edición: 2346 , Viernes, 17 noviembre 2017
27/07/2009
BOLSERIAS

Dinero llama dinero

El Ibex sube 1,47% y cierra en los 10.591 puntos
Juan José González

Cuando la única razón para vender es porque ha subido demasiado, es que no hay razón para vender, una especie de sinonimia que sirve estos días a muchos gestores para explicar lo que pasa. Aunque sería más interesante explicar lo que no pasa. Los precios de las acciones suman y siguen. El dinero parece haberle perdido el miedo a eso que llaman perímetro económico; no asustan los malos resultados, y los indicadores con duda se dejan de lado. El dinero sigue llegando al mercado de la renta variable –repetimos- porque no hay mejor alternativa, porque desde marzo se tienen ganancias del 55% y porque los fondos de inversión, cuando los índices alcanzan sus niveles críticos, se encuentran ‘forzados’ a tomar posiciones. Wall Street comenzó en rojo debido a algunos malos resultados empresariales –Verizon, Honeywell- pero se dio la vuelta tras conocer un buen dato inmobiliario -las ventas de casas nuevas- aunque el El combustible duró bien poco. El principal selectivo, como siempre por extensión, finalizó en un nuevo máximo anual con un volumen de negocio de 4.400 millones de euros.
·COTIZACIONES

Algunos operadores no ven nada fuera de lo común en que el mercado suba un 50%; se tiene más en cuenta que el PER de la bolsa se encuentre un 17% por debajo de la media de los últimos 20 años, ahí es nada, lo que les otorga cierto crédito para pensar que pueden tener razón. Puestos a valorar estadísticas, los seguidores de la actualidad al minuto apuntan que el mercado sólo esta dispuesto a cotizar todo aquello que le es favorable, “parece como si por cada sorpresa negativa, tres empresas presentaran resultados ‘mejor de lo esperado’” afirma un analista. Lo cierto es que es muy difícil sacar conclusiones a corto plazo, que dirían los más diplomáticos, que no hay más razones para que la bolsa siga subiendo y que en agosto, a la vuelta de la esquina, los inversores prefieren contemplar los toros desde la barrera. Hoy Nomura se encargó de que los pronósticos sobre la evolución del Eurostoxx 50 pronostiquen una nueva subida antes de que termine el año, y Morgan Stanley anunció una nueva tabla de precios objetivo de los bancos medianos españoles que anima a considerarlos como inversión a corto plazo.

Hoy presentó las cuentas el Popular, aparentemente, con un beneficio que retrocede como consecuencia de las fuertes dotaciones. A los analistas no les parecen mal porque crece en depósitos, aumenta recuperaciones, el negocio recurrente mejora y la mora, aunque alta, parece que esta controlada. El mercado expresó con subidas la disminución de la incertidumbre y unas perspectivas positivas. La jornada no se puede decir que estuvo apoyada por los valores líderes, hoy en un segundo plano, expectantes con la actualidad y prudentes ante las próximas jornadas en que deberán comunicar al público sus resultados: mañana BBVA, pasado Santander y el jueves las dos multinacionales Telefónica y Repsol. El avance del selectivo no tiene su origen en los blue chips, a pesar de que los dos grandes bancos hayan mostrado cierto entusiasmo, más para el Santander, ante la previsión de unas cifras del segundo trimestre que se antojan mejor de ‘lo previsto’.

El mercado estuvo animado por la fuerte actividad de dos compañías: la constructora de Villar Mir, OHL, y la cadena Telecinco. La primera suelta con cuentagotas sus planes de expansión y crecimiento, y consigue firmar contratos que le aseguran, como Sacyr, un futuro con ingresos asegurados. La cadena se encuentra en fase de efervescencia corporativa y trabaja a marchas forzadas para no perder un lugar entre los tres grandes grupos de comunicación para el próximo curso. Con todo esto, los inversores parecen estar dispuestos a asumir mayores riesgos e, incluso, perder la cabeza si fuera necesario.

En los mercados del resto de Europa, las compañías mineras, con Arcelor en cabeza, las financieras y las aseguradoras, ING y AEGON, se llevaban el grueso de las compras. En el lado contrario, las automovilísticas Renault y Daimler retrocedían. En las principales bolsas se esperan nuevos indicadores macroeconómicos para los próximos días.

En el mercado de divisas, el barril de petróleo cotizaba en los 70$ en la referencia brent y 68$ el West Texas. En el de divisas, por un euro se pagaban 1,42$. El euríbor cerró en la sesión con un nuevo récord en 1,377%.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2017 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...