edición: 2808 , Viernes, 20 septiembre 2019
23/06/2019

Paganos en streaming

El consumo del cine y series en streaming está adquiriendo tal magnitud que algunos aventureros de la prospección callejera, habitualmente activa en sus sedes en bares, terrazas y cafeterías, ya lo identifican como el próximo sustituto del pollo como producto de consumo a tener en cuenta en el cálculo del Índice de Precios al Consumo (IPC). Y no es para menos, habida cuenta del crecimiento sideral y expansivo consumo que muestran las encuestas al efecto.

Para que la CNMC respalde que las películas en streaming se ven (y se pagan) en un tercio de los hogares españoles según su `Panel de Hogares´, es que el hecho, más que hecho, es un fenómeno digno del análisis de los estudiosos de la mercadotecnia y, por qué no, de la psiquiatría digital. El fenómeno en cuestión ocupa y preocupa al mercado y al público; el primero porque es el escenario lógico del `juego´ que se traen la oferta y la demanda y el segundo porque el público, el que paga y consume, se ve constreñido a la aceptación (o rechazo) de las ofertas disponibles en el mercado.

Y disponibles están Netflix, Planet Horror, AMC Networks, RedRum y alguno más, y en la sala de espera, para su entrada en breve, las plataformas de Apple TV y Disney+. Es decir, una amplia, variada, sugerente y tan atractiva como numerosa oferta de plataformas al gusto del consumidor. Y, claro, a la de su bolsillo. Porque las plataformas se encuentran en pie de guerra, protegiéndose del contrario, en pugna con el competidor de enfrente, poniéndole las cosas más difíciles al `enemigo´, obligándole a bajar precios y, por ello, a asumir mayores costes.

Como en cualquier pugna al uso, la batalla siempre observa un perdedor, que en este caso es el consumidor, el pagador, el pagano de las estrategias de mercado de los propietarios de las plataformas. Sobre el papel, y según los manuales básicos de la economía clásica, liberal o como se quiera, la concurrencia de numerosos ofertantes debería provocar precios más competitivos, digamos que a la baja. Los ofertantes son propietarios de un bien que no es escaso, luego, cabría pensar que, a más competidores del mismo o similar producto el mercado (los demandantes, el consumidor particular) debería contar con mejores precios. Pero no es así según dicta la teoría. Es probable que los manuales se hayan quedado desfasados, o que las operadoras estén trabajando por la nueva economía. No tan nueva si se tiene en cuenta que el pagano sigue siendo el mismo, aunque sea en streaming.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2019 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...