edición: 2557 , Miércoles, 19 septiembre 2018
21/02/2017
banca 

Portugal entra en negociaciones “definitivas” para la venta de Novo Banco al fondo Lone Star

Tras reiteradas dilaciones el regulador anunció que trata de forma exclusiva con el “experto” en crisis
Carlos Schwartz
El Banco de Portugal emitió un escueto comunicado en el que señala que ha decidido entablar una fase de negociaciones definitivas con carácter de exclusividad para la venta de Novo Banco (NB) con el fondo Lone Star. Novo Banco es la entidad de crédito en la cual el estado portugués ha concentrado los activos de Banco Espirito Santo que se consideraron rescatables en el proceso de saneamiento del quebrado banco vinculado a una de las familias más ricas de Portugal, los Espirito Santo. Lone Star es un especialista en activos deteriorados que surgió de la crisis de las cajas de ahorros y préstamos del oeste estadounidense en los años de 1990. El fondo es propiedad de John Grayken quien entró por primera vez en la lista de Forbes el año pasado con una fortuna estimada en 6.300 millones de dólares. Grayken es considerado uno de los expoliadores más exitosos de la cohorte de fondos buitre estadounidenses que se ha especializado en los créditos hipotecarios morosos y se hizo famoso por sus métodos agresivos para la recuperación de deuda. Lo cierto es que en la carrera por Novo Banco se han destacado otros fondos de naturaleza similar. Elliot Management no ha ocultado su interés por los activos arrojados por el Banco de Portugal dentro del saco que lleva por rótulo NB.
No es desde luego una perspectiva alentadora para el estado portugués ni para el regulador del sistema bancario local. Si la venta a Grayken se materializa será una evidencia de que el sistema bancario portugués no acaba de concitar el entusiasmo de los inversores internacionales y que NB no es una verdadera oportunidad para alguien que quiera hacer banca. Todo parece indicar que el último movimiento racional en el mercado bancario portugués ha sido el de Caixabank que ha logrado finalmente poner en valor su participación en Banco Portugués de Investimento.

Es pronto para decir si la negociación va a llegar a buen puerto porque las condiciones de Lone Star no son muy sencillas de atender. El fondo buitre no quiere ser el único que meta las manos en la escoria y aspira a que la propiedad de la entidad sea compartida con el fondo estatal de resolución de activos portugués e inversores locales, pero bajo la gestión del equipo de Grayken. Rápido en sus maniobras el empresario tejano espera sacar partido de los apuros de la administración lusa que lleva dos años atascado con la venta de Novo Banco tras haber invertido 4.900 millones de euros en la crisis del BES.

En el camino ha debido atender a la crisis estrepitosa de la estatal Caixa Geral. El anterior candidato a la adquisición, el fondo chino Mingsheng, tuvo que soltar el hueso cuando el Banco Haitong que tenía que financiar la operación salió a la disparada. Los obstáculos para esta opción son varios, el más notorio que la Unión Europea autorizó el rescate de lo que se pudiera salvarse del BES bajo el disfraz de Novo Banco con la condición de que se vendiera el 100% de la entidad. La oferta de Lone Star supone que el capital se va a compartir, el riesgo de capital para el fondo por tanto se va a reducir, mientras que conservará  la gestión y aspirará a una mayor cuota de beneficio a expensas de esta posición de privilegio. Visto a la distancia no se ve donde está el beneficio para el país.

Ya se sabe que en el Santuario de Nuestra Señora del Rosario de Fátima a veces se operan milagros y quizá nuestros vecinos al este confíen en que no les deje en la estacada con el muy aventurado Grayken. Este desde luego tiene un grupo de análisis de riesgos y oportunidades de inversión con una reputación excelente y puede que hayan aconsejado que el negocio se encare sólo si hay responsabilidad compartida en el capital. Pero la exclusividad de las negociaciones definitivas no garantizan que haya acuerdo.

Si hay principio de acuerdo Portugal deberá solicitar a la UE una modificación de las autorizaciones para el rescate de NB, que es el tercer banco por dimensión de activos en el país. En primer lugar para que autorice una privatización parcial y en segundo lugar para que autorice al fondo de rescate a mantener una posición en el capital de la entidad bajo la gestión de un comprador que en realidad no compra, o al menos no compra todo. Es decir que el estado portugués va a compartir con Lone Star los riesgos de la gestión de los activos de NB y los riegos jurídicos por litigios y contenciosos.

Estos riesgos pueden tener un coste difícil de determinar a priori, de allí que Grayken quiera una propiedad compartida. Los riesgos que debería asumir el estado portugués también caerán bajo la lupa de la UE en la medida que pueden tener un efecto perverso sobre la deuda pública del país. De acuerdo con una fuente vinculada al principal partido opositor, el Partido Social Demócrata de centro derecha, Lone Star habría ofrecido inicialmente 750 millones de euros como aporte de capital para aumentar la oferta hasta los 1.000 millones de euros. En su propuesta el fondo tomaría el 65% del capital, el fondo de resolución de activos estatal un 25% y un grupo de inversores particulares otro 10%.

De acuerdo con fuentes de medios financieros Lone Star envió recientemente cartas a una serie de empresas para invitarlas a tomar una participación en NB. La decisión del banco de Portugal de mantener conversaciones definitivas y exclusivas con Lone Star dejan fuera, al menos de momento, a otros contendientes como Apollo, Centerbridge y Elliot. Entretanto los bancos del sistema que financiaron al fondo de resolución de activos pueden sufrir pérdidas significativas proporcionales a la diferencia entre el precio de venta y el capital aportado. El presidente de Lone Star para Europa, Olivier Brahin, ha dicho que una vez cerrada la operación trabajarán con el equipo de gestión de NB encabezado por Antonio Ramalho, el consejero delegado designado para el saneamiento de la entidad. Todo parece indicar que el fondo da por segura la compra del banco.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2018 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...