edición: 2747 , Miércoles, 26 junio 2019
10/04/2019
banca 
Rentabilidad, difícil asignatura

La banca, agotada la bondad de los bajos tipos y atrapada por la escasa demanda de crédito

Los créditos hipotecarios moderan su crecimiento y los de consumo no alcanzanr para recuperar la rentabilidad que demanda el BCE al sector 
Juan José González
El sector bancario parece envuelto en una espiral formada por situaciones de difícil solución, como asegura un experto, "son problemas que se retroalimentan", en referencia al fiasco que está provocando el alargamiento de la política monetaria del Banco Central Europeo al mantener los tipos de interés invariables. En esta situación están en juego los beneficios, el margen financiero de la banca, las cuentas presentes y las futuras, la rentabilidad bancaria, los ingresos y los precios de los préstamos, precios que en las actuales circunstancias de mercado parecen condenados a adaptarse a la calidad crediticia de la clientela, se entiende que de los mejores. La banca se muestra convencida de que los beneficios teóricos de los tipos bajos ya se han manifestado en su totalidad, y ello es visible en la reducción experimentada de la carga financiera de los deudores por un lado y de la caída de la morosidad.
Pero por otro lado, el bajo precio del dinero ha estimulado y multiplicado la competencia en el sector, lo que ha dificultado la subida de precios del crédito, lo que a su vez, habría ayudado a mantener los márgenes. La situación se vuelve insoportable desde el momento en que al sector bancario se le cierran las vías obtener la rentabilidad que les requiere el BCE. Un aspecto a tener en cuenta en esta situación es la tasa de ahorro de los españoles ha seguido disminuyendo en los últimos años hasta alcanzar apenas el 4,5% de la renta familiar disponible a finales del año pasado, a diferencia del 13,6% de unos años antes. Y todo parece indicar que la tendencia no se ha detenido, incluso al contrario, parece estar atascada en el mismo nivel.

Si esto es así, difícilmente las unidades familiares vayan a animarse a iniciar nuevas aventuras inversoras o de consumo que impliquen endeudamiento. En esta ocasión, y a diferencia de épocas pasadas (tampoco muy alejadas en el tiempo) el sector bancario no ha mostrado la alegría crediticia de antaño, origen, en buena parte, de la crisis inmobiliaria por un exceso de crédito insolvente que el tiempo parece haber corregido. La reciente encuesta del Banco de España sobre préstmos bancarios, ofrece una radiografía interesante sobre las condiciones de la oferta y la demanda de crédito en el primer trimestre del ejercicio y las perspectivas para los próximos tres meses.

Destaca el informe el "endurecimiento" de los criterios de aprobación de los préstamos concedidos a las familias, tanto para el consumo como para la adquisición de vivienda, aspecto que confirma que el sector bancario ha extremado (y afinado) los criterios de concesión de crédito y que sirve para despejar las dudas sobre un nuevo episodio de crisis financiera inmobiliaria. En principio, para el sector bancario, el precio del dinero en los niveles actuales tiene sus pros y sus contras. Al mismo tiempo que ayuda a que se mantenga la actividad económica y también a que se reduzca la morosidad. 

Es la otra cara de la moneda la que menos agrada a los responsables bancarios puesto que, de la misma forma que dismuyen las provisiones a causa de la baja morosidad, se pierde la rentabilidad y la ganancia. Los bancos se habían adaptado a un escenario de tipos bajos cuya duración se estimaba limitada en el tiempo. Pero llegadas las fechas previstas, las autoridades han prolongado el calendario. Ahora el sector se encuentra en una situación difícil, entre dos fuegos, entre la espada de las exigencias de rentabilidad del BCE y la pared de un mercado que demanda menos crédito de consumo y crédito hipotecario con precios obligadamente contenidos.

En esta situación, la banca estaría justificando sus inversiones en tecnología y el mantenimiento de duros planes de ajuste de empleo y tamaño de la red, si bien, como subrayan varios responsables del sector ¿cuánto tiempo más puede aguantar la banca en las actuales condiciones de mercado? Las cuentas de resultados parece que serán las encargadas de la contestación y las correspondientes al primer trimestre del ejercicio se presentan como las señaladas para dar la respuesta. 

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2019 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...