edición: 2804 , Lunes, 16 septiembre 2019
24/04/2013

Hecatombe del Barça en Múnich

Antonio Cubero
La final de Wembley se presenta como un milagro imposible para un Barcelona desconocido que no dio una a derechas, que defendió fatal y atacó peor, se estrelló en el Allianz Arena al encajar un contundente 4-0 ante un Bayern de Múnich que se mostró muy superior en todas las facetas del juego. Ni las decisiones arbitrales que perjudicaron en dos de los goles pueden tapar el nefasto partido de los hombres de Tito Vilanova, tan culpable como el que más de la debacle al no saber reactivar a su equipo ni de haberse atrevido a sustituir a Leo Messi, un penoso espectador de lujo sobre el terreno de juego.

Por mucho que fue mimado para vajar a  Múnich con sus compañeros, Messi no estaba para jugar ni para echarse el equipo a la espalda como en otras ocasiones. Salió a pasearse por el centro del campo, lejos del área germana y el ex león Javi Martínez se lo comió sin mucho esfuerzo ante los ojos de un apático Tito Vilanova.

El Barça venía ganando últimamente sus partidos, pero lo hacía sin convencer. Así se mantiene al frente de la Liga y así ha llegado a las semifinales de la Liga de Campeones para darse de bruces con la cruda realidad de que para tumbar a un rival potente como el Bayern hace falta algo más que el 63 por ciento de posesión del balón como en el Allianz Arerna. Hace falta más profundidad y más remates de gol que las únicas dos veces con las que inquietaron al portero alemán, mientras que Víctor Valdés tuvo que sufrir el bombardeo adversario en trece ocasiones, nueve entre los tres palos.

Nada funcionó en el Barça. Siempre se vio superado por la intensidad y fortaleza alemana con un sobresaliente Javi Martínez. Los azulgranas estuvieron a merced del Bayern. Todo un calvario durante unos largos 90 minutos, demasiados para que un gigante como el Bayern no sacase provecho con el poder goleador de los Mario Gómez y Thomas Müller, jugadores que estar en el lugar indicado y en el momento justo para aparecer en el área pequeña y batir a Valdés.

Los alemanes de Jupp Heynckes se mostraron incansables en busca de un resultado que le hiciera viajar tranquilos al Camp Nou. Presionaron mucho y se encerraron atrás para salir rápido a la contra. Todo ello con un tremendo despliegue físico. No disparó a puerta el Barcelona en todo el primer tiempo. La única ocasión fue un gran pase de Pedro al corazón del área, donde Dante desvió el esférico con la punta de su bota cuando Messi armaba el disparo. Fue lo poco del Barcelona en ataque. Y en defensa estuvo muy exigido, sobre todo en el juego aéreo con los saques de esquinas. Un mal que anoche le costó muy caro.

Y hoy, otro plato fuerte sin salir de territorio alemán. Un choque marcado por la tormenta del inesperado y sorprendente fichaje de Götze, estrella del Borussia Dortmund, por el Bayern de Múnich. José Mourinho, técnico del Real Madrid, también rompió ayer su costumbre al despejar el misterio de la alineación de su equipo ante el partido de ida de las semifinales de esta noche en Dortmund: Diego López; Sergio Ramos, Varane, Pepe, Coentrao; Xabi, Khedira; Özil, Cristiano e Higuáin, con la duda de Di María, que ayer se quedó en Madrid por el nacimiento de su hija. La alineación, que desplaza al central sevillano a un lateral, está condicionada por dos circunstancias. Arbeloa está sancionado y Essien, lesionado.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2019 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...