizadas en Europa (un máximo de 0,2% para tarjetas de débito y 0,3% para tarjetas de crédito). El Reglamento de tarifas de intercambio estableció un campo de juego nivelado para los pagos con tarjeta en las transacciones dentro del EEE. Sin embargo, los límites máximos del Reglamento no se aplican a las transacciones interregionales, ya que el Reglamento no se aplica a las tarjetas emitidas fuera del EEE.

La Comisión invita, de esta forma a todos los interesados a presentar sus opiniones sobre los compromisos en el plazo de un mes a partir de su publicación en el Diario Oficial de la UE. De acuerdo con los comentarios recibidos, la Comisión tendrá una opinión final sobre si los compromisos abordan sus problemas de competencia.

La Comisión aspira a adoptar una decisión que haga que los compromisos sean legalmente vinculantes para Mastercard y Visa, de acuerdo con el artículo 9 del Reglamento 1/2003 antimonopolio de la UE.
Esta decisión no determinaría si hubo o no una infracción de las normas antimonopolio de la UE, pero obligaría legalmente a Mastercard y Visa a respetar los compromisos ofrecidos.

De esta forma, si una empresa rompe dichos compromisos, la Comisión puede imponer una multa de hasta el 10% del volumen de negocios mundial de la empresa, sin tener que demostrar una infracción de las normas antimonopolio de la UE. 

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2018 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...