edición: 2830 , Martes, 22 octubre 2019
15/09/2016

La CE anuncia una serie de reformas destinadas a incentivar el desarrollo de las redes de alta velocidad

Una revisión de la normativa sobre las telecomunicaciones europeas pretende alentar la inversión
Carlos Schwartz
La Comisión Europea (CE) anunció un paquete de medidas que suponen una revisión de la normativa sobre telecomunicaciones con el objetivo de incentivar el desarrollo de la transmisión de datos de alta velocidad incluyendo la telefonía móvil sobre el protocolo 5G. El paquete se ha presentado el mismo día que el presidente de la CE, Jean-Claude Juncker, pronunció su discurso sobre el estado de la Unión Europea en el que calificó el clima político centrífugo como una “crisis existencial”. Más allá de la escasa profundidad de miras del presidente de la UE, el paquete es un reconocimiento de hecho del retraso en el cual está sumido en Europa el desarrollo de las redes digitales de alta velocidad, la baja tasa de acceso a Internet a una velocidad adecuada por parte de particulares y empresas, la orfandad digital de las zonas rurales, y la lenta penetración del nuevo protocolo de telefonía móvil 5G que tiene una alta capacidad de transmisión de datos.
Algunos operadores de telecomunicaciones sin embargo han señalado como un progreso una serie de propuestas que en lugar de poner el acento en la reducción de las tarifas para los consumidores se hayan planteado fórmulas que aspiran a establecer una retribución razonable a las empresas que deben invertir en el desarrollo de las infraestructuras para que el sueño de mejores redes digitales suceda al largo letargo administrativo en torno a esta cuestión. Otra cosa es que este sueño tenga el efecto deseado.

El paquete supone una serie de objetivos no vinculantes de conectividad para un Mercado Único Digital competitivo para 2025. Un nuevo Código Europeo de Comunicaciones Electrónicas que refunde cuatro directivas existentes de telecomunicaciones: las directivas de marco estable, autorización, acceso y servicio universal. Una regulación actualizada para el Cuerpo Europeo de Reguladores de Comunicaciones Electrónicas (BEREC, por sus siglas en inglés). Una regulación de apoyo a las comunidades locales que quieran ofrecer a sus ciudadanos servicios de wifi gratuitos. Un plan de acción para el despliegue del protocolo 5G en la UE. Dentro del objetivo de conectividad la UE propone poner al alcance de los habitantes de la ciudad y el campo redes de una capacidad de conexión que permita una velocidad de descarga de la red de 100 megabits por segundo (Mbps) que pueda ir escalando hasta los gigabits por segundo (Gbps).

Respecto de los sectores institucionales como la educación, la sanidad, el transporte, principales proveedores de servicios públicos, y la empresa privada el objetivo es de 1 Gbps. Entre los objetivos está el despliegue del protocolo 5G en telefonía móvil a partir de 2018. Uno de los progresos jurídicos es el establecimiento por primera vez en la regulación europea del derecho al acceso a la banda ancha básica considerado un servicio universal. Esto quiere decir que la población europea deberá tener acceso a los servicios básicos de Internet y de transmisión de voz a un precio asumible. En materia de derechos para el consumidor el plazo máximo exigible de un contrato de telecomunicaciones será de dos años.

En materia de tecnología el plan se decanta en favor de la fibra óptica como canal de transmisión para redes de alta capacidad, aunque admite la persistencia de las tecnologías basadas en el cable de cobre.
Aunque se recomienda la fibra, no se excluye el cobre lo que ha permitido zanjar una cuestión espinosa: la adopción del desarrollo del acceso a Internet residencial sobre la vieja estructura de cable de cobre a la que han apelado algunos operadores de telefonía europeos para reducir sus costes de inversión. En relación con esto el paquete establece que no será obligatorio para los propietarios de redes dar acceso a los mayoristas que revenden servicios de telecomunicación y acceso a Internet sin dar servicio final a consumidores.

En materia de venta mayorista de acceso se favorecerá el desarrollo de infraestructuras de redes por parte de estos mayoristas que no dan servicio a clientes finales y que revenden a varios operadores su capacidad. El objetivo es fomentar el desarrollo de redes de alta capacidad como negocio específico mayorista. Por el contrario los operadores que dan servicios a clientes finales tendrán que dar acceso a otros operadores, aunque los términos serán menos exigentes que en la actualidad, para fomentar el desarrollo de redes propias. En este sentido se favorece la coinversión tanto en las zonas urbanas como las rurales lo que permitiría acopiar recursos entre operadores de menores dimensiones para la propiedad y uso compartido de las nuevas infraestructuras.

El paquete incorpora la gestión de las frecuencias radioeléctricas, su coordinación a escala europea, y su extensión para dar cabida a los planes de ampliación de los servicios de telefonía móvil. Otra de las novedades es la homologación de los operadores on-line denominados over-the-top (OTO) con los operadores de telefonía tradicionales. Aquellos que den servicio a través de números de teléfono para la comunicación entre clientes deberán ofrecer condiciones contractuales claras y deberán admitir las llamadas de emergencia y los clientes deben poder llamar a los números armonizados con valor social como los números contra el maltrato de genero o infantil.

Estos servicios son muy similares a la telefonía convencional que conecta clientes entre si mediante números telefónicos y ofrecen servicios de sms. En cuanto a los OTO que no utilizan números de teléfono sino que establecen conexiones entre usaros de su propia red, como WhatsApp o Telegram, estarán sujetos a obligaciones más específicas. Sus servidores y redes deben ser seguros, los usuarios discapacitados deben tener acceso equivalente al servicio, y sus usuarios tienen que tener acceso al número de emergencias europeo 112.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2019 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...