edición: 2324 , Martes, 17 octubre 2017
09/09/2015

La UE sigue considerando la posibilidad de formalizar una acusación contra Google por Android

La investigación abierta en abril no se ha cerrado, advierte Vestager, y puede desembocar en cargos
Carlos Schwartz
La comisaria de la Competencia de la Unión Europea, Margrethe Vestager, dijo que la investigación sobre el abuso de posición dominante en la distribución de versiones del sistema operativo para telefonía móvil Android sigue en pie. Las investigación se anunció formalmente en abril y la afirmación de la Comisaria implica que todavía existe la posibilidad de que a resultas de ella se sustancie un pliego de cargos contra el propietario de Android, Google. Vestager señaló que “Miramos detenidamente el caso antes de abrir formalmente la investigación y el motivo por el cual pusimos en ella muchos recursos es porque tenemos la preocupación de si las cosas son como deben ser, es decir de acuerdo con todas las normas”. El anuncio de la investigación se hizo al mismo tiempo de la investigación sobre las funcionalidades del buscador de Google en relación con la violación de normas de la competencia.
Mientras que la ofensiva sobre las características del buscador en materia de ofertas comerciales ha dado pie a un pliego de cargos, Android sigue en el limbo. Con motivo del anuncio se hizo público el hecho que Android había estado sujeto a observación durante tres años antes de la investigación.

En parte, las preocupaciones de Competencia han sido promovidas por denuncias de Microsoft y Nokia que desarrollan el sistema operativo para teléfonos Windows Mobile que se utiliza en la gama de terminales conocidos como teléfonos Windows. La investigación no fue ninguna sorpresa, pero se ha sumado a las complicaciones que padece en Europa Google. La investigación estaba previsto que se centrara sobre dos grandes áreas. De un lado las condiciones para la distribución de las aplicaciones vinculadas a Google y del otro las pruebas a las que se deben someter los desarrolladores para convertir a sus versiones del sistema operativo en distribuciones oficiales que están autorizadas a portar aplicaciones de Google. En su base Android, al igual que el sistema operativo de Iphone de Mac, son versiones modificadas del sistema operativo Linux derivado a su turno de UNIX . La diferencia es que Android ha mantenido el código para el desarrollo del sistema operativo abierto. Iphone no, a pesar de que cuando Mac lanzó el sistema operativo OSX para ordenadores dejó en el mercado una versión de código abierto que ha permitido el desarrollo de aplicaciones a la comunidad de programadores.

Google ha negado con vehemencia cualquier violación de normas de la competencia y ha señalado que Android es una plataforma abierta que “propicia la competencia”. Señaló en este sentido que los fabricantes de terminales, operadores y consumidores, pueden decidir como utilizar Android, incluido que aplicaciones quieren utilizar. Las autoridades de la competencia de Estados Unidos y de Corea han investigado Android y no han tomado ninguna medida por este sistema operativo contra Google. La adopción generalizada de Android como sistema operativo de fabricantes de terminales ha contribuido de forma destacada a potenciar las búsquedas on line de servicios de Google como los mapas y el buscador.
De acuerdo con los analistas del mercado de los terminales el año pasado se distribuyeron 1.000 millones de terminales con el sistema operativo Android, lo que representa el 80% de los terminales 1.300 millones de terminales entregados al mercado en 2014. El terminal de telefonía se ha convertido en el principal sistema de acceso a Internet en la actualidad.

Google tiene en realidad formas de controlar su sistema de código abierto. Los fabricantes de terminales se han quejado en el pasado de que para tener acceso a las últimas distribuciones del sistema operativo se ven obligados a dar un lugar privilegiado a las aplicaciones que vinculan al terminal con los servicios de Google, como búsquedas, mapas o Youtube. Otra forma de control es la prueba de compatibilidad por la cual Google verifica las calidades del terminal que aspira a recibir la calificación de Android y determina su capacidad para utilizar las aplicaciones distribuidas por la tienda Play de Google. El objetivo de Google es evitar la fragmentación del mercado y propugnar que cierto número de aplicaciones básicas sean utilizadas en todos los terminales de todos los fabricantes. Se trataría de evitar que distintos fabricantes de terminales crearan equipos que utilizaran aplicaciones distintas rompiendo la uniformidad y comunicación entre elementos de una misma plataforma. Sin embargo estas exigencias pueden en cierta medida coartar la libertad de competencia de acuerdo con la Comisaría de la Competencia. La cuestión es que el caso Android sigue abierto.

Un grupo importante de operadores de telefonía, entre ellos Telefónica, Orange, Telenor, DT (T Mobile), Telecom Italia, Airtel (presente en muchos países africanos) y Megafon (Rusia), entre otros y América Móvil que solo ha realizado un lanzamiento en México, han volcado recursos junto a la Fundación Mozilla que desarrolla el navegador Firefox para el desarrollo del sistema operativo de telefonía móvil Firefox OS. Para los operadores de telefonía se trata de buscar un sistema operativo abierto que no deje a los usuarios en las mallas de la red de aplicaciones exclusivas que dificultan la migración entre sistemas y el cambio de fabricantes de terminales. La presencia dominante de Android y Iphone de momento ha limitado la penetración de este sistema operativo que ha probado suerte sobre todo en los países de bajo nivel adquisitivo.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2017 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...