edición: 3007 , Viernes, 10 julio 2020
19/09/2013
LA OREJA DE LARRAZ

El Plan 2014-19 contra las mafias europeas luchará contra la corrupción, el blanqueo y el amaño deportivo

Javier Ardalán

La Comisión Especial sobre Delincuencia Organizada, la Corrupción y Lavado de Dinero del Parlamento Europeo ha aprobado esta semana (con 29 votos a favor, ninguno en contra y 8 abstenciones), el plan de acción de la UE para 2014-2019, para luchar contra las actividades de tipo mafioso en la economía y la sociedad de la UE y dotar a los veintisiete de una legislación para responder a estas amenazas en el ámbito internacional, tanto a nivel europeo como nacional.

Unas 3.600 organizaciones criminales internacionales operan en la actualidad en la UE. La Oficina de  las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC)  considera probable que los productos del delito hayan alcanzado un 3,6% del PIB mundial o 2,1 billones dólares americanos en 2009. La corrupción, el fraude y el contrabando generan pérdidas ingentes para los gobiernos de los Estados miembros de la UE, cuando resulta fundamental disponer de una base imponible y de unos ingresos estables a fin de luchar contra el déficit público. La cuantía de los fondos que se intenta blanquear anualmente ronda los 1.600 billones de dólares, cifra equivalente al 2,7 % del PIB mundial, pero la acción policial intercepta menos del 1% del capital blanqueado y la incautación real no llega al 0,2%.

La Estrategia de Seguridad Interior se basa en cinco objetivos estratégicos: desarticular las redes de la delincuencia internacional, prevenir el terrorismo, reforzar la ciberseguridad, reforzar la seguridad de las fronteras y aumentar la resiliencia ante las crisis y las catástrofes.  En el informe de aplicación de la Estrategia de Seguridad Interior correspondiente a 2011, la  lucha contra la delincuencia organizada y la delincuencia informática se consideraron dos de los principales retos que debían abordarse con urgencia. Se ha hecho mucho desde entonces, junto con acciones correspondientes a los demás objetivos de la Estrategia.

El principal reto de la UE es desarrollar una cooperación judicial y entre las políticas nacionales. El Parlamento Europeo se propone crear un marco jurídico único: una sentencia dictada en un Estado europeo debe ser aplicada en los otros. Un buen ejemplo es el delito de asociación mafiosa que, por el momento, sólo existe en Italia. Como ejemplo, el juez de Instrucción Giuliano Castiglia ha rechazado la petición de archivo del proceso contra el ministro de Políticas Agrícolas, Saverio Romano, por asociación mafiosa, en el que está imputado por favorecer a la `Cosa Nostra´ siciliana. También el ex primer ministro fue acusado por este delito, aunque lo exculpo en junio el Tribunal Supremo.

Se trata de un marco europeo para luchar contra un problema europeo, que permita tomar medidas fuertes contra los bienes de la delincuencia. Atacar activos y fuentes de ingresos financieros de la delincuencia organizada, serán las medidas prioritarias. Además, las personas condenadas por sentencia firme de actuación con la delincuencia organizada, la corrupción o el blanqueo de dinero para ser excluidos de la licitación en la contratación pública en toda la UE y prohibir el desempeño o posesión de cargos públicos. Además, a las personas jurídicas se les declarará legalmente responsables de reembolsar las ayudas públicas que hayan recibido si han cometido este tipo de delitos. Todos los juicios de este tipo deben ser inmediatamente ejecutables en  todos los Estados miembros.

Para proteger los intereses financieros de la UE, el texto aprobado considera que es vital la abolición del secreto bancario, la eliminación de los paraísos fiscales y el uso de los activos capturados, tras los procedimientos civiles y penales que correspondan, para fines sociales.
También, se prevé la introducción de medidas para evitar el amaño de los partidos y apuestas deportivas ilegales, ya que suponen una importante fuente de ingresos para el crimen organizado en toda Europa. Los eurodiputados entienden que deberían introducirse nuevos delitos y penas apropiadas. También, la compra de votos se incluirá en este tipo de delito, aunque sus beneficios sean intangibles.

La figura del Fiscal Europeo es otra de las grandes bazas que se incluyen en la lucha contra la delincuencia organizada, en este caso en la defensa de los presupuestos, ingresos fiscales e intereses financieros comunitarios. La nueva legislación se encamina, también a  proteger a los testigos e informantes en toda la UE y ayudarles a reiniciar una nueva vida, lo que ayudará a mejorar la lucha contra las mafias.

A principios de 2013 se adoptó asimismo una propuesta de Directiva sobre la falsificación de divisas. La propuesta establece, en particular, nuevas sanciones penales. Otra característica importante es la obligación, para los Estados miembros, de adoptar instrumentos de investigación eficaces de detección de los casos de falsificación de divisas, equivalentes a los aplicados en la lucha contra la delincuencia organizada u otros tipos de delincuencia grave.

Las propuestas de Directiva sobre la lucha contra el fraude que afecta a los intereses financieros de la Unión a través del Derecho penal y de Directiva sobre las sanciones penales aplicables a las operaciones con información privilegiada y la manipulación del mercado constituyen nuevos instrumentos de Derecho penal para luchar contra los principales puntos vulnerables relacionados con el comercio en el mercado interior y los mercados financieros, respectivamente.

Noticias Relacionadas

Director
Juan José González ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
c/ Real, 3. 40400 El Espinar (Segovia)
Teléfono: 92 118 33 20
© 2020 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...