edición: 2597 , Viernes, 16 noviembre 2018
11/04/2011

Los accionistas buscan un mayor equilibrio de fuerzas en Sacyr

Carlos Schwartz
El incremento de la participación del grupo Disa –Demetrio Carceller- en el capital de Sacyr supone un paso más en el reordenamiento dentro del capital de sociedades con participaciones estratégicas. Más allá del balance de la constructora. Sacyr se mide por su principal activo, la participación del 20,01% en la petrolera Repsol. Y es sin duda este activo el que moviliza a Carceller, como a los nuevos accionistas de la sociedad: Grupo Corporativo Fuertes y José Moreno Carretero (Altec) que suman un 11%.

El realineamiento de fuerzas dentro de la constructora, en el supuesto que sea estable, indica en principio que el presidente de la sociedad, Luis del Rivero, cuenta con el respaldo del 32% de las acciones representadas por las suyas más las de los otros dos socios fundadores, Manuel Manrique y José Manuel Loureda. A este paquete se debería añadir el 11% de los recién llegados a la casa. Entretanto, hasta ahora Juan Abelló con un 9,6% del capital de la constructora ha respaldado al presidente, lo mismo que la sindicación entre la Caja de Ahorros de Galicia, Vigo, Orense y Pontevedra (4,645%), Participaciones Agrupadas SL (8,010%) y Caja de Ahorros de Ronda (0,115%) que representan un 12,7% del capital.

La estabilidad del consejo depende en buena medida de la posición de las participaciones financieras y del continuado apoyo del 11% recientemente incorporado al presidente y sus próximos. Todo parece indicar que la decisión de Carceller de incrementar su participación en Sacyr obedece a la voluntad de ejercer una influencia mayor en la política de la empresa. A nadie sorprendería que, habida cuenta de las dificultades del sector, el agrupamiento de cajas de ahorros decidiera desprenderse de su participación y esta fuera a parar a manos de Disa que pasaría a controlar de forma directa e indirecta un 28,4% del capital de Sacyr.

Sería bastante ingenuo pensar que un empresario como Carceller haya tomado la decisión de evitar la dilución de su participación en la constructora y escalara posiciones sobre la base de la liquidez fresca, tras hacer 360 millones de caja con su participación en CLH, para quedarse quieto. Habrá más. En cualquier caso Sacyr ha salido de momento del bache de 2008, y ha vuelto al beneficio en 2010. Atrás ha quedado, además, la presión negativa durante 2008 y 2009 de la principal filial de Repsol, YPF, que ha logrado ahora un mejor equilibrio con el gobierno de Argentina que le ha permitido a la petrolera incrementar precios en línea con los niveles internacionales sin los traspiés que ha tenido por ejemplo el gobierno de Bolivia que debió apearse deprisa y corriendo de su “gasolinazo”. Lo cual no obsta que tras la algarabía que han supuesto los hallazgos de reservas por parte de Repsol durante 2010 y la buena marcha del negocio por ejemplo en Brasil, ahora haya que aguantar el embate de los problemas con Libia y el recorrido necesario para que las operaciones upstream comiencen a rendir frutos, algo que es en cualquier caso lento.

A Sacyr le toca a lo largo de 2011 tomar una decisión sobre los créditos con los que financia su inversión en Repsol y que representan en total 5.000 millones de euros. La constructora tiene a su favor la recuperación de la cotización de su participada, cuyas acciones están cerca del precio de adquisición lo que la libera de dar mayores garantías suplementarias. Ya ha tenido que dar bastantes en el pasado reciente.

Los observadores y analistas de la empresa consideran que ninguno de los accionistas de referencia está dispuesto a deshacerse de la participación en Repsol. Mientras tanto, Repsol ha logrado bajar su participación en la petrolera argentina YPF hasta el 68,23% tras la última colocación de un paquete de American Depositary Shares (ADSs) en Nueva York a través de un sindicato de bancos que ha supuesto una nueva inyección de liquidez en la compañía. Es previsible que a muy corto plazo el grupo argentino socio de Repsol en YPF, Petersen, controlado por la familia Eskenazy, ejecute su opción por el 10% suplementario al que tiene derecho, en cuyo caso la participación en la petrolera argentina se colocaría en el objetivo declarado de la española: en torno al 58%. No se puede descartar que con el tiempo, si aparece una oportunidad adecuada, Repsol haga caja con otro 30% de YPF y se quede en torno al 28% o renuncie a tener una filial en Argentina con el objetivo de incrementar su presencia en Brasil o en otros mercados emergentes con menores exigencias de inversión para poder mantener un nivel de beneficio mayor.

De momento, atrás han quedado los momentos de pesadilla en los que YPF pagaba dividendo a sus socios, acuciados por la falta de liquidez, con créditos. Del Rivero y sus colaboradores más próximos parecen prepararse para la batalla por el control del consejo de la constructora. El 31 de mayo la empresa anunció una emisión de bonos convertibles en acciones sin derecho preferente de suscripción para los accionistas por importe de hasta 230 millones de euros. Los círculos próximos al presidente de Sacyr echan leña a la hoguera de las suspicacias afirmando que los intentos de realineamiento en el consejo de Sacyr están impulsados por el presidente de Repsol, Antoni Brufau.

No parece que sea este el viento que impulsa a Carceller. Los accionistas de referencia de la constructora afirman que las dimensiones de la empresa y la naturaleza de sus participaciones requieren una gestión más colegiada de las decisiones, y afirman que el presidente tiene un peso excesivo en la gestión de la empresa. Cierto o falso el curso de los acontecimientos deberá perfilar mejor el peso que cada actor tendrá en el futuro inmediato en las decisiones de la empresa, que de momento incorporará nuevos consejeros, dos en representación de los nuevos accionistas y uno más designado por Disa.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2018 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...