edición: 3056 , Martes, 29 septiembre 2020
15/02/2013
Tras los rumores sobre la valoración de las accciones por parte del Frob

Los accionistas de Bankia piden depurar responsabilidades por el desplome de la entidad

Se habla de un verdadero engaño perpetrado por los comerciales del banco y de mala praxis del BdE, la CNMV y los Gobiernos de PSOE y PP
ICNr

El hundimiento en bolsa de Bankia se convirtió ayer en el tema económico más comentado de la jornada. El origen se encuentra en una información publicada por el diario Expansión, en la que se asegura que el Frob valorará en 0,01 euros cada acción de la entidad  de cara a establecer el precio al que transformará sus bonos convertibles en acciones nuevas, en el marco del plan de saneamiento y recapitalización aprobado entre España y Bruselas. En definitiva, tal valoración supone la pérdida de casi la totalidad de lo invertido por los accionistas actuales. La respuesta de la opinión pública fue, como no puede ser de otro modo, un sentimiento de engaño que emana de la mala praxis de la propia entidad, pero también del Gobierno.

Como respuesta, el Frob aseguró ayer a través de un comunicado que no se ha completado todavía la referida valoración y que por lo tanto no existe ninguna valoración oficial de Bankia a los efectos de llevar a cabo las operaciones mercantiles necesarias para completar la recapitalización de la entidad y, en concreto, el canje de los CoCos que fueron suscritos por BFA en diciembre pasado. Eso sí, en una siguiente nota aclaratoria, el organismo reconoce que `cabe advertir como ya se hizo en su momento en general para todas las entidades del Grupo 1, que el valor económico negativo de la entidad unido a los resultados estimados a cierre del ejercicio 2012, hacen prever que el valor de entrada del FROB a través de BFA, vaya a ser tras una importante reducción del nominal de las acciones para la absorción de pérdidas, lo que implicará una significativa dilución de los actuales accionistas´. Se añadió también que la valoración de Bankia se completará `una vez se disponga de toda la información necesaria para ello y se determinará de conformidad con los procedimientos previstos´.

Como consecuencia, los títulos de Bankia volvieron a cotizar con grandes caídas, de hasta el 22 por ciento, hasta los 0,362 euros. A ello se suma que la Sociedad de Bolsas tuvo que ampliar el rango estático de la entidad (es decir, la variación máxima permitida del valor respecto del precio fijado en la subasta de apertura) en un 20 por ciento por la fuerte presión vendedora. La cotización de Bankia estuvo también suspendida desde antes de la apertura del mercado hasta las 11.30 horas. Ante este panorama, la prensa recordó que la valoración a la que se hizo referencia ayer no afecta a la solvencia de Bankia, ya que la entidad seguirá recibiendo las ayudas públicas tal y como está previsto en su plan de reestructuración, de forma que finalmente su capital se acabará acercando a los 15.000 millones de euros.

UN ENGAÑO EVIDENTE

Con este panorama, la opinión pública censuró que `gracias a los rumores publicados la acción ha llegado a desplomarse hasta los 0,35 euros por el pánico de los pequeños accionistas, que han vendido con grandes minusvalías´. Consecuentemente, `las manos fuertes y siempre beneficiadas por dichos rumores se han lanzado a comprar obteniendo ahora mismo plusvalías del 16 por ciento en apenas media hora, lo que lleva a algunos a plantearse que esas operaciones son `el único fundamento de tales publicaciones, es decir, el de beneficiar a las manos fuertes especuladoras´. Son noticias que, en definitiva, ayudan a provocar mayor inestabilidad. `El único objetivo de tales noticias y rumores es fomentar el pánico en la Bolsa, la inestabilidad y entregar en bandeja Bankia a los cortos para que especulen al máximo nivel, y todo ello, con el beneplácito de la CNMV´, señaló, en la misma línea, otro internauta. `Estas noticias no se fundamentan en valoraciones reales sino en intereses especuladores´, por lo que no se debería dar `alas a falsos rumores´.

Aunque la realidad es que invertir en una entidad como Bankia es, se mire como se mire, un negocio arriestado. `Es más peligroso que jugar a la ruleta´, aseguró un lector. `No diré que estaba cantado, pero nunca tuvo sentido que hubiera alguien dispuesto a pagar por una acción de una empresa absolutamente quebrada. Seguro que algunos se forraron con la subida que hubo al final del verano pero, como ya dije en su día, estaban jugando a la ruleta rusa con cinco balas en el tambor´, comentó otro. `Es una vergüenza. Las pérdidas para los accionistas minoritarios son muy significativas. Vamos, un robo´, señaló otro.

El motivo es claro: por mucho que `se esfuercen en maquillar la situación´, la realidad es que la banca sigue en estado de insolvencia en numerosos casos. `¿Cuántos préstamos podrán ser devueltos por los particulares si la situación económica sigue sin mejorar urgentemente? Ni siquiera están en libros o se incluye en la mora todas esas refinanciaciones ocultas que se han realizado a lo largo de los últimos años y que, si no encuentran trabajo o aumentan sus ingresos, no podrán pagar los particulares´. Otro aspecto de `extrema gravedad´ está en cómo se comercializó la venta de las acciones de Bankia. `Me constan casos de chantaje para la obtención de crédito, e incluso engaños a particulares que tenían su dinero en plazos fijos, y se lo cambiaron con pocas explicaciones. Luego dicen los bancarios engañantes que peligra su seguridad física´, aseguró un internauta. De hecho, esta última denuncia generó decenas de comentarios similares por parte de lectores indignados sobre la práctica de los comerciales de la entidad, responsables de recomendar, a sabiendas de que se trataba de `una basura´, la inversión en Bankia.

Con este panorama, muchos ciudadanos se valieron de la red para pedir responsabilidades y reclamaron a directivos como Miguel Blesa -`prejubilado  y con una indemnización de más de 10 millones de euros´-, Garcia Checa -`prejubilado y con una indemnización superior a 6 millones de euros´- , y directores generales adjuntos, etc., respuestas por haber llevado a la entidad y a sus accionistas a la quiebra. `Al final lo pagamos entre todos los ciudadanos, y ellos bien protegidos y en sus casas´. De ahí que se reclamaran incluso acciones populares para denunciarles. Los lectores lo tuvieron claro a la hora de identificar las `responsabilidades primarias´: en primer lugar, `el Gobierno del PSOE a través de la CNMV y el BdE tiene las responsabilidades de dejar que una empresa con un pasivo mastodóntico y muy superior al activo emitiera pagarés, bonos, preferentes y acciones´, en segundo, `el Consejo de Dirección de Bankia-Rato-Olivas tiene las responsabilidades derivadas de valorar una empresa con unos activos megainflados´, y en tercero, `el Gobierno del PP - Ministerio de Economía, Hacienda, CNMV y BdE relacionadas con la nacionalización tienen las responsabilidades de rescatar una empresa con dinero público sabiendo el agujero patrimonial de la misma, en concreto, algo tendrán que alegar los ministros de Hacienda, Economía y el BdE y la CNMV actuales´.

Mientras, la situación del sector en general no mejora. Los lectores aseguraron que sólo con realizar el equivalente a la tasa de morosidad sobre el total de deuda privada española `nos da una cifra superior a 200.000 millones de euros de créditos impagables´. `¿Qué hacemos? ¿Le da Draghi a la máquina otra vez? ¿Y qué hacemos con todos esos millones de personas? ¿Les tiramos a todos a la calle por no poder pagar su hipoteca? De un modo u otro hay decisiones muy complejas que se han ido aplazando pero que ya no hay más remedio que afrontar´ , alertó un internauta.

Noticias Relacionadas

Director
Juan José González ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
c/ Real, 3. 40400 El Espinar (Segovia)
Teléfono: 92 118 33 20
© 2020 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...