edición: 2809 , Lunes, 23 septiembre 2019
09/09/2019

El mejor trabajo, en silencio

Alborotados como gallinas en el gallinero trabajan nuestros políticos, respetando escrupulosamente el desorden y el ruido, inasequibles a los problemas civiles. Se percibe así la política como un grupo de buitres en vuelo circular esperando la ocasión para dar cuenta de la carroña. No deberían servir las peores comparaciones para dibujar el perfil de los gobernantes. Pero sirven porque transmiten desorden y buitreo carroñero.

Al presidente en funciones español no le salen las cuentas. Así que debe seguir revoloteando para que le cuadren. En su vuelo arma lio y jaleo, ruido mediático de gran calado. No se habla de otro asunto. Al premier británico le desbordan las cuentas. No le salen por eso. Allí hay más ruido; estruendo, detonación. El presidente americano no se baja del toro y vive su rodeo. Al homólogo italiano, de vuelta y curado del crujido, el alboroto de su antecesor le ha facilitado la labor de poner orden y silencio. Anda cerca de lo primero mientras que aún se le resiste el silencio. 

Con este, el silencio, están reñidos unos y en guerra otros. Ni Sánchez ni Johnson ni Conte ni Trump tienen como virtud el silencio, de ahí su falta de reserva y de prudencia. La práctica del silencio (clínicamente demostrado) hace que la gente piense, reflexione y actúe. Es la mejor forma de analizar razonablemente las situaciones, con distancia, sin emociones, de forma serena. Los mencionados son buen ejemplo del antisilencio, del escándalo, la bulla y el trueno. Y así les va, sobreviven en el gallinero, revolotean.

Trabajan en silencio portugueses, cautelosos los franceses y reservados los alemanes. Más inteligentes caminan y avanzan a diferente ritmo alejados de cualquier precipicio. En silencio consiguen sus objetivos algunos socios intervenidos por las instituciones comunes. En silencio se mantienen sus gobiernos estables, sin necesidad de forzar los mecanismos de la democracia para alcanzar las metas. Se decía que el tiempo y el silencio eran los remedios válidos contra todos los males, pero no llegó a los oídos de los buitres. Y sigue sin llegar. Trabajar en silencio, el mejor trabajo.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2019 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...