edición: 2112 , Viernes, 9 diciembre 2016
22/09/2008
OBSERVATORIO FISCAL

La deducción por doble imposición interna en el reparto de reservas

Datadiar

De acuerdo con el Impuesto sobre Sociedades. el importe del dividendo percibido representa un ingreso financiero que deberá integrarse en la base imponible, sin perjuicio de que se pueda aplicar la deducción por doble imposición interna a la que hace referencia el art. 30 TRLIS. Este precepto normativo establece en sus apartados uno y dos expresamente lo siguiente: “1. Cuando entre las rentas del sujeto pasivo se computen dividendos o participaciones en beneficios de otras entidades residentes en España se deducirá el 50 por ciento de la cuota íntegra que corresponda a la base imponible derivada de dichos dividendos o participaciones en beneficios.

La base imponible derivada de los dividendos o participaciones en beneficios será el importe íntegro de éstos.

2. La deducción a que se refiere el apartado anterior será del 100 por ciento cuando los dividendos o participaciones en beneficios procedan de entidades en las que el porcentaje de participación, directo o indirecto, sea igual o superior al cinco por ciento, siempre que dicho porcentaje se hubiere tenido de manera ininterrumpida durante el año anterior al día en que sea exigible el beneficio que se distribuya o, en su defecto, que se mantenga durante el tiempo que sea necesario para completar un año. La deducción también será del 100 por ciento respecto de la participación en beneficios procedentes de mutuas de seguros generales, entidades de previsión social, sociedades de garantía recíproca y asociaciones”.

Ahora bien, sin perjuicio de todo lo anterior, hay que tener en cuenta la Norma de Registro y Valoración 9ª, concretamente lo recogido en su apartado 2.8 del RD 1514/2007, de 16 de noviembre, por el que se aprueba el Plan General de Contabilidad, aplicable a los ejercicios que se inicien a partir de uno de enero de 2008, establece expresamente lo siguiente:

“Los intereses y dividendos de activos financieros devengados con posterioridad al momento de la adquisición se reconocerán como ingresos en la cuenta de pérdidas y ganancias. Los intereses deben reconocerse utilizando el método del tipo de interés efectivo y los dividendos cuando se declare el derecho del socio a recibirlo.

A estos efectos, en la valoración inicial de los activos financieros se registrarán de forma independiente, atendiendo a su vencimiento, el importe de los intereses explícitos devengados y no vencidos en dicho momento así como el importe de los dividendos acordados por el órgano competente en el momento de la adquisición. A estos efectos, se entenderá por “intereses explícitos” aquellos que se obtienen de aplicar el tipo de interés contractual del instrumento financiero.

Asimismo, si los dividendos distribuidos proceden inequívocamente de resultados generados con anterioridad a la fecha de adquisición porque se hayan distribuido importes superiores a los beneficios generados por la participada desde la adquisición, no se reconocerán como ingresos, y minorarán el valor contable de la inversión”.

Teniendo en cuenta esto, habrá que tener en cuenta lo siguiente:

1. En primer lugar, si los dividendos repartidos provienen de reservas.

2. En segundo lugar, que dichas reservas provengan de resultados generados con anterioridad a la fecha de adquisición de las acciones y que su importe resulte superior a los beneficios generados desde la adquisición de dichas participaciones.

De encontrarnos en una situación en la que concurrieran estos dos requisitos, no se procederá a integrar resultado contable alguno por dicho importe, siendo el mismo una minoración del valor contable de la inversión.

Lo dispuesto en el párrafo anterior conlleva, desde el punto de vista fiscal, la aplicación de lo contenido en el art. 30.4 letra e) TRLIS: La deducción prevista en los apartados anteriores no se aplicará:

“Cuando la distribución del dividendo o la participación en beneficios no determine la integración de renta en la base imponible o cuando dicha distribución haya producido una pérdida por deterioro del valor de la participación. En este caso la reversión del deterioro del valor de la participación no se integrará en la base imponible”.

Es decir, si desde el punto de vista contable y en aplicación de los dispuesto en la NRV 9ª apartado 2.8 del nuevo PGC no se integra renta alguna; evidentemente, desde el punto de vista fiscal, no procede la aplicación de la deducción por doble imposición interna. Todo ello, debido a que al no existir renta integrable no cabe la deducción. Equipo jurídico de Datadiar.com

Consultas Vinculantes

Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones. DGT, 17-04-2008. Salvo que esté contemplado en la normativa específica de la Comunidad Autónoma correspondiente, la reserva del derecho a promover la tasación pericial contradictoria no se podrá aplicar al Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones. En los casos en que la normativa propia del tributo así lo prevea, el interesado podrá reservarse el derecho a promover la tasación pericial contradictoria cuando estime que la notificación no contiene expresión suficiente de los datos y motivos tenidos en cuenta para elevar los valores declarados y denuncie dicha omisión en un recurso de reposición o en una reclamación económico-administrativa.

Presentación de las obligaciones. DGT, 04-02-2008. El plazo de presentación de las obligaciones terminará el día que esté fijado por la Administración, salvo que coincida con un día inhábil en el municipio de domicilio o de la sede de la Administración, en cuyo caso, terminará el día hábil siguiente. A efectos de tener en cuenta cuándo termina el plazo de presentación en caso de que éste esté señalado el 20 de enero se tendrá en cuenta el domicilio de la comunidad de bienes consultante y el de la Administración de la Agencia Estatal de Administración Tributaria de la que depende, siendo indiferente a esos efectos lo que ocurra en el municipio donde está la entidad colaboradora.

Tribunales

No interrumpe la prescripción, las actuaciones de «proyecto de regularización de las actuaciones tributarias». T.S. S, 28-04-2008. No interrumpe la prescripción, las actuaciones de «proyecto de regularización de las actuaciones tributarias» pero sí el acta de inspección que debe ser notificada al obligado tributario, y en la que se solicita su conformidad o disconformidad con la propuesta de regularización tributaria en ella contenida.

Régimen fiscal común aplicable a las sociedades matrices y filiales de Estados miembros diferentes. Distribución de rendimientos y de incrementos de patrimonio. Retención en origen. T.J.C.E. S, 26-06-2008. No se opone a la aplicación de una medida nacional, la imposición de los beneficios distribuidos por una filial residente de un Estado miembro a su sociedad matriz si se somete a un mismo mecanismo corrector, ya resida la sociedad matriz en el mismo Estado miembro o en otro Estado miembro, en tanto que, a diferencia de una sociedad matriz residente, una no residente no recibe un crédito fiscal del Estado miembro de residencia de su filial.

Tribunales Económico-Administrativos

No puede reconocer efectos sobre un acto posterior, el acto administrativo previo que ha sido declarado ineficaz. T.E.A.C. R., 13-03-2008. La liquidación provisional a una entidad disuelta no fue notificada correctamente, pues en el expediente constaba la comparecencia de la entidad sucesora y en los diversos escritos presentados se hizo constar que el domicilio a efectos de notificaciones era otro distinto. Por ello, resulta ineficaz la liquidación y, como consecuencia de esta ausencia de eficacia, no puede reconocerse efectos sobre un acto posterior, cuyo contenido no es otro que trasladar la minoración del importe a compensar resultante a períodos posteriores.

Suspensión de la ejecución de los actos dictados en ejecución de una resolución económico-administrativa cuando se presente incidente de ejecución contra los mismos. T.E.A.C. R., 02-04-2008. Puede suspenderse la ejecución de los actos dictados en ejecución de una resolución económico-administrativa cuando se presente incidente de ejecución contra los mismos. De conformidad con lo dispuesto en el apartado 3 del artículo 68 del Reglamento de revisión (aprobado por el Real Decreto 520/2005), resulta de aplicación al incidente de ejecución las normas que fueron aplicables para el recurso o la reclamación inicial, no estableciéndose ninguna regulación especifica o excepción en relación a la posible suspensión o no de los actos contra los que se presente un incidente de tal naturaleza. Se estima el recurso incidental interpuesto contra la inadmisión de la solicitud de suspensión por la AEAT, con el fin de que se adopte el acuerdo que proceda en relación con la solicitud de suspensión automática presentada en el incidente de ejecución.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2016 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...