edición: 2764 , Viernes, 19 julio 2019
02/04/2018
banca 

La directiva MiFid II provocará cambios en los modelos de gestión patrimonial

ICNR
Las grandes entidades se debaten entre cobrar directamente por el asesoramiento o mantener su modelo no independiente en un contexto en el que surgen cada vez más 'robo advisors' y EAFIs.
La Directiva europea MiFID II, que entró en vigor el pasado mes de enero, tiene en su ADN la necesidad de dotar de una mayor transparencia a las empresas de servicios de inversión, además de reforzar la protección del inversor y ello obliga a hacer no pocas modificaciones en lo que respecta a los modelos de negocio de las entidades financieras.

Una de las que más se ha hablado es la limitación que impone en cuanto a las retrocesiones -comisiones que los distribuidores se cobraban de las gestoras-, que solo se permitirán en los servicios de ejecución, siempre que se ofrezca una amplia gama de productos de terceros, y de asesoramiento no independiente a cambio de que se ofrezca algún tipo de valor añadido.

La gestión discrecional de carteras, eso que tanto están ofreciendo ahora los bancos, y el asesoramiento independiente se quedan fuera, y de ahí que uno de los sectores que vayan a verse más afectados sea el de banca privada, al que se le presupone cierta independencia a la hora de seleccionar los activos donde invierten sus clientes más adinerados.

La primera consecuencia de este cambio del statu quo es que cada vez son más las entidades financieras que optan por segmentar aún más a sus clientes en función de su patrimonio ante la idea de que en realidad solo los clientes con más patrimonio pueden estar dispuestos a pagar por recibir un asesoramiento cuyo coste se ha ocultado en los últimos años en las retrocesiones. 

De hecho, KPMG preguntaba en una reciente encuesta a los principales actores de banca privada si creían que sus clientes estarían o no dispuestos a pagar por el asesoramiento y el 60 por ciento contestó que no. "Cuando un cliente de banca privada vea que con lo que ha pagado en comisiones a su gestor de banca podría haberse comprado un Porche no le va a hacer ninguna gracia", apuntan desde una importante banca privada española. Eso, sin mencionar que ese coste está sujeto además al pago de un IVA del 21 por ciento, lo que eleva aun más la factura y el susto que se pueda llevar el inversor.

De ahí que la mayoría de bancos que cuentan con un segmento de banca privada estén optando por no ofrecer asesoramiento independiente a sus clientes. Hay excepciones como la que ha hecho CaixaBank, que sí ha lanzado un servicio de asesoramiento independiente -CaixaBank Weatlh-, pero solo para sus clientes más top ya que el mínimo requerido para entrar es de 15 millones de euros, aunque no descartan reducirlo progresivamente hasta niveles de 500.000 euros si comprueban que el cliente está dispuesto a pagar por el servicio. Aunque de momento no hay más iniciativas de este tipo, fuentes del sector creen que serán más entidades las que "prueben modelos independientes para grandes patrimonios".

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2019 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...