edición: 2765 , Lunes, 22 julio 2019
08/07/2015

La volatilidad internacional debilita el precio de las materias primas

Desde el aluminio hasta el carbón y el petróleo se han visto afectadas por el temor a una débil demanda
Carlos Schwartz
Los precios de las materias primas iniciaron la semana con una fuerte caída y aunque se estabilizaron el martes la realidad es que se han deslizado de forma continuada desde comienzos de este año. El índice GSCI de Standard & Poors que sigue los precios de una cesta de materias primas cayó un 36% el año pasado y en lo que va de este año ha caído un 6,4% hasta el pasado lunes. El precio del crudo se ha plegado a este comportamiento tras unos meses de expectativas de que el precio se mantendría por encima de los 60 dólares el barril. El Brent negociado en el mercado de futuros del ICE para entrega en agosto cayó en el inicio de esta semana un 2% hasta los 55,40 dólares el barril. En mayo el crudo Brent, referencia del mercado, cotizaba a 69 dólares el barril un 20% por encima del último cierre esta semana.
Por su parte el West Texas Intermediate (WTI) negociado en el Nymex se pagaba a 50,78 dólares el barril con una caída del 3,3% marcando la peor cotización en tres meses.

Sobre el mercado del crudo pesa la fuerte crisis de la bolsa en China que puede anunciar un deterioro de la economía de ese país, el principal importador de petróleo del mundo. Las medidas implementadas por el Gobierno de Pequín para controlar la caída de los mercados de valores han resultado hasta ahora infructuosas despertando temores en otros mercados. Pero la debilidad en el precio de las materias primas parece el resultado de una conjunción más amplia de factores negativos que incorporan la crisis griega pero por sobre todo las suspicacias sobre la recuperación económica internacional.

Es cierto que en el mercado del petróleo se han acumulado las noticias negativas para los productores, desde un final anticipado de la temporada de alto consumo de gasolinas en Estados Unidos, pasando por un aumento de plataformas petroleras operando en crudo y gas no convencional estadounidense, o un mercado que comienza a descontar un posible acuerdo de Estados Unidos con Irán. Pero la baja en los precios de las materias primas no se limita al crudo. El precio del cobre cotizaba esta semana a su nivel más bajo desde 2009 tras caer un 5% con la tonelada a 5.264,50 dólares. No se han salvado de la presión bajista ni los cereales, con una fuerte caída en el precio del trigo.

Las economías con fuerte dependencia de su producción de materias primas están acusando los efectos de la debilidad de los precios. El dólar australiano y el canadiense han caído un 9% y un 7% respectivamente frente al dólar estadounidense en lo que va de año. La economía de Canadá ha visto caer su producto interior bruto en el primer trimestre de este año un 1%. Las acciones de compañías mineras tradicionales que suelen capear las tormentas muestran el efecto de los precios de las materias primas que explotan. Las acciones de BHP Billiton y Rio Tinto están en sus niveles más bajos desde la crisis de 2008. Las acciones de la cuarta minera de mineral de hierro a nivel internacional Fortescue Metals, con un balance cargado de deuda, ha caído un 28% desde comienzos de junio hasta su nivel más bajo desde comienzos de 2009.

El derrumbe del precio del mineral de hierro en el último año, pero que había logrado cierta estabilidad, es un buen ejemplo de la condensación de factores convergentes que inciden en la debilidad de los precios de las materias primas. Pese a la caída de la demanda del mineral a escala internacional, pero especialmente en China el mayor consumidor mundial, las tres grandes mineras BHP Billiton, Rio Tinto y Vale han incrementado de forma significativa su producción con el objetivo de sacar del mercado a los productores menos eficientes asfixiados por los bajos precios. Pero las consecuencias las están pagando ellos también. El precio del hierro se había recuperado hasta los 60 dólares la tonelada tras marcar un mínimo de 47 dólares en abril. Al último cierre esta semana quedó en 49,70 dólares la tonelada métrica.

La caída de los precios tiene también efectos paradójicos. Hasta hace bien poco el precio del acero caía más de prisa que el del mineral de hierro. La tendencia ha cambiado y el menor precio del mineral permite a las siderúrgicas chinas mejorar su margen. Lo cual no reduce el problema de que tanto los excedentes de mineral de hierro acumulado en los puertos chinos como los excedentes de productos de acero pesa sobre los precios en toda la línea desde la boca de la mina hasta la puerta de la fábrica. Sin contar con el hecho que la caída de la demanda interior de acero en China ha llevado a canalizar los excedentes hacia la exportación con el consiguiente dumping de los precios.

Lo que quita el sueño a los analistas es que el flujo de inversión que había comenzado a retornar a los mercados de las materias primas, incluyendo el crudo, se está retirando de ese destino nuevamente. “Desde el comienzo de la primavera se registró un retorno de los fondos de inversión a los mercados del crudo y los metales de forma mesurada aunque había comenzado a tomar cuerpo su presencia. Ese movimiento se ha frenado ahora. La caída de la bolsa en China está relacionada con la paralización del movimiento de los fondos”, afirma una fuente del sector.

El temor es que detrás del crash de los mercados de Shangai y Shenzen haya una situación crítica de la economía de China con un crecimiento mucho menor que el pregonado lo cual ocasionaría serias consecuencias políticas en el país. Si la política de liberalización financiera acaba en pérdidas irreparables para los inversores individuales en los mercados habrá un ajuste de cuentas en el seno del Partido Comunista y se puede registrar un cambio de política económica, opinan los analistas. Si la economía crece por debajo del objetivo declarado para este año del 7% habrá por añadidura riesgo de crisis social con una fuerza de trabajo emigrante de 400 millones de personas.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2019 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...