edición: 2471 , Martes, 22 mayo 2018
09/03/2017
Recuperación de los grandes grupos

Las empresas esperan recoger en 2017 una cosecha de resultados excelente

Aunque dependerán de la mayor aportación en ventas de las filiales del exterior
Juan José González
Las 125 compañías cotizadas en el mercado continuo español consiguieron aumentar el beneficio agregado -conjunto- un 13,3% en el pasado ejercicio, casi 28.000 millones de euros, redujeron deudas por valor de 6.700 millones de euros y vendieron un 3% menos que el año anterior. Es una fotografía global, un agregado de actividades financieras e industriales, también de problemáticas y singularidades muy diversas de las empresas que conforman el grupo de las 125 cotizadas. El balance final muestra, sin embargo, algunas evidencias que llevan a concluir que las ventas continúan débiles, que los ajustes contables y fiscales deben continuar afinándose y que los saneamientos, aunque en menor cuantía, deberán mantenerse si el objetivo final es mejorar el resultado de explotación. Pero es el aumento de la actividad de las filiales en el exterior, al alza, donde parece situarse el filón a explotar en los próximos ejercicios. Es la pata que le faltaría a las cotizadas para mejorar sus resultados, la misma que necesitaría el PIB. Las empresas ya tienen muy claro que las cuentas dependen cada vez más de las ventas en el exterior, del negocio internacional, de los contratos y de las inversiones fuera de casa.
En conjunto, las 125 cotizadas españolas no habían conseguido un agregado tan positivo desde hace varios ejercicios, si bien, la recuperación de las cuentas se encuentre todavía muy lejos de aquellas registradas en 2007. Para recuperar el terreno, el tiempo y el dinero perdidos, las empresas españolas parecen haberse puesto manos a la obra e invertir en el exterior, aumentar el negocio, las ventas y los ingresos de las filiales internacionales. En esta línea se enmarcan las operaciones de Iberdrola en el exterior o la más reciente de Acciona en Australia, así como otras en marcha que se irán conociendo en los próximos meses. La recuperación de las cuentas seguirá dependiendo de las ventas en el exterior. Es la convicción generalizada en la mayoría de las cotizadas españolas, y que se desprende del balance de los resultados de 2016.

En todo caso, si bien la actividad en el exterior tuvo una ligera caída respecto a un año antes (1,5% menos) las 35 cotizadas del selectivo siguieron obteniendo 65 euros de cada 100 de sus ventas en 2016, una cifra difícil de imaginar hace tan sólo cinco años. Una cifra tan elevada que puede ser imitada en el presente y próximos ejercicios por un buen número de empresas del mercado continuo. Al menos es la intención que figura en la mayoría de los planes de expansión para el año en curso, donde se barajan avances y buenas expectativas de resultados.

Mejoran las previsiones de negocio y de ventas lo que significa que las cotizadas mantendrán una tónica al alza de los beneficios. Los analistas estiman que, salvo sorpresas de gran tamaño y repercusión, como fue el Brexit en 2016, las compañías agrupadas en el selectivo español podrían mejorar sus resultados en un 25% respecto a las del año antes. Tendencia que se mantendría en los próximos ejercicios, aunque probablemente a velocidad de crucero.

El avance en los resultados esperados para 2017, tienen en cuenta la recuperación de los grandes grupos empresariales como Repsol, Iberdrola, telefónica y los bancos Santander y BBVA, cuyos resultados en 2016 fueron casi un 45% menos que nueve años atrás, justo en el inicio de la crisis. Por tanto, será la recuperación de los grandes grupos el agregado que puede disparar el beneficio empresarial así como el empujón necesario para el PIB.

En los últimos meses, la mayoría de las compañías cotizadas han expresado sus planes de expansión para 2017 y 2018. La sensación general es compartida por los expertos en tanto que considera que la única vía para mejorar los ingresos serán las ventas en el exterior, y la rentabilidad llegará de los rendimientos de las filiales. Ahora bien, el mercado exterior ya no será el mismo que en los dos últimos ejercicios, en especial, el pasado, habida cuenta que el Brexit provocó un giro inesperado en los planes de las compañías españolas. Hay que tener en cuenta que en el último año, el mercado de la Unión Europea redujo sus compras un 20% a las empresas españolas, lo que obliga a buscar otros mercados alternativos, emergentes o quizá más alejados del entorno europeo.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2018 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...