edición: 2850 , Miércoles, 20 noviembre 2019
22/10/2019
banca 

Fusiones, mejor sin prisas

Las órdenes de los supervisores se cumplen con impuntualidad deliberada, pero se cumplen. Con la potestad que le confiere el mandato de los Estados, el banquero central europeo obligó a los gestores bancarios a la búsqueda de la rentabilidad a la mayor brevedad posible, al cumplimiento de la tarea sin paliativos ni disculpas, por las vías conocidas, dolorosas pero eficaces de los cortes de costes y ajustes de todo a discreción.

A la voz de oído cocina, empezaron los grandes con las sangrías laborales, miles de bancarios a tropel fueron acomodados en los EREs que les condujeron a la calle, a casa o a la jubilación. Recortes de miles empleados de la tradicional, recia y vieja banca que dejaron paso al tsunami digital y con este la llegada de la rentabilidad. Llegada en teoría, pues los beneficios de los recortes laborales suelen tardar en llegar.

Los madrugadores en obedecer las órdenes de los reguladores, los bancos más grandes, parece que pronto van a poder reflejar en sus cuentas la merced que conceden los ajustes, hasta el punto de que alguno de ellos ya se apunta beneficios por las faenas del ajuste. Pero otros, los hermanos pequeños y medianos, se mantienen retrasados en los deberes. A estos les acaba de llegar un aviso, el segundo, para que se aplique en el trabajo y cumpla con el objetivo marcado de reducir costes y ajustar tamaño.

Parece el camino inevitable; primero reducir y luego aumentar o, lo que es igual, restar para sumar. Para los bancos pequeños es otro el cantar pues encuentran dificultades en la labor. Primero porque reducir más lo que ya es pequeño cuesta más trabajo. Y segundo porque para el segundo paso, sumar, es necesario encontrar buena pareja. Es la asignatura más comprometida, la fusión, la unión, la boda, que en estos casos no suele admitir divorcio, muy costosa la marcha atrás, debe ser profundamente meditada y cuidadosamente calculada, pues cualquier fallo pasa una costosa factura. Por eso es razonable que todos se lo piensen mucho. Las prisas no son buenas consejeras.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2019 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...