edición: 2943 , Miércoles, 8 abril 2020
05/08/2016

La legítima

Mariano Rajoy continúa siendo el problema por mucho que el PP siga trasladando la responsabilidad del formar Gobierno a Ciudadanos y PSOE. C’s mantiene su abstención pero niega el voto a favor si el candidato sigue siendo Rajoy y no se les puede demonizar por ello. Porque en ello les va su compromiso con los votantes y hasta su propia supervivencia. Por su parte, los populares no quieren ni oír hablar de sustituir a Rajoy, postura tan legítima como las demás. El PSOE se niega a considerar la abstención si Rajoy no suma escaños, es decir, no logra el apoyo de Ciudadanos. También comprensible y legítimo. Por mucho que el teatro político parezca que va por otros derroteros, se aprecia una cierta sintonía entre C’s y PSOE, por supuesto no reconocida por las partes. Lo que buscan es la cabeza de Rajoy. Rajoy es el problema.

El PP nos dejó anteayer pasmados lanzando mensajes de esperanza que nadie logró entender porque en realidad no había cambiado nada tras la reunión de Rivera con Rajoy. La teatralidad de los populares es ahora la propia de la comedia dramática, incluso del esperpento. Rajoy había puesto sobre la mesa de cristal 13 folios escritos con tinta simpática, misterioso documento de generalidades insustanciales sobre las coincidencias programáticas de los tres partidos. En realidad el PP venía a exponer el fin buscado tratando de ignorar que los medios para conseguirlo son dispares, incluso incompatibles en muchos casos. Que Rajoy no haya siquiera apuntado un equipo negociador viene a poner en duda que la negociación sea el problema real. O al menos sea el punto de arranque.

El esquema parece sencillo: con Rajoy no hay voto positivo de Ciudadanos; sin Rajoy, puede que sí y entonces el PSOE puede plantearse la abstención y habrá Gobierno del PP. No es tan complicado. La pelota sigue estando en el tejado de Rajoy, se mire por donde se mire.

Por cierto, Podemos ha decidido hacer un llamamiento para que los ‘círculos’ se pongan en marcha. Lo ha hecho a través de un video acromático, con cierto velo virado al gris, sin entusiasmo. Dicen algunos analistas que quizá la formación morada intente poner en marcha la maquinaria en previsión de unas nuevas elecciones. Sin embargo no hay que descartar que Podemos haya empezado a desmoronarse y por las propias características de la formación política se esté produciendo un “desfase” entre los que han pillado poder y tienen un sueldo fijo mollar y el resto, además de las divergencias internas sobre el grado de radicalidad a aplicar en la refriega política, refriega en la que ahora están de oyentes mediopensionistas.

El peso de una posibilidad de que el PP termine gobernando cae sobre ellos como una losa. Su postura en la pasada legislatura pasa factura ante la evidencia de que el PP puede volver a gobernar por su culpa. A medida que esta posibilidad aumente, la carga será mayor. Ese demérito puede que ahora raye las neuronas de muchos de sus militantes, algo muy peligroso en una organización incipiente que todavía no ha podido crear estructuras estables.

Noticias Relacionadas

Director
Juan José González ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
c/ Real, 3. 40400 El Espinar (Segovia)
Teléfono: 92 118 33 20
© 2020 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...