edición: 3056 , Martes, 29 septiembre 2020
12/09/2011
OBSERVATORIO MERCADOS EXTERIORES

Las exportaciones y la inversión ya no son el principal motor de la recuperación de Alemania

El comportamiento sorprendentemente bueno de la economía alemana en 2010 permite una reducción del número de quiebras de empresas
Crédito y Caución

En el primer trimestre de 2011, el rebote de la economía alemana volvió a acelerarse, registrando el PIB  un crecimiento del 1,5% respecto al trimestre anterior y del 4,8% en términos interanuales. Según el instituto de estadísticas de Alemania, la producción ha superado por fin los niveles registrados a principios de 2008 antes de la crisis. Mientras que las exportaciones fueron el principal motor del fuerte rebote de 2010, la demanda interna tomó un mayor impulso en el primer trimestre de 2011, con un aumento considerable de la formación de capital en el sector de la construcción (+6,2%) y en el sector de maquinaria y equipos (+4,2%) respecto al trimestre anterior. En términos interanuales ambos sectores crecieron, un 12,6% y un 18,6% respectivamente.

El consumo interno también aumentó, mientras que la mejora dinámica del comercio exterior registrada en 2010 se mantuvo, con un aumento de las exportaciones de bienes y servicios del 2,3% en relación con el cuarto trimestre de 2010 y del 13,5% en términos interanuales.

Sin embargo, se prevé que el ritmo de crecimiento se desacelere en el segundo semestre de este año, al debilitarse la demanda y afianzarse la consolidación fiscal. En julio de 2011 nuestras previsiones económicas de consenso apuntan a un crecimiento del PIB alemán del 2,9% interanual en el segundo trimestre, seguido de un 2,6% en el tercer trimestre y del 2,7% en el cuarto. Para el conjunto del año, se prevé que la producción aumente un 3,4%, con un crecimiento todavía sólido del 1,9% en 2012.

SE MANTIENE EL FUERTE CRECIMIENTO DE LA PRODUCCIÓN INDUSTRIAL

La producción industrial aumentó un 10,1% interanual en 2010, al tiempo que los nuevos pedidos crecieron un 21,7% (16,3% en el caso del mercado interno y 26,5% del exterior). Este boom se ha mantenido en 2011, con un aumento interanual de la producción del 12,8% en el conjunto de los sectores manufactureros en el primer trimestre. Tras un breve declive en marzo, los pedidos industriales aumentaron un 2,9% en términos intermensuales en abril y un 1,8% en mayo. Mientras que en el mercado nacional los pedidos están aumentando, los pedidos  procedentes del exterior se han reducido desde los máximos registrados en meses anteriores, debido a una desaceleración de la demanda mundial. Los actuales índices de dos dígitos del crecimiento de la producción industrial se reducirán a lo largo de 2011 y, para el conjunto del año, se prevé un aumento de la producción todavía notable del 8,9%, seguido por un crecimiento más moderado del 3,9% en 2012.

DE MOMENTO SE MANTIENE EL FUERTE CRECIMIENTO DE LAS EXPORTACIONES

El valor de las exportaciones y las importaciones alemanas aumentó un 18,5% y un 20,0% respectivamente en 2010, y el superávit de la balanza comercial ascendió a 154.300 millones de euros. Mientras que las exportaciones de Alemania a sus vecinos de la UE aumentaron un 15,5%, las exportaciones a Estados Unidos crecieron un 20,6% y las destinadas a China registraron un aumento masivo del 43,9%, por encima de cualquier otro destino. Alemania se ha beneficiado enormemente del fuerte aumento de la demanda de bienes especializados registrado en China y en otros mercados emergentes: maquinaria industrial, coches, artículos electrónicos y bienes de consumo.

El boom de las exportaciones ha beneficiado a los sectores que habían sufrido una fuerte caída  durante la crisis, como el sector del automóvil y los metales. Las exportaciones alemanas de coches aumentaron un 25% en términos interanuales en 2010 y otro 11% en el primer trimestre de 2011. El boom de las exportaciones de coches se ha mantenido este año, con un aumento del 18,6% entre enero y finales de mayo de 2011.

En el mismo período, el crecimiento de las importaciones (+20,5%) fue aún más rápido que el de las exportaciones. Las importaciones de países de la eurozona aumentaron un 19,4% y el superávit comercial de Alemania con la eurozona se ha reducido en términos interanuales, un indicio de que el aumento de la demanda está sosteniendo el crecimiento de las exportaciones de sus socios de la eurozona.

AUGE CONTINUADO DE LA INVERSIÓN

Junto al extraordinario comportamiento de las exportaciones alemanas, la inversión en maquinaria y en equipos, que creció un 10,9% en 2010, contribuyó con mucha fuerza al rebote económico del año pasado. Esta tendencia se ha mantenido este año, con altos índices de utilización de la capacidad en la mayoría de los sectores y perspectivas propicias para los pedidos y la producción industrial, ya que al aumentar muchas empresas alemanas su gasto, sus pedidos de bienes de inversión también están creciendo. La bajada de los tipos de interés también contribuye a este auge de la inversión. En 2011 las inversiones en maquinaria y equipos volverán a registrar un fuerte crecimiento del 12,3%, si bien esta tendencia se moderará en 2012.

Mientras las exportaciones y las inversiones impulsaron el crecimiento en 2010, el consumo privado se quedó rezagado, a pesar de registrar un modesto crecimiento tras una caída en 2009. Sin embargo, se prevé que repunte en 2011 y en 2012, contribuyendo de manera más significativa a los resultados económicos, con la ayuda de una notable reducción del índice de desempleo (que se situó en el 6,9% en junio de 2011, el índice más bajo desde la reunificación) y un aumento de la oferta de empleo.

Sin embargo, los precios de consumo han aumentado de manera constante en los últimos meses. La inflación subió un 2,3% interanual en junio de 2011 y se mantiene por encima del umbral del 2%  por quinto mes consecutivo. Los principales motores fueron de nuevo los costes de la energía (petróleo, combustibles y electricidad), que aumentaron un 9,1% en términos interanuales, y los precios del carburante de automoción (+9,9%). Para el conjunto del año, se prevé un aumento de la inflación del 2,3% (1,1% en 2010). Este persistente aumento de la inflación podría potencialmente frenar el aumento del consumo privado. Sin embargo, el Banco Central Europeo volvió a subir los tipos de interés a principios de julio para contrarrestar presiones inflacionistas en la eurozona, lo que podría atenuar las presiones sobre los precios.

SE MANTIENEN LOS RIESGOS ADVERSOS

 La economía alemana ha demostrado una capacidad de resistencia excepcional. Sin embargo, incluso si el crecimiento está cada vez más impulsado por la demanda interna, la economía sigue siendo muy dependiente del comportamiento de los principales socios comerciales de Alemania. Por consiguiente, una escalada de la crisis de la deuda del euro, un estancamiento de la recuperación en Estados Unidos y una brusca desaceleración del crecimiento en China siguen presentando riesgos que podrían afectar de manera inmediata a las empresas y a la economía de Alemania.

LAS INSOLVENCIAS DE LAS EMPRESAS SE REDUCIRÁN UN 5% EN 2011 Y SE ESTABILIZARÁN EN 2012

El comportamiento sorprendentemente bueno de la economía alemana en 2010 permitió una reducción del número de quiebras de empresas. Según el instituto de estadísticas de Alemania, el número de insolvencias de empresas se reducirá un 2,1% en términos interanuales –hasta los 31.998 casos– tras un aumento del 11,6% en 2009. Aun así, incluso el aumento relativamente alto de 2008 fue mucho menor que la brusca subida en otros países europeos como los Países Bajos (73,5%), España (50%), Italia (40%), el Reino Unido (22,8%), Suiza (23,5%) y Francia (19,6% en 2008).

Entre enero y abril de 2011, las insolvencias cayeron hasta un 8,2% interanual. Para el conjunto de 2011, Crédito y Caución prevé una reducción de al menos otro 5%, siempre y cuando los riesgos potenciales, como una escalada de la crisis de la deuda del euro no se materialicen.

En el conjunto de 2011, la Frecuencia Prevista de Impagos (EDF) media de las empresas alemanas del panel ha seguido su tendencia a la moderación, si bien a un ritmo menor que en 2010. Sin embargo, con 31 puntos básicos, la EDF de junio de 2011 se situó seis puntos básicos por debajo de la de diciembre de 2010. Se ha producido una reducción de 36 puntos básicos desde principios de 2010, situándose ahora la EDF en su nivel más bajo desde abril de 2008.

· MÁS INFORMACIÓN

Noticias Relacionadas

Director
Juan José González ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
c/ Real, 3. 40400 El Espinar (Segovia)
Teléfono: 92 118 33 20
© 2020 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...