edición: 2613 , Martes, 11 diciembre 2018
13/06/2012
En espera de los detalles del trato con la UE

¿Segundo rescate? Los internautas valoran si la ayuda europea será suficiente para enderezar al sector

Distintos expertos aseguran que el rescate no funcionará porque no rompe el círculo vicioso que forman deuda, bancos y Gobierno
La opinión pública pide un cambio de modelo productivo para que la economía pueda crecer, y demandan crédito para pymes y familias
Hoseph Stiglitz, premio Nobel de Economía
ICNr

Todavía no se ha materializado el primer rescate a la banca española y los expertos ya hablan de  la necesidad de una segunda ayuda. La prensa económica se centró ayer en estudiar qué efectos se esperan de la ayuda prestada por Europa al sector financiero y, sobre todo, hasta qué punto resultará  suficiente para paliar los problemas que le afectan. El debate tiene su base en la opinión de distintos expertos, como es el caso del Premio Nobel de Economía Hoseph Stiglitz, quien aseguró que el rescate financiero a España `no funcionará´ dado que, si los bancos son los principales compradores de deuda, el Gobierno podría verse obligado a pedir ayuda a los mismos bancos a los que ahora inyecta dinero para sanearlos con los fondos de rescate europeos. ` Si el Gobierno español rescata a los bancos y la banca rescata al Gobierno, el sistema se convierte en una economía vudú. No está funcionando y no funcionará´, aseguró.

No fue el único en rechazar la fórmula por la que ha optado el Ejecutivo -a propuesta, por cierto, de Barroso, según confirmó él mismo durante la jornada de ayer-. En la misma línea, el también Nobel de Economía Paul Krugman aseguró que, aunque `no hay nada de malo con este último plan de rescate´, sí sorprende que no haya intención alguna de cambiar las políticas que han generado la actual tasa de paro. `Durante años, a España y otras naciones europeas con problemas se les ha dicho que sólo se puede recuperar a través de una combinación de austeridad fiscal y una devaluación interna que significa, básicamente, reducir los salarios. Ahora está completamente claro que esta estrategia no puede funcionar a menos que haya un fuerte crecimiento´, aseguró. Además, según el profesor de la Universidad de Columbia Xavier Sala i Martin, el rescate `no rompe el círculo vicioso que forman deuda, bancos y gobierno´, de modo que `el gobierno es la garantía de que los bancos no quebrarán, y los bancos tienen deuda pública cuyo valor se reduce si el gobierno garantiza el rescate de los bancos´. En definitiva, `no es lo que se necesitaba´.

SIN DETALLES DEL RESCATE

Para los lectores, la consecuencia más negativa del rescate está en el aumento de la deuda, lo que supone trasladar el problema al futuro. El problema `se encauza momentáneamente´, pero `ya veremos dentro de dos años, cuando se hayan gastado los 100.000 millones de euros´. La apuesta de los internautas es que la respuesta será negativa y se `volverá a las andadas con más deuda todavía´. Por eso, la solución es `ahorrar´, pero siempre y cuando a ese ahorro se acompañe un incremento grande de la productividad.  `Si sólo se ahorra y el país no aumenta su producción para poder empezar a intercambiar con lo que producen otros países, ese incremento te sigue llevando a la Edad Media´. Es decir, además de ahorrar, `el Estado tiene que eliminar las trabas al sector productivo´ y permitir el crecimiento de la economía. Tarea difícil si no fluye el crédito.

Los lectores también apuntaron que no se ha explicado cuántos bancos están sólo cortos de liquidez o están en quiebra, ni cuándo deberán los bancos provisionar la deuda española y, ante esta falta de detalles, el rescate no valdrá de nada hasta que no se conozcan todos los términos y quiénes lo van a necesitar. `Según dicen, y nos queda saber si esto es cierto, los bancos no necesitarán acudir a ese rescate: tan solo las cajas y, todo sea dicho, las mal gestionadas por los gestores-políticos´, comentó un lector. Pero la lista de entidades no está clara y, por ello, se pidió la mayor certeza en el menor tiempo posible. `Si hay rescate, ¿de que forma se hará y como nos afectará?´, pidió un lector.

Con este punto de partida, las opiniones de los lectores sobre las bondades y defectos del rescate fueron de lo más variadas. De un lado, se apuntó que la respuesta a si hará falta falta una segunda ayuda reside en si el Eurogrupo y Alemania eligen el Mecanismo Europeo de Estabilidad (ESM) como fuente de financiación al Frob, o bien el Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (EFSF), que entrará en vigor el 1 de julio de este año. `Si eligen el Mecanismo Europeo de Estabilidad, las otras fuentes de financiación se quedarán secas y éste monopolizará la financiación de España, que nos será vendido como el ángel de salvación´. Comentó un lector. El Gobierno de Rajoy `todavía puede esquivar esta fórmula, pero con el posible coste de que Merkel apunte hacia él como enemigo de la idea de la Unión Europea´, se comentó. En este sentido, algunos matizaron que lo más probable es que la ayuda proceda del fondo actual (Fondo Europeo de Estabilidad Financiera) y `no del próximo, que prioriza sobre otras deudas la devolución de los préstamos´, lo que supone, en definitiva, una `buena noticia´. En todo caso, `hay que esperar a ver la letra pequeña del mecanismo de préstamo´.

De otro lado, se habló sobre las tareas pendientes de la banca para sanear su estructura y mejorar su imagen de cara al exterior. En este sentido, los bancos españoles `tienen varios deberes pendientes´, a saber, fusionarse para crecer en tamaño, poder salir de nuestras fronteras y diversificar; reducir el número de sucursales; volver a contratar a profesionales solventes para su departamento de riesgos -`durante el boom inmobiliario prejubilaron a sus equipos porque desde la dirección exigían crecimientos anuales del 15 por ciento y ahora los equipos siguen sin saber medir Riesgos y no se da crédito a nadie´-; y hacer que el Banco de España vigile de forma eficaz la próxima burbuja, obligando a provisionar créditos en esos momentos de `boom´.

SIN CRÉDITO PARA LA ECONOMÍA REAL

La opinión pública también aprovechó los foros para recordar que el rescate no se traducirá en un aumento del crédito para la economía real, que seguirá escaseando en el futuro. `Si el problema que tenemos es de exceso de deuda publica y privada, y debido al deterioro de esta deuda nuestros bancos se encuentran con alta mora, ¿estáis seguros de que lo que desean es dar créditos a pymes y familias? y si así fuera, ¿sería esto lo correcto?´, comentó un lector. Los lectores están convencidos de que, además del drama financiero, el resto de problemas que tenemos en nuestro país son consecuencia del estrangulamiento del crédito por parte de la banca, por lo que sólo cuando el crédito fluya adecuadamente los problemas se irán solucionando. Mientras tanto, toca seguir recortando, porque `la enorme deuda hay que pagarla´.

En este sentido, se recordó que `los bancos no dan crédito a la economía real porque se lo dan a las administraciones político-administrativas (Santander ayuda a Cospedal, por ejemplo) con las que tienen una deuda descomunal´, tal y como resumió un internauta. Los políticos, por su parte, les buscan dinero a los bancos gracias al `hoy por ti, mañana por mí´, por lo que, ante este panorama, resulta difícil que la confianza en España aumente gracias al rescate y, sobre todo, no se romperá ese vínculo entre el Estado y la banca. Por ello, se apuntó que existen grandes reformas pendientes que no pueden eludirse: `reducir la macroestructura político-administrativa en España e iniciar un proceso de economía productiva con cambio de modelo realmente competitivo´, tal y como comentó un internauta.

En este sentido, los lectores pidieron al Ejecutivo que se incentive un cambio de modelo que deje atrás la construcción y el sector servicios, dado que éste, simplemente, `ya no funciona´ y no servirá para volver a crear empleo. Se denunció que no se busquen alternativas y que, ante este panorama, la dotación multimillonaria a los bancos `no servirá de mucho´ si la morosidad sigue creciendo. Por eso, opiniones como la expresada por el presidente del Instituto de Estudios Económicos (IEE), José Luis Feito, recibieron algunas críticas.

Feito aseguró que el rescate supone una medida `extraordinariamente positiva´ porque supone `el principio del fin de la crisis financiera´. La operación, a su juicio, frenará la salida de capitales de España y no va a suponer el agravamiento de las tensiones que está sufriendo la banca, `sino que va a invertirlas y va a frenar el deterioro de liquidez´. En definitiva, `esta ayuda va a abrir de nuevo los mercados que estaban cerrados a los bancos españoles´. Nada más lejos de la realidad, al menos para ciertos lectores, que hablaron de una opinión `muy optimista´. `¿Sería tan amable de explicarnos dónde van a trabajar los millones de parados que han dejado constructores, ladrilleros y demás? Me parece que a este señor le ciega el deseo de que recomience la fiesta´, comentó un internauta.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2018 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...