edición: 2579 , Lunes, 22 octubre 2018
22/10/2014

El Gobierno filtra su intención de empujar las interconexiones eléctricas con Francia en el Consejo Europeo

Los 28 tienen previsto revisar este jueves en Bruselas temas energéticos incluido derechos de emisión
Carlos Schwartz

“No va a ser una reunión fácil ni esperamos progresos significativos”, dijo una fuente del sector de la generación de energía a ICNreport respecto del debate abierto en el Consejo Europeo sobre asuntos energéticos cuya revisión está dentro del marco de los objetivos 2030 para el sector. Esta fuente que solicitó no ser identificada señaló que el Gobierno ha hecho saber de forma selectiva a algunos medios que va a plantear en el contexto del debate general la necesidad de que las interconexiones eléctricas con Francia se aceleren. Una de ellas, emprendida en 2008 por Red Eléctrica Española (REE) y Réseau de Transport d´Electricité (RTE) al 50% a través de la sociedad Inelfe, no consigue finalizarse y los funcionarios del Gobierno español han filtrado a la prensa internacional que el motivo son las resistencias por parte francesa. De acuerdo con esa versión el país vecino defiende su generación nuclear de la competencia eólica española que ocuparía toda la capacidad de los 1.400 Mw de la nueva línea. La interconexión que ya cuenta con un túnel completado a través de los Pirineos Orientales tiene financiación por importe de 225 millones de euros de la Unión Europea. Con el refuerzo la capacidad total de las líneas pasaría a 2.800 Mw.

Otra fuente del sector consultada señaló que “la agenda es muy amplia y no está centrada en los problemas de interconexión de España con Francia sino respecto de una estrategia global. Uno de los temas que va a levantar ampollas otra vez es el precio de los derechos de emisión que pese a los esfuerzos hechos hasta ahora por la UE siguen por los suelos y no cumplen con sus objetivos”. De acuerdo con esta fuente las filtraciones oficiales “apuntan a presionar a los otros miembros del CE en torno a un tema que es probable que ni siquiera tengan tiempo de argumentar en la propia reunión”. Esta fuente considera a las filtraciones “una forma de congraciarse con el sector eléctrico”. Un portavoz del Consejo Europeo preguntado por ICNreport sobre este asunto dijo que “no creía posible que los problemas de interconexión entre Francia y España se pudieran suscitar en esta reunión”. Por el contrario quien si dijo de forma pública, y asumió sus declaraciones, que no va a dar su brazo a torcer sobre el precio de los derechos de emisión ha sido la primer ministro de Polonia, Ewa Kopacz, quien afirmó “Quiero regresar a Varsovia de la cumbre de la Unión Europea y decir que tuve éxito en la protección de los precios de la electricidad y que nada ha cambiado”.

El mensaje expresado frente a la canciller de Alemania Angela Merkel estaba referido a los intentos por incrementar el precio de los derechos de emisión de carbono que a sus actuales precios de entre 3 y 5 euros la tonelada no defiende la generación de energía con bajas emisiones.

Polonia, rica en carbón, quema este combustible para abaratar la generación eléctrica. Lo que Merkel por otra parte no ignora es que el fracaso de la política energética de la UE en este sentido es tan agudo que en su propio país las grandes eléctricas como E.ON o RWE cierran las centrales de gas y generan electricidad quemando carbón. El mensaje del Gobierno, de acuerdo con las filtraciones hecha a la prensa extranjera, será que España apoya el mercado único de la energía en la UE y que en línea con ello se deben acelerar las interconexiones. Pero a la vista del ámbito en el que se afirma que se hará la reclamación, esta va a pasar desapercibida en el mejor de los casos. No cabe duda que Moncloa y sus satélites están preocupados por el fracaso de su política económica y que el sector de la energía dentro de España hace agua de forma creciente.

La supuesta reducción del déficit de tarifa se ha hecho a expensas de los márgenes de explotación de las empresas eléctricas convencionales en primer lugar y las renovables subsidiariamente. Existe un gran excedente de generación que se refleja en la capacidad ociosa y en la imposibilidad de sacar esos excedentes fuera de España. Un 50% de la generación está basada en renovables con un peso de subsidios que se carga a los consumidores vía recibos. Una compañía de referencia a nivel europeo como la alemana E.ON vende sus activos en España y se marcha.
Una gran eléctrica como ENDESA traspasa sus activos en América Latina a la cabecera del grupo Enel en Italia. Por añadidura la empresa paga un doble dividendo a la matriz para recuperar la compra de los activos y algo más a expensas del endeudamiento de la filial cuya deuda neta pasará de 4.500 millones de euros a 7.500 millones de euros. El Gobierno hace frente a una cantidad sin precedente de litigios en el sector eléctrico impulsados por los fondos de inversión en generación renovable en diversos foros y en la corte de arbitraje del Banco Mundial (CIADI).

Y, finalmente, si no hay recuperación económica, algo que el Gobierno por más ruido que haga no ha logrado, no aumentará la demanda de energía. Estos son los grandes créditos oficiales en el sector d ella energía.

La realidad mientras es que el nivel de conexión energética en Europa es bajo. Los países centrales virtualmente viven en un aislamiento absoluto en materia energética. Pero España está tan aislada como Reino Unido, Islandia o Polonia. Francia e Italia tienen un nivel de conexión más alto. Y la red realmente interconectada es la de Austria y los países que formaban parte del bloque del Comecon o de la ex República de Yugoslavia. La idea de que en Europa hay un mercado único de la energía es tan disparatada que las empresas del sector cuando escuchan el término sonríen. Es desde luego una sonrisa intencionada puesto que todos defienden sus mercados domésticos de la competencia en un sector fuertemente regulado. Por añadidura esta regulación no es homogénea.

Esta es una situación cada vez más incómoda para Alemania que está inmersa en una muy costosa revolución energética que pasa la factura de los subsidios a las renovables a los consumidores residenciales e industriales. Esto ha llevado a algunos analistas a considerar a la Energiewende como el máximo error de la gestión de Merkel que lastrará su futuro político. En opinión de esos analistas el regreso a la generación nuclear en Alemania “es solo cuestión de tiempo”. Se verá.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2018 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...