Bankinter coge tamaño para la fusión
edición: 2532 , Miércoles, 15 agosto 2018
04/09/2015
banca 
Concentración bancaria

Bankinter coge tamaño para la fusión

Acelera su estrategia de crecimiento, hasta ahora insuficiente de forma orgánica, de cara a una nueva operación corporativa
Juan José González
Las entidades de la `primera división´ del sector bancario español, pisan el acelerador en sus movimientos en la nueva fase de concentración sectorial. Los de la `segunda división´, integrado por Bankinter y Banca March, junto a media docena de las antiguas cajas, no se quedan atrás. Mientras uno sitúa al frente a una nueva generación, el otro, en celebración del medio centenario, se asoma al país vecino en plenas rebajas y las cajas no pasan de las conversaciones. La concentración bancaria ha comenzado y aumentará velocidad en los próximos meses. Bankinter arranca con un movimiento "típico para mejorar masa crítica y acercarse a los competidores de menor tamaño del grupo de la `primera división´ de la banca española", opina un banquero de la división de honor.
Una vez realizado el ajuste de estructuras -oficinas y empleados- para mejorar el rendimiento de la actividad típica bancaria, el siguiente paso del sector se centra en la concentración de entidades. El movimiento ocupará los próximos meses, quizá uno o dos años, porque el reajuste que se presenta en el horizonte implica, por seguir con el argot deportivo, a las dos divisiones del sector bancario español; la primera, con Santander, Caixabank, BBVA, Sabadell y Popular, y la segunda por las cajas supervivientes -sin contar las rurales- y dos bancos con activos inferiores a los 100.000 millones de euros.

Bankinter, integrante de la segunda división, se mueve no para adelantarse a la coyuntura, sino más bien, para recuperar el tiempo perdido, probablemente consciente de un cierto exceso en el sosiego y la calma en sus decisiones estratégicas. La adquisición del negocio de Barclays en Portugal, además de los seguros de vida lusos de la entidad británica, supone un desembolso de 100 millones de euros y otros 75 millones a medias con Mapfre. Bankinter crece en 1.000 empleados, 84 oficinas y 185.000 clientes.

Adquiere mayor tamaño, no mucho más, pero parece que suficiente como para contar con más activos, por encima de los 65.000 millones de euros, que le situaría en una mejor posición de cara a una operación de fusión que, según algunas fuentes del sector, "se debería plantear entre iguales, o al menos, entre semejantes". Esta puede ser la idea del primer movimiento de Bankinter en el año de la conmemoración de su medio siglo de edad.

El mundo financiero se muestra sorprendido por la "extrema lentitud" en la toma de decisiones estratégicas en un banco del tamaño de Bankinter, carente de la complejidad de los negocios donde se originan sus ingresos. El tamaño en este caso le debería facilitar la toma de cisiones, la agilidad y la resolución en sus operaciones. Un banquero de la competencia apunta a una "formidable y enorme ponderación en la decisión del consejo".

Quizá la nueva adquisición despiste a algunos inversores y a una buena parte de sus clientes, puesto que el banco viene reiterando a lo largo de estos últimos ejercicios que su estrategia se basaría, en el presente y en el futuro, en el crecimiento orgánico. Y la operación de Barclays desmiente el discurso transmitido al público por la Ceo María Dolores Dancausa. Es probable que el consejo de administración haya jugado en esta ocasión la baza de la oportunidad, de un mercado barato y con una entidad como Barclays Portugal en ajuste severo de activos.

Pero lo cierto es que para Bankinter supone presentar una operación con un bajo coste en el país vecino como una operación internacional, la primera en su medio siglo de vida, o la segunda si se tiene en cuenta la anécdota de la licencia bancaria de una filial de un banco holandés. Es por todo que la operación de Portugal, que en principio podría ser un auto regalo de aniversario, es una decisión estratégica, de esas pocas que ha tomado en 50 años. Aunque la sombra de Jaime Botín, como se sabe peculiar accionista de control, tendrá la última palabra.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2018 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...