edición: 2615 , Jueves, 13 diciembre 2018
16/06/2010
Los ‘sabios’ logran, además de ser recibidos, que Moncloa admita “alguna reflexión”

Salgado pide a los Cien Economistas ideas para reformar el sistema financiero

Aunque teóricos, no ven obstáculo en eliminar el estatus de funcionario del profesorado
Elena Salgado, vicepresidenta Segunda y ministra de Economía
Juan José González

Como quien oye llover. La propuesta del grupo de los cien ‘sabios’ de economía –96 para ser exactos- que el lunes tomaron café, té y agua mineral con el presidente del Gobierno español, ha terminado por irritar a cuatro ministros, todos del área económica, además de enfadar al propio jefe del Ejecutivo. Uno de los motivos es, precisamente, que la citada propuesta de los economistas es compartida por los técnicos de la Oficina Económica del Gobierno, por el ministro de Industria y, evidentemente, por el secretario de Estado de Economía, hoy en obligada excedencia del grupo de los cien economistas –se insiste en que son 96-. A Elena Salgado, en el uso de sus funciones como vicepresidenta del Gobierno, pero más como responsable económica, le ha caído la laboriosa misión de traducir al roman paladino las conclusiones que estos ‘sabios’ investigadores –para nada analistas- del documento que una pequeña delegación logró acercar a Moncloa.

Un conocedor de la reunión aseguraba ayer que el documento no ha sentado bien en presidencia, pues es motivo de migraña asegurada para el resto de la semana. Pero sobre todo porque es seguro que algunos contenidos del mismo, tal vez unos renglones, algo es algo, parecen haber hecho cambiar alguna opinión del Ejecutivo en materia de contratos laborales, siendo interpretado y valorado por el grupo de economistas como todo un logro, lo que no resta para que un miembro destacado del mismo siga albergando dudas acerca del grado de comprensión –y compromiso- por parte del Ejecutivo.

Sea como fuere, es todo un precedente que supone romper con más de un año de negativa de Moncloa a ser recibidos y escuchados los citados académicos cuya intención no parece ir más allá que aportar reflexiones que puedan ser aplicadas en la gestión de las reformas económicas. Aseguran en medios políticos que si no eran recibidos en Presidencia se debe a la consideración del grupo de los Cien Economistas como un grupo de presión, un lobby, un precedente que se trataba de evitar. Pues bien, el lobby ya ha pisado palacio y ha conseguido un objetivo que se daba por hecho hace más de un año, como es que el Ejecutivo reciba en persona los papeles de casi ese centenar de investigadores en materia económica.

Sin embargo, no todo son luces en esta iniciativa académico-popular que ha recibido apoyos y simpatías de casi, casi, todos los sectores de la sociedad. Desde la oposición se duda de la independencia del grupo. Desde las centrales sindicales se escuchan críticas orientadas a denostar algunas de sus iniciativas por considerarlas ‘antisindicales’. Quizás el sindical fue el sector que reaccionó con mayor enojo al conocer los movimientos del grupo, movilizando a más 500 economistas de España y parte del extranjero en respuesta a los académicos. Desde varios despachos laborales –la voz de la competencia- se pone en duda su capacidad como expertos en el mercado laboral, asegurando que “tocan de oídas”. En algún aspectos tienen razón los críticos que aseguran que entre los Cien hay expertos académicos laborales e investigadores laborales, pero que lo que se dice práctica, ninguno de ellos la conoce.

Abundan los especialistas en la ‘Teoría de Juegos’, economistas teóricos, ‘econometristas’, ‘minesotos’ y demás familias. A todos se les echa en falta el aporte de soluciones a la crisis financiera, ¿por qué no proponen una reforma del modelo productivo, o del mismo sistema financiero? o ¿cómo resolverían algo que les afecta a ellos y seguramente a sus descendientes: la reforma de la Seguridad Social, las pensiones…?  Y como ellos aseguran tener respuestas para todo, a Elena Salgado se le ocurrió pedir a un integrante del grupo propuestas para la reforma del sistema financiero. Todo indica que le darán respuesta a la vicepresidenta aunque es posible que lleguen tarde porque uno de los reproches que se hace al grupo de sabios es que tardan mucho en elaborar sus propuestas.

Extraña, por lo demás, que el grupo de los Cien Economistas no encuentre una manera eficaz de hacer valer y dar a conocer sus propuestas más que a base de intentar conseguir, por todos los medios, una entrada para Moncloa.

Curiosamente, en Moncloa se conservan varias ideas demostrativas del ingenio y agudeza intelectual de los economistas, y otras, fruto del trabajo de observación y análisis comparativo, típico de sesudos investigadores. Entre estas últimas se encuentra el sugestivo modelo de educación superior que se propone para España, traslación del modelo finlandés y que contempla que a partir del presente curso académico se elimine el estatus de funcionario público a los profesores y personal administrativo que hoy trabaja en las universidades de aquel país nórdico.

Aunque la aplicación de dicha medida al caso español pudiera considerarse radical –como siempre que se propone cualquier cambio- se lograría fomentar el espíritu investigador -de verdad- y consagraría definitivamente al profesorado universitario, catedráticos –que no dan clase y sólo investigan- y demás investigadores como auténticos referentes de una reforma laboral al admitir contratos más flexibles, algo por lo que abogan desde hace tiempo.

Recordar, finalmente, que uno de los miembros más destacado del grupo, adelantó la quiebra del sistema de pensiones para el año 2008, error del que hoy todos nos sentimos orgullosos.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2018 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...