edición: 2110 , Lunes, 5 diciembre 2016
05/09/2008

EDF y Hutton tratan de doblarle el brazo a Downing Street y Centrica

Es la hora de la repesca. O de la venganza. EDF lo sabe. Centrica también. La gala coquetea con el humo que le lanza Downing Street y ha hecho de él, de las ansias del secretario de Estado de Economía, John Hutton y de las necesidades de aliados que clama British Energy (con un descenso de beneficios del 64%) sus mejores armas. En el primer asalto, se ahogó con sus propias ansias, obsesionada por vengarse del golpe belga de Centrica y tan orgullosa de sus ventajas nucleares  como para ofrecerles 15.000 millones por su entrada a la carrera nuclear en tierras del Támesis. Con esas certezas vuelve  al ring por British Energy, la misma lona de pelea de donde la sacaron Invesco y M&G Investment, partidarios de una fusión con Céntrica y su brazo en British Gas.

Los de Gadonneix tendrán, eso sí, que bajarse de la parra. Querían ir a las ‘rebajas de Lafayette’ con BE, pero le costará al menos un 10% más. La mesa está casi puesta. Pero la digestión puede ser incómoda y quizá, al banquete de BE y EDF vuelva a tener que sentarse, - aun como último plato y complementario- Centrica, un comensal incómodo para Gadonneix y que no da la talla de la experiencia que Gordon Brown busca, pero que está participado por Invesco y M&G Investment y tiene la liquidez y la persistencia de engendrar un gigante nacional.

Invesco y M&G Investment se han empreñado en demostrarle a Gadonneix que una cosa es el poderío tecnológico y otra el mercado accionarial; una, la bandera tricolor gala que Sarkozy hace ondear al calor de las centrales que EDF exporta, y otra, las expectativas de los accionistas de British Energy, que se resisten a abrir las puertas de sus valores a precio de saldo. El baile de los pretendientes obliga al gigante francés, si quiere seguir en una carrera tan necesaria como costosa para los planes de Pierre Gadonneix, a presentar un ajuar demasiado caro, más cercano a las 7,35 libras de la cotización que a las  6,80 de su actual oferta.

La mayor compañía de energía nuclear de Reino Unido se encarga de que no se enfríe la danza de conquista, en marcha desde que el Gobierno británico pusiera a la venta su 35%. British Energy afila sus pretensiones y se hace querer. Su estribillo -el no a medias le sirve para calentar el valor y roza ya el 50% de subida en cinco meses- y marcar aún más las distancias en Bolsa entre unas ofertas que considera insuficientes y la capitalización de BE. Un baile en el que EDF, con su reputación en juego, urgida de algún botín para sus ambiciones europeas, se siente obligada a seguir en liza para conjurar las contrariedades que cosechan sus órdagos al viento de la energía europea.

A EDF la apadrina la obsesión de la sarkodiplomacia nuclear por exportar su tecnología, expandir la bandera tricolor y consagrar la ley del embudo- proteccionismo manda- con la que protege a sus enseñas nacionales. Sólo eso ha mantenido sus ratings y le ha permitido seguir de caza, a pesar de la falta de trofeos y de que su músculo financiero sufre más de una contractura. La directiva engendrada con apoyo de Berlín y las embestidas de Rusia obran el resto del milagro en el miedo de los vecinos.

Gran Bretaña -al menos su Gobierno- apuesta por la tecnología nuclear francesa frente a la norteamericana. Y a la vista de la urgencia por encontrarle novia a BE y de la insistencia de John Hutton, Downing Street tiene cada vez recelos en subir al carro de la tercera generación de centrales atómicas a EDF, que venderá reactores también a Italia, Argelia, Iraq y China. Otra cosa es si la invitación de sus británicas majestades llega sola o en compañía.


LA VENGANZA DE CENTRICA

Por mal que le pese al chauvinismo de los medios británicos y al orgullo del Elíseo, puede que todos los caminos de EDF conduzcan, de nuevo, finalmente a los predios de Centrica. Eso será, si llega, el día después. Los puentes de M&G y Invesco, con participaciones en ambas, pueden ser la clave.

La británica Centrica jura que tiene la financiación preparada aunque la concentración de riesgo le impide un gran endeudamiento. Si en su momento ya intentó la carambola con la oferta del 25% de la belga SPE a EDF y el zarpazo que dejó a Gadonneix con la miel belga en los labios, ahora guarda en la manga, al menos, una última baza. La necesidad de una energía más barata como la nuclear manda: su capital está prácticamente diluido en Bolsa; con un 55% del mercado minorista del gas de Reino Unido sufre la escalada de precios de los combustibles en gas y en generación. Y aunque tiene yacimientos propios, sólo se autoabastece en un 30%.

Embriagada de ansias napoleónicas, ebria de la posibilidad de participar en el relanzamiento de la energía nuclear en el Reino Unido, a EDF Europa se le ha quedado pequeña para los anuncios del despliegue de sus garras. El “noviazgo” con British Energy sigue siendo prioritario para la gala porque reforzaría el abastecimiento de su filial EDF Energy -que suministra los dos tercios de la electricidad de Londres pero no produce más que el 50% de sus necesidades- y le haría participar en el relanzamiento de la energía nuclear en Reino Unido, ya que los futuros reactores se instalarían en los parques de centrales ya existentes. Por eso no se resiste a presionar, con el humo de sus medios. Si pierde el tren de BE anotará otro tanto más en su vicio de amagar, pero golpear al aire. El no de BE sumaría con sus desembarcos fallidos en Alemania, sus dificultades en Bélgica con Distrigaz, su humo estadounidense en torno a Exelon y Constellation Energy y sus ansias chafadas en España.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2016 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...