edición: 2761 , Martes, 16 julio 2019
04/04/2017
banca 
Posibles daños colaterales

Las deudas de la banca italiana ponen en riesgo a la banca española

La recuperación económica desigual en Europa esconde un elevado volumen de deudas, créditos tóxicos y muchos activos que precisan una limpieza urgente
Juan José González
El ambiente económico provocado por los recientes informes de instituciones públicas y privadas así como de otros organismos internacionales, parece certificar la corrección de los desajustes económicos en España. Si las previsiones de crecimiento del PIB realizadas por el ministerio de Economía ofrecían algunas dudas, los informes de la Autoridad Bancaria Europea (EBA) otro del BBVA, o el más reciente del Banco de España, vienen a despejarlas tras confirmar las cifras oficiales, incluso son revisadas al alza. Coincide este escenario con una rebaja de la incertidumbre mostrada por muchos inversores nacionales y extranjeros sobre la evolución política española, despejada en cierta medida tras la previsible aprobación en el Congreso de los Diputados de los Presupuestos Generales del Estado para 2017. A mayor gloria de las perspectivas económicas dibujadas por el ministerio de Economía, la mejora de la calificación de la economía española por parte de S&P, acaba por completar un escenario que no se recordaba en casi una década. A pesar de todo, la sombra de las dudas en Europa, procedentes, básicamente, de la preocupante situación de la banca italiana, aconseja no echar las campanas al vuelo y a ser prudente, al menos, mientras no se resuelvan los problemas de la deuda privada pendiente o se despeje la incógnita sobre el tipo de solución que se quiera aplicar a los activos tóxicos de la banca europea que, obviamente, producirían daños colaterales.
Las explicaciones que ofrecen los informes económicos sobre la mayor bonanza del escenario económico español, señalan la recuperación de los beneficios empresariales, del precio del dinero en fase de leves repuntes, de la entrada de inversores con dinero fresco a la Bolsa española. En general, abundan las expectativas positivas para los próximos meses, que lo hacen en base al ejercicio pasado, así como en los tres meses transcurridos del presente año. Llama la atención, sin embargo, la diferencia, sustancial, que surge de la comparación de sectores concretos de la economía europea, como es el sector bancario. Mientras los españoles parecen haber encontrado antes el camino de la recuperación que las entidades francesas, germanas e italianas, los bancos de estos tres últimos países continúan haciendo gala de un problema que, como los activos tóxicos, ya se ha convertido en secular y que, por tanto, estarían obligados a cubrir una etapa de saneamiento que la banca española ya ha superado.

Problemas en los balances bancarios pero también en el capítulo de las deudas privadas, donde, según las cifras proporcionadas por la EBA superan ya el billón de euros. Se trata de créditos morosos que las entidades bancarias europeas continúan sin poder cubrir. De esta forma, los inversores valoran más la situación del mercado español, dadas las condiciones más favorables, de expansión económica, de beneficios empresariales y de saneamiento de los balances, que las de sus comparables europeos, todavía pendientes de acordar una solución para los activos tóxicos.

Por otra parte, las citas políticas pendientes en Europa, las elecciones en Francia a corto plazo y en Alemania tras el verano, lejos de animar a los Gobiernos de ambos países a poner remedio a la compleja situación de las deudas empresariales, sólo hacen empeorar la situación, puesto que ningún partido político, en la oposición o en el Gobierno, parece querer hacerse cargo de la situación. En ambos países, tanto los aspirantes como los gobernantes se inclinan por mantener la estabilidad política y sacrificar, por el momento, la correspondiente a las empresas privadas. Los Gobiernos han decidido que es preferible asegurar el triunfo (la permanencia en el poder) que despejar el panorama económico pues se considera que la amenaza radical y populista es más preocupante y peligrosa que los problemas empresariales, deudas, déficit, etc. siempre susceptibles de ser aplazados en el tiempo.

Ahora bien, los informes que subrayan y confirman que la expansión económica española es un hecho sin discusión, alertan al mismo tiempo de varias incertidumbres. Es el caso de la aplicación de las reformas estructurales o de la consolidación fiscal, pendientes ambas o en función del trabajo político necesario para lograr la mayoría parlamentaria, dada la debilidad del partido en el Gobierno y la necesidad de que las reformas y la consolidación pasen por el Congreso de los diputados. La incertidumbre política estaría restando a corto plazo confianza a los inversores al tiempo que reduciendo las perspectivas de crecimiento futuro.

Contrasta la positiva evolución del escenario español con una cierta inquietud del Banco Central Europeo a propósito de uno de los problemas pendientes en el sector bancario europeo como es la voluminosa deuda privada que registran algunos bancos en sus balances. De este desajuste dan cuenta, principalmente, los bancos italianos y varios alemanes así como de otros países periféricos. Desde hace tiempo se persigue una solución que no acaba de ser consensuada por Alemania, dado que tratan de evitar una `mutualización´ de los problemas que en este caso tiene forma de crédito moroso y un aspecto nada bueno, como corresponde al billón de euros que se encuentra en esa situación. Son créditos tóxicos que no se quieren aparcar en un `banco malo´ como sucedió en España. La solución germana sugiere que cada país asuma su propio problema a base de sacrificio y austeridad. Una solución que perpetua la calamitosa situación en la que viven algunas grandes entidades -consideradas sistémicas- y sin descartar graves problemas para el sector bancario europeo, salpicando a varias entidades españolas.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2019 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...