Ana P. Botín, a rebato: extratipos, mal; comunicación, peor
edición: 2534 , Viernes, 17 agosto 2018
01/09/2015
banca 

Ana P. Botín, a rebato: extratipos, mal; comunicación, peor

Desconfiaban este cálido mes de agosto pasado sobre el verdadero sentido de la llamada-convocatoria de Ana Patricia Botín a su nuevo consejo de dirección. Una llamada a rebato en toda regla. No sabían el motivo de la llamada-cita de la presidenta porque, a diferencia de su progenitor, ella no envía orden del día ni asuntos a tratar. Así pues, sorpresa, sorpresa.

Sí se sabía que la cita en Santander era sin corbata, informal, con ropa de marca, discreta y cómoda, `casual´ en términos textiles. Y claro, la sorpresa fue doble; como cuando alguien dice aquello de tengo una noticia buena y otra mala ¿cuál prefieres primero? Pues bien, la primera fue la buena.

Buena porque bien está en reconocer los errores y los problemas. Y para problemas el de la mala imagen que transmite el banco de Ana Patricia Botín. El banco destaca por ser el más señalado por los asuntos judiciales, denuncias y más denuncias, un sin fin de demandas. Este asunto guarda, conecta y enlaza con Comunicación, al parecer un departamento cuestionado en el banco porque no está a la altura de este tipo de crisis (con todo un abogado del Estado al frente y todo).

Se hace la crítica discretamente porque el agujero del grupo -uno entre varios- es el de la comunicación. No comunica nada por iniciativa propia. El Consejo -de Administración- tiene la mala sensación de que el departamento trabaja poco y mal... algo que no se puede permitir Ana Patricia, acostumbrada a la eficacia británica. Pues bien, de esto se habló en Santander en agosto, llegando a la conclusión de que hay que esperar un poco más para hacer los cambios. Ya llegarán.

La mala es que los resultados de la campaña del producto estrella para captar pasivo (y levantar también clientela a la competencia) está resultando lesiva para los costes del grupo. Lesivos son los más de 600 millones de extratipo que paga Santander a los clientes actuales para que acepten la nueva oferta del banco y se vinculen con lo que sea, pero se vinculen; que gasten más con el banco.

Lleva su tiempo hacer las cosas bien, pero no parece que este sea el caso, pues los beneficios no acaban de llegar en ninguna de sus múltiples formas de manifestación. El banco no vende más, no hay confianza ni seguridad, y además los competidores informan de que el beneficio para el cliente en la nueva cuenta es relativo. Si cierto es que hay que dar tiempo al tiempo, en el caso de Santander ya se pone fecha límite para `ejecutar´ responsabilidades. Y lo cierto es que el mensaje elegido por Comunicación no es otro sino que la rentabilidad de la cuenta de Ana Patricia es un asunto de largo plazo, justo la evasiva huidiza más utilizada para echar balones fuera o justificar lo injustificable.

Si tomamos la palabra rebato como sinónimo de alarma habrá que pensar en eso, en que en el Santander se han encendido las alarmas.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2018 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...