edición: 3058 , Jueves, 1 octubre 2020
02/05/2011
OBSERVATORIO DE LAS REDES SOCIALES

Los internautas acusan a los sindicatos de haber ralentizado la recuperación del paro

Críticas a las declaraciones sobre el "error" de la reforma laboral, lanzadas por el líder de UGT en el Día del Trabajo
La tasa de paro juvenil, tema económico en Facebook, inyecta desánimo y aviva el debate sobre la falta de futuro en España
Los empresarios se defienden en la Red: hay que erradicar la idea de que son los "enemigos del trabajador"
ICNr

Los actos de conmemoración del Día del Trabajador y las últimas cifras de la Encuesta de Población Activa (EPA), hechas públicas el pasado viernes, han convertido el paro en el tema económico clave del cierre de semana. Mientras algunos han criticado las declaraciones de los líderes de los principales sindicatos españoles, otros se han volcado en comentarios que denuncian la cara más dramática del desempleo. Al fin y al cabo, “la más importante”.

Y es que, para muchos, lo relevante ha dejado de ser identificar a los culpables, ya que lo que realmente urge es buscar soluciones. Por eso suena a poco que los sindicatos critiquen ahora que la reforma laboral ha sido “un error y una injusticia”, tal y como declaró Cándido Méndez, Secretario General de UGT, durante la jornada de ayer. “¿Cómo se atreven a reivindicar contra el paro si ellos son unos de los culpables? ¿Cuánto tiempo estuvieron negociando con la patronal para no llegar a nada?”, critica uno de los muchos usuarios que mostraron su indignación ante el resumen de la manifestación convocada ayer en Valencia, en este caso, publicado en el diario Expansión.

Los sindicatos se han convertido en una auténtica lacra para la opinión pública, tanto por imponer obstáculos y rigideces que han impedido, denuncian, el desarrollo del mercado laboral y la creación de nuevos puestos de empleo, como por hablar desde la ignorancia, al vivir de subvenciones del Estado “sin solucionar nada” y sin conocer la realidad del trabajador en paro, con el que no tienen nada que ver. Denuncias de cinismo y de falta de conciencia, coronadas con acusaciones de haberse vendido al Gobierno, han resumido la ineficacia con la que los ciudadanos parecen identificar el sindicalismo de hoy.

Tampoco han faltado invitaciones a la reflexión: “Los sindicalistas deberían reflexionar sobre lo que han hecho en estos años y sobre los apoyos que han brindado al Gobierno (...). Pero claro, les han llovido muchos millones de euros”, denuncia un internauta. Si los trabajadores no se sienten representados por los sindicatos, éstos parecen ser conscientes de ello. Por eso no extraña que se haya elegido Valencia como punto en el que conmemorar el Día del Trabajador. “En esta comunidad uno de cada cuatro trabajadores está en el paro. Es una situación realmente delicada”, denuncian, donde se sentencia que, dadas las circunstancias elegidas para el acto, la manifestación de Valencia “puede considerarse un auténtico fracaso”.

EL DRAMA DEL DESEMPLEO Y LA MOVILIZACIÓN JUVENIL

La otra cara del paro, su versión más humana, ha sido el tema más comentado en la web durante el cierre de la semana. Tras la publicación de los últimos resultados de la EPA, en los que se confirmaba un nuevo incremento del número de desempleados, los internautas se han decantado por informaciones publicadas en prensa generalista, twitteadas hasta la saciedad, que recopilan la cara más dramática de la situación. Historias de parte de esos 4.91 millones de personas que no encuentran un puesto de trabajo, aunque también -con menos éxito- de los empresarios que han perdido sus negocios con la llegada de la crisis. Todos ellos han dado lugar a auténticos foros de apoyo improvisados en torno a este exitoso formato de noticia, que ha dado lugar a un flujo importante de twitteos y a no pocos enlaces vía Facebook.

Pero de todos los afectados por la crisis, sin duda los más jóvenes han sido los que más han contribuido al debate. Y es que de las cifras de la EPA también se extrajo que el desempleo entre los menores de 25 años ya llega al 45 por ciento, afectando a más de 860.000 jóvenes.

Ante la noticia, más de 200 twitteos y 2.000 recomendaciones vía Facebook, por ejemplo, para una crónica sobre el desempleo juvenil publicada en El País, que ha dado lugar a historias paralelas de licenciados con formaciones brillantes que no pueden trabajar ni como limpiadores, aventureros que han encontrado un futuro mejor en el extranjero y que reniegan del que les auguraba España, y comentarios de aquellos que ya no son tan jóvenes y que no se explican la pasividad de una clase que, en otros tiempos, hubiera salido a la calle a reivindicar su derecho a un futuro profesional digno.

Los más pesimistas, simplemente, han pedido que se deje atrás este tipo de historias que no hacen más que inyectar pesimismo, y reclaman que se comience a dar un poco de esperanza. “No hace falta ser tan fatalista siempre”. Y es que a veces la explotación de un tema con calado humano por parte de la prensa puede llevar a convertirlo en algo peor que la propia realidad y, lo que es más grave, puede contagiar ese pesimismo a aquellos que no lo veían tan crudo, lo que nunca ayuda a la recuperación, comentan en Facebook.

Las de los internautas son historias “muy tristes” de un país que “no está dando oportunidades a personas muy útiles y provechosas, que no pueden desarrollar sus proyectos de vida”. Ante eso, se pide incentivar políticas reales de empleo pero, sobre todo, apoyar a las pequeñas empresas. La idea de que en ellas está el futuro de la economía está asentada entre los más jóvenes, que ven en las grandes multinacionales las grandes beneficiadas de esta situación. “Si a las pequeñas empresas no se las apoya, nunca serán grandes”.

Tampoco falta quienes denuncian que la historia real del desempleo es que “hay mucha gente cobrando el paro y del empresario en negro”, aunque otros, los que más, matizan que la economía sumergida no puede afectar a más de un veinte por ciento de la población activa, “ni a un quince ni a un diez”.
 
LOS EMPRESARIOS SE DEFIENDEN

Mientras, la ruina de los empresarios parece tener menos éxito, a pesar de que, tal y como denuncian, se trata de aquellos que han arriesgado su capital para hacerse un hueco en el mercado y, con ello, producir empleo. “Espero que todos los que están criticando a los empresarios, prediquen con el ejemplo, arriesguen su patrimonio para crear una empresa y puestos de trabajo y nos den una buena lección a los demás”, denuncia un internauta en la web de El País. “De lo contrario vamos a tener paro record para una buena temporada”.

Hay que erradicar, en este sentido, la vieja y aparentemente eterna idea de que los empresarios son enemigos del trabajador, “como si los empresarios no trabajasen”. Renegar de ellos es sinónimo de falta de civilización, denuncia un internauta, que recalca que son los emprendedores quienes crean empleo y financian el sector público, dando renta a las naciones. “Lo que desconocen muchos es que cuantas más empresas haya mejor se valorará al trabajador”.

La mayor parte del tejido empresarial está precisamente en la pequeña y mediana empresa, denuncia un sector de los internautas, aunque en sentido negativo los trabajadores denuncian que éstos parecen mantener una mentalidad caciquil que les lleva a ningunear a los empleados cualificados y a utilizar la situación actual para explotarles bajo la excusa de que, si ellos rechazan sus condiciones, siempre habrá alguien dispuesto a aceptarlas. Unos abusos que son parte, denuncia un comentario, del propio carácter nacional: “El empresario español está hecho de la misma madera que el trabajador español. La diferencia está en quién tiene la sartén por el mango”.

Noticias Relacionadas

Director
Juan José González ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
c/ Real, 3. 40400 El Espinar (Segovia)
Teléfono: 92 118 33 20
© 2020 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...