edición: 3007 , Viernes, 10 julio 2020
01/06/2016
LA OREJA DE LARRAZ

La OCDE empieza a trabajar en el instrumento multilateral que sustituya a los tratados fiscales bilaterales

Javier Ardalán
La OCDE ha acordado un nuevo marco que permita a todos los países y jurisdicciones interesadas trabajar de manera conjunta para la aplicación del paquete de medidas para la prevención de la reducción de la base imponible y la deslocalización de beneficios (BEPS).
Recientemente, la filtración de los ‘Papeles de Panamá’ ha demostrado que a pesar de los notables avances en los últimos siete años en el establecimiento de sólidos estándares internacionales sobre transparencia fiscal, el secreto bancario sigue dañando las arcas públicas de los países, ya sea mediante la ocultación de los ingresos para evadir impuestos o para cometer otros delitos financieros graves como el lavado de dinero.

El marco diseñado reunirá a todos los países interesados y jurisdicciones como asociados en pie de igualdad con la OCDE y los países del G-20 en el Comité de la OCDE para desarrollar normas internacionales relacionadas con BEPS y revisar y supervisar la aplicación de todo el paquete BEPS.

La propuesta de ampliar la participación en el Proyecto BEPS de la OCDE  ha sido refrendado por los ministros de Finanzas del G20 en su reunión de los días 26 y 27 de febrero en Shanghái (China) y fue recibido por los Gobernadores del Banco Central en su reunión del 14 y 15 de abril de 2016 en Washington (Estados Unidos).

Todos los países y jurisdicciones interesadas, incluidas las economías en desarrollo, ahora pueden expresar su interés en formar parte de este marco, ambos inclusive. La primera reunión del Comité de Asuntos Fiscales, incluyendo los nuevos Asociados se llevará a cabo en Kyoto (Japón), del 30 de junio al  1 de julio de 2016.

Los comentarios del público son invitados en cuestiones técnicas identificadas en una solicitud para la entrada relacionada con el desarrollo de un instrumento multilateral para aplicar el impuesto en los tratados relacionados con las medidas de BEPS.

Por otra parte, el informe sobre la Acción 15 del Plan de Acción BEPS (Desarrollo de un instrumento multilateral para modificar tratados fiscales bilaterales) llega a la conclusión de que un instrumento multilateral para modificar los tratados fiscales bilaterales para poner en práctica las medidas de BEPS relacionadas con los tratados de impuestos no sólo es posible sino también deseable, y que negociaciones para el instrumento deberían convocarse rápidamente.

Sobre la base de este informe, un grupo ‘ad hoc’ se estableció el 27 de mayo 2015, con el objetivo de desarrollar un instrumento multilateral para modificar los tratados fiscales bilaterales existentes con el fin de aplicar con prontitud las medidas tratados fiscales desarrolladas en el curso del Proyecto BEPS.

 El Grupo ‘Ad Hoc’ incluye ahora 96 países participando todos en igualdad de condiciones, así como un número de jurisdicciones no estatales y las organizaciones internacionales que participan en calidad de observadores. El Grupo Especial tiene como objetivo dar por concluido su trabajo y abrir el instrumento multilateral para la firma el 31 de diciembre de 2016.

 La Solicitud de entrada se expone los antecedentes y el propósito del instrumento multilateral y describe brevemente los problemas técnicos derivados de su desarrollo, incluyendo las cuestiones que deben considerarse en el contexto de la disposición opcional en el arbitraje.

Se ruega que tengan responder a las preguntas específicas incluidas en la solicitud de entrada, así como otras cuestiones técnicas que puedan surgir de la aplicación de las medidas de BEPS relacionadas con los tratados en el marco de la red de tratados fiscales bilaterales existentes.

Cumplir la agenda BEPS de la OCDE y la Norma de Información Común (SRC) para el intercambio automático de información de la cuenta financiera, ha sido el centro de los debates de la reunión de las Administraciones tributarias celebrada en Beijing jefes de las administraciones fiscales se reunieron entre el 11 y el 13 de mayo en Pekín  (República Popular de China).
 
En concreto, las discusiones se centraron en tres temas relacionados entre sí, como son: la aplicación efectiva de la agenda internacional de impuestos de la OCDE; la construcción de las administraciones tributarias modernas que responden eficazmente a los desafíos y oportunidades de un mundo cada vez  más digital; y aumentar la capacidad en la administración tributaria para que todos los países pueden beneficiarse de los cambios en el panorama fiscal internacional.

El Proyecto BEPS OCDE establece 15 acciones clave para la reforma del marco fiscal internacional y asegurar que se reportan beneficios económicos donde las actividades se llevan a cabo y el valor creado. El Proyecto BEPS ofrece soluciones para los gobiernos para cerrar las brechas en las normas internacionales que permiten a los beneficios de las empresas a "desaparecer" o ser desplazado existente artificialmente bajos o nulos impuestos ambientes, donde las empresas tienen poca o ninguna actividad económica.

Noticias Relacionadas

Director
Juan José González ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
c/ Real, 3. 40400 El Espinar (Segovia)
Teléfono: 92 118 33 20
© 2020 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...