edición: 2847 , Viernes, 15 noviembre 2019
02/08/2019
Verano de estudio y recuperación

Sentencia, Gobierno, economía y BBVA, demasiadas asignaturas para aprobar en septiembre

Asuntos nacionales, jurídicos, políticos y económicos conforman el equipaje de vacaciones de un mal estudiante que pretende superar las materias pendientes
Juan José González
Como si de un mal estudiante se tratase, el país se va de vacaciones en agosto con una mochila repleta de asignaturas pendientes, cuatro al menos, que deberán ser superadas, tras nueva convocatoria, en septiembre. Por tanto, la temporada estival, agosto en concreto, se presenta como un tiempo de estudio y reflexión. En economía el suspenso llegaba al filo de iniciar el viaje. Las cifras generosas y las predicciones amables de las grandes instituciones económicas -FMI, OCDE- y políticas -UE- a propósito de la buena marcha de la economía española, parecen haber sido acalladas de golpe por la realidad: el crecimiento de la economía en el segundo trimestre del año echa el freno y es el peor en cinco años. Podría decirse que una nueva crisis es hoy una probabilidad cierta pero seguramente lejana, en términos de tiempo económico deberán pasar tres trimestres con crecimiento negativo para que la mala nueva sea un hecho cierto. Lo que no resta para que las autoridades responsables del negociado económico comiencen a manejar como probable un escenario de crisis a medio plazo o quizá a largo. Llega la novedad a la clase política en frontal coincidencia con el impasse político que representa la inactividad de un Gobierno en funciones y la frustrada situación de un candidato a la presidencia del Ejecutivo que no consigue el respaldo suficiente.  Demasiadas asignaturas pendientes para tan mal estudiante que pretende aprobar todo en septiembre.
  1. Supone el bloqueo la inactividad política, la ausencia de decisiones de todo tipo, incluso las más urgentes, tareas de gobierno que se frenan en seco durante todo el mes de agosto, otro mes más sin un nuevo Presupuesto. Para un país con urgente necesidad de cambio y reformas económicas, el verano y un Gobierno en funciones, será un tiempo irrecuperable y ocasiones perdidas. Por otro lado, la sentencia del juicio a los políticos catalanes está llamado a ser la gasolina que anime el fuego y que enturbiará aún más el complejo escenario político, social y económico del examen de septiembre.

Queda por confirmar el tema estrella de la temporada: el caso BBVA-Villarejo, asunto que interesa de lleno al segundo banco del sistema financiero español pero que implica la inestabilidad de todo el sector bancario nacional. El fondo de este fiasco, originariamente financiero, trasciende al sector bancario y se convierte en un capítulo repulsivo y molesto que, como en su día fue la corrupción en el partido del Gobierno (Partido Popular) afectan a la imagen del país.

Coincide la novedad del freno en el avance del PIB con una situación anómala en las instituciones europeas, todavía sin asentarse sus responsables recién elegidos al frente de las instituciones de gobierno. Y se añade un incidente nuevo al escenario general político: la reacción del volcán británico, el Brexit, con unas primeras explosiones que indican erupciones de gas y lava en abundancia a partir de este mismo mes de agosto. Todo indica que la tormenta está servida y que esta puede ser perfecta. Al menos, los primeros sonidos del premier británico, adelantan las sospechas sobre los efectos de una detonación que podría llegar hasta Gibraltar.

A propósito de las cifras macroeconómicas, la última conocida sobre el PIB español del segundo trimestre parece haber dejado a la clase política dominante sin palabra y sin aliento, y también sin reacción en forma de explicación, al menos, teórica. Las autoridades, mudas ante el acontecimiento, recuerdan al célebre presidente de los Estados Unidos, George Busch en febrero de 2008, cuando tras unos episodios de desconfianza entre bancos e instituciones, negó con rotundidad convencido que no creía que se dirigieran a una recesión. Y después vino lo que vino. 

Es probable que ahora, con las dudas sobre la política monetaria que debate el BCE; con la tranquilidad del Ejecutivo en funciones, mientras repasa la asignatura pendiente de formar Gobierno; la expectación política y ciudadana por la sentencia del `Procés´ y, finalmente, con el suspense servido de los próximos capítulos del culebrón financiero en el BBVA, pueda el país presentarse mejor preparado y con la lección aprendida a la vuelta de agosto, en septiembre.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2019 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...