edición: 2109 , Viernes, 2 diciembre 2016
22/09/2008
Moncloa acaricia la idea, Economía se opone

¡Como para invertir en Bolsa las pensiones!

Carrera de ideas en busca de las mejores ganancias para los más de 50.000 millones de euros del Fondo de Reserva de la SS
No está el mercado como para garantizar nada
Juan José González

Dicen que fue al final de una larga reunión de trabajo en Ferraz donde se rescató la vieja idea de “mover” el Fondo de Reserva de Pensiones de la Seguridad Social. Otros atribuyen a José Luís Rodríguez Zapatero la inquietud por “darle vida” al Fondo en uno de sus viajes a Alemania y tras una reunión con Angela Merkel, donde quedó prendado del sistema de pensiones germano. Sea como fuese lo cierto es que el tema en cuestión se lanzó a principios del año pasado con bastante virulencia y deseos de ser uno de los temas estrella de la gestión socialista. Pues bien, parece que la idea no ha pasado inadvertida para la Fundación Ideas, refugio del que fuera impulsor del proyecto de “colocar en Bolsa” el delicado Fondo de Reserva, Jesús Caldera Sánchez, y sobre el que esta abierto “un período de recogida de soluciones de futuro para las pensiones”. El tema no es trivial, estamos hablando del 4% de nuestro PIB.

Se trata sin duda de una caja golosa para políticos y gestores de patrimonios: ¡imagínense lo que se puede hacer con el 10% de 51.300 millones de euros! El Fondo de Reserva de Pensiones está ahora, más o menos, en esa cifra, que equivale a nueve meses de nóminas de las pensiones del Sistema de Retribuciones de la Seguridad Social. Es, por tanto, uno de esos stocks de capital que ya quisieran gestionar muchas de nuestras gestoras.

En sus casi ocho años de vida, el Fondo se ha revalorizado a una media del 4% anual que, pensando en los rendimientos en ese período de la renta variable, fija o emisiones de deuda privada, la verdad es que es como para poner a los gestores en otras tareas. Y no digamos nada si pensamos en que la inflación ha comenzado hace unos meses a comerse las ganancias.

Ahora, los think tanks españoles (la Fundación Ideas no es el único que esta sobre el asunto) faltos de ideas estudian el tema con cariño, celo y “con proyección de futuro” dicen, como en Alemania, Suiza, Holanda, o Suecia. Y mientras desde La Moncloa se ve con buenos ojos que Ideas trabaje en esa dirección, desde el ministerio de Economía, apuntan que no es éste el momento más oportuno para hablar de “buenas inversiones alternativas”, con un panorama de crisis, paro, expectativas de rentabilidad de activos, y déficit creciente a la vista. En un momento de claro declive económico se ha impuesto el “con las cosas de comer no se juega”.

El think tank socialista deberá buscar horizontes o escenarios más benignos y menos borrascosos en vez de sugerir la modificación de la legislación reguladora del Fondo de Reserva. Otra cosa distinta es que la idea sea recogida por otro ministerio para que, el proyecto de ley, tras pasar por la mesa de diálogo social, entre en el Parlamento para ser tramitado antes de que finalice 2008.

Por cierto, pone los pelos de punta pensar lo que hubiera sucedido si esa parte del Fondo hubiera salido a Bolsa antes de septiembre de 2007 y le hubiera pillado el aciago 2008, ¿cómo se iba a explicar al público, a los partidos políticos o a las formaciones sindicales, todos ellos críticos y contrarios que mostraron desde el principio su rechazo frontal a la operación? Suponemos que a ningún Gobierno le gustaría tener que rendir cuentas con pérdidas del 30%. O imaginemos que hubiera estado invertido en otros mercados, por ejemplo, EE UU o países emergentes, o asegurados en AIG... Hubiera sido la pasada, una semana para olvidar.

El viento se suele llevar todo aquello que tiene poco peso, que es ligero, y la idea de sacar al mercado tan delicado patrimonio se antoja un tanto temeraria; ¿no hay otras ideas, fórmulas o caminos para sacarle rendimiento al Fondo? Porque no hay que olvidar que vienen tiempos de escasa alegría para nuestra economía y que seguramente se necesitará hacer acopio de fondos. Unos fondos cuyo criterio de gestión debe ser, por imperativo, la seguridad y como añadido la rentabilidad. Pero, sólo por este orden.

Recordar por último que el Tribunal de Cuentas recomendó, en su día, la diversificación de las inversiones y tras el acuerdo de 2006, la Secretaría de Estado de la Seguridad Social marcó las pautas sobre la reforma que ahora quiere liderar el think tank. La legislación actual obliga a destinar el dinero exclusivamente a “personas jurídicas públicas nacionales y extranjeras de calidad crediticia elevada y con un significativo grado de liquidez” definición ésta ‘clavada’ de deuda pública.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2016 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...