edición: 2580 , Martes, 23 octubre 2018
19/07/2018

Pendiente de la Agencia Tributaria

El debate se produce en entornos intelectuales expertos en la materia. Bares, y sus barras, y cafeterías son los escenarios de tribulaciones más o menos superficiales, más o menos profundas a propósito de la responsabilidad tributaria de las estrellas del balompié, léase Messi o Ronaldo. Las dos megaestrellas se encuentran envueltas en líos propios de tan altas nóminas y mayores derechos de cobro al tiempo que enfrentados en una relación nada cordial con la Hacienda pública.

La materia es delicada pues se trata de fraudes muy serios, asuntos de Justicia por medio y la cárcel como amenaza y destino final de mal mayor. No son calderilla, sino fortunas las cantidades señaladas por el presunto fraude que arreglaría la vida de varias comunidades de vecinos con una sola patada del acusado. Entre 18 y 30 millones de euros distraídos al fisco y penas de cárcel de varios años que, sin embargo, llevan camino de ser negociados y reducidos como fruto de las negociaciones de hábiles y astutos abogados fiscalistas.

Pero resulta que a las megaestrellas, más que el dinero en sí mismo, les interesa (les quita el sueño) eludir la cárcel, ese lugar funesto e infausto donde los presos son recluidos y custodiados día y noche y que en algún caso, Messi o Ronaldo, ha podido rondar como destino en una muy elevada probabilidad. Se diría que la libertad de uno y otro ha pendido (y en el de Ronaldo aún pende) de un fino hilo, sujetado y tensado por la Agencia Tributaria y la fiscalía que solicitaba las penas.

El destino ha querido, sin embargo, sumar el azar, la suerte y la fortuna para que mediante un preacuerdo entre los representantes de los acusados por los fraudes y la Abogacía del Estado como representantes de Hacienda, eviten los reos la visita a los centros penitenciarios. Se da la casualidad, también infausta, de que el preacuerdo de marras pilla en esta ocasión a Ronaldo (Messi ya se había librado antes) en medio de un cambio de Gobierno y, por tanto, con un cambio también del primer responsable de la Agencia Tributaria, quien deberá dar el visto bueno, o el malo, al preacuerdo para evitar la cárcel de la megaestrella. Y en esas andamos. Ya veremos qué pasa.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2018 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...