edición: 2616 , Viernes, 14 diciembre 2018
13/02/2017
banca 

Santander aplica desde ayer domingo la nueva comisión por tarjetas

ICNR
Cambia las condiciones de la 'Cuenta 1,2,3' para elevar los ingresos por comisiones. El banco reconoce que el cambio de condiciones del producto le ha pasado factura en Reino Unido, donde han aumentado las cancelaciones de cuentas.
Santander ha comenzado ayer a aplicar la nueva comisión por tarjetas de la Cuenta 1,2,3 en España, que también se activará en el resto de cuentas corrientes del banco: la cuenta Día a Día y la Estándar, que desde ahora pasa a denominarse Clásica. La entidad, que anunció esta nueva política en diciembre, persigue elevar sus ingresos.

Desde ahora, el cliente de la Cuenta 123, que se beneficia de una remuneración de hasta el 3% por sus saldos y recibos, pagará una comisión mensual de tres euros por la contratación obligatoria de un pack de tres tarjetas: débito, crédito y revolving. Hasta ahora, no existía esta tarifa única y el cliente podía contratar opcionalmente y por separado cada tarjeta. Además, Santander ha incrementado el nivel de vinculación exigido: de los seis movimientos trimestrales con tarjeta que deben realizarse para acceder a las ventajas de la cuenta, uno de ellos deberá ser necesariamente con tarjeta de crédito (antes, toda la operativa podía hacerse con la de débito).

Adicional a la comisión de tres euros por tarjetas, el cliente pagará los otros tres euros mensuales por comisión de mantenimiento que ya venía abonando (ocho euros si no se cumplen las condiciones de vinculación). Todo ello eleva el coste total de la cuenta a seis euros al mes en el caso de los clientes fidelizados, y once euros para el resto.

La Cuenta Día a Día, que a diferencia de la 1,2,3 no está remunerada, también comenzará a aplicar la nueva política de comisiones, con el cargo de tres euros por tarjetas. Esta cuenta no tiene comisión de mantenimiento para los clientes vinculados. El resto abona ocho euros al mes por este concepto.

El catálogo se completa con la Cuenta Clásica. No tiene remuneración y no exige ningún tipo de vinculación. Lleva asociada una comisión de mantenimiento de ocho euros al mes, otros tres euros por las tarjetas, y 0,65 euros por apunte como comisión de administración.

Santander, que lanzó la estrategia 1,2,3 en España en 2015, modificó las condiciones de la cuenta a cierre de 2016. "Ofrecemos un tipo de interés del 3%, devolvemos recibos y entregamos acciones. A cambio de estas ventajas, pedimos vinculación. Tenemos que tener en cuenta los intereses de nuestros clientes, pero también pagar dividendos a nuestros accionistas", afirmó la presidenta de Santander, Ana Botín, en la reciente presentación de resultados del grupo. Hasta ahora, el banco, que durante meses descartó un empeoramiento de los condiciones de la cuenta similar al ya aplicado en Reino Unido, había defendido la rentabilidad del producto para la entidad, pese a los bajos tipos.

A la espera de la publicación de nuevos datos sobre el número de clientes del programa 1,2,3 la cuenta tiene dos millones de clientes y el objetivo es llegar a cuatro millones en 2018. En Reino Unido, sin embargo, Santander ha reconocido que el cambio de condiciones de la cuenta le ha pasado factura.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2018 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...