edición: 2804 , Lunes, 16 septiembre 2019
21/09/2015
banca 
Independentismo catalán

BBVA se ofrece para liderar el mercado bancario español

Santander calla y se esconde, y su líder Ana Patricia Botín evita el debate político, subestima sus intereses en Cataluña 
Francisco González, presidente de BBVA
Juan José González
La amenaza de exclusión financiera si el proceso secesionista catalán llega a producirse, ha provocado la reacción en bloque de la patronal bancaria (AEB). Caixabank y Sabadell ya se han pronunciado al respecto en numerosas ocasiones, pero se esperaba la intervención de un líder destacado del sector. Y parece que Francisco González (FG), presidente del BBVA, se ha ofrecido voluntario. Es una ocasión singular, motivada por un acontecimiento político, unas elecciones autonómicas cargadas de efectos y consecuencias económicas y financieras de profundidad. También una ocasión para salir en defensa de los intereses propios, en este caso del negocio bancario. FG, aconsejado por su nuevo equipo, parece haber entendido que la oportunidad que le presta la coyuntura es de oro.
BBVA cuenta con un importante volumen de negocio en Cataluña: se puede afirmar que tras los `locales´ Caixabank y Banco Sabadell, la posición más relevante en el mercado catalán le corresponde al banco de Francisco González, un mercado llamado a representar casi la mitad de sus beneficios locales en los próximos años. No sucede lo mismo con Santander, con menor presencia en la Comunidad autónoma catalana, donde siempre quiere pero nunca puede o nunca se decide o, quizá, donde siempre llega tarde. Debe ser por ello, también quizá, el motivo por el que muestre menor preocupación que el banco azul, un evidente pasotismo sobre el proceso político actual y con la sombra de una posible secesión. El revuelto río político parece haber sido elegido por el FG para reivindicarse como el líder bancario español frente a Ana Patricia Botín

Lo cierto es que en el río revuelto de la política, la banca se ha mostrado beligerante, exponiendo su postura contraria al proceso. Lo ha hecho desde la Asociación Española de Banca (AEB) aunque de forma individual, y fuera del ámbito catalán, haya sido el presidente del BBVA, Francisco González, quien con mayor claridad y contundencia se ha posicionado -y pronunciado- sobre el `proyecto secesionista´. La irrupción en el escenario de FG se encuentra `legitimada´ en el evidente interés de la entidad financiera que preside en el mercado catalán, donde se encuentra un tercio de su negocio actual, y una buena base de sus clientes. Pero no es el único motivo.

El mercado, los inversores y el sector bancario conocen el déficit de liderazgo del presidente del banco azul, siempre en segundo o tercer lugar en cualquier ranking del sector, nunca el primero por beneficios, por eficiencia por gobierno corporativo. Un segundón en toda regla. Tampoco está sobrado el líder bancario de carisma, simpatía o aprecio entre los suyos. El continuo cambio de ejecutivos, la rotación permanente de la plantilla, evidencian una peculiar y personal metodología de la gestión de los recursos humanos. Y de cambios y recambios está la entidad azul de estreno estos días de septiembre. Un área de Comunicación renovada, se apresta estos días a dar sus primeros pasos. La apuesta clara es la figura del presidente, denostada, maltratada e impopular, víctima y diana de los más variados ataques. Porque la del presidente Francisco González, es la peor imagen -hasta el momento- del banco azul.

Comunicación apuesta ahora por mejorar la imagen de FG, renovarla y lanzarla hacia el liderazgo del sector. El trabajo, arduo y complejo, se llevará a cabo en los próximos meses. Pero ya ha comenzado con la irrupción de FG en la arena política, un terreno habitualmente rechazado y esquivado por los banqueros aunque que, dadas las circunstancias -el proceso secesionista catalán- parece haber habilitado a todos los sectores interesados. Es una ocasión de oro para el presidente, en una causa común, cuando ya casi se han pronunciado todos los sectores sociales -menos la Iglesia- y que ahora se produce casi, de forma simultánea, a la declaración pública de la AEB la pasada semana. Es decir, FG y su departamento de Comunicación, se han cuidado en salir a un escenario sin riesgos, cubiertos por el paraguas de la patronal bancaria. El nuevo equipo de Comunicación no ha dejado pasar la oportunidad.

La irrupción pública -personal y en solitario- del banquero a propósito de una "posible exclusión financiera" si Cataluña se independiza, deja sin embargo, en evidencia la falta de reflejos o quizá la apatía o pasotismo del primer banco del mercado español, Santander, en tan capital y trascendental asunto. Con la no intervención o la falta de declaración personal de la líder del banco, Ana Patricia Botín, se confirma el escaso -o bajo- perfil elegido para la presidenta del banco. Un papel secundario que seguramente habría evitado su antecesor, siempre partidario y defensor de las causas comunes, y que, como en este caso, trascienden el ámbito de lo meramente bancario. Quizá su equipo de Comunicación debería aconsejar mejor a la presidenta al entender que, aunque el riesgo en el mercado catalán sea limitado para el banco, no deja de representar una parte sustancial de su cuenta de resultados.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2019 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...