edición: 2616 , Viernes, 14 diciembre 2018
17/07/2013

Telecom Italia tropieza con el regulador y decide postergar la segregación de la red fija de telefonía

El AGCOM revisará los planes del operador para ver si se ajustan a la futura disciplina de los servicios de acceso
Carlos Schwartz

El consejo de administración de Telecom Italia (TI) ha decidido paralizar el proceso de segregación de la red de telefonía fija a causa del anuncio de la Autoridad para la Garantía de las Comunicaciones (AGCOM) el regulador italiano. Este ha afirmado en una nota que “la futura disciplina de los servicios de acceso -en cobre y fibra- ya delineada en el proyecto sometido a consulta pública, y derivada de importantes cambios en la metodología deberá, a esta altura, tener en cuenta dos importantes novedades, la propuesta de segregación de red anunciada por Telecom Italia el 30 de mayo y la prevista entrada en vigor de las Recomendaciones de la Comisión Europea sobre la no discriminación y la contabilidad de costes”. Tras anunciar la decisión las acciones de TI cayeron en el mercado un 3,5% hasta los 0,50 euros llevando la capitalización de la sociedad a 9.200 millones de euros frente a una deuda neta de 30.000 millones de euros.

El AGCOM  “advierte que está en desarrollo un análisis preliminar de la segregación de la red de Telecom Italia para verificar que la propuesta responda a los requisitos previos de fiabilidad, consistencia y seriedad” exigidos por el cuerpo de reguladores europeos BEREC y considera que este proceso recién estará acabado en septiembre. El anuncio ha forzado de hecho a TI a postergar el proceso de segregación.

De todas formas, no estaba claro que habría avances en el desarrollo del proyecto en el verano. De acuerdo con medios del sector de las telecomunicaciones también la oferta de fusión presentada a TI por el operador 3Italia (H3G), propiedad de la empresa china Hutchinson Whampoa, está de momento bloqueada por el regulador que ha decidido estudiarla antes de que la empresa emita opinión. En principio el operador había dejado para una reunión de consejo de mediados de agosto emitir una posición sobre la oferta que implicaba ceder a la china una mayoría en el capital del ex monopolio estatal.

Para TI la segregación de la red de telefonía fija es un proyecto sumamente importante porque le permitiría vender participaciones en el capital y obtener dinero fresco que necesita para reducir el fuerte endeudamiento de la empresa. La operadora ha declarado que la decisión de la AGCOM introduce incertidumbres que comprometen la factibilidad de su proyecto de segregación. TI afirma que el objetivo de la operación no es solo beneficioso para ella “sino para el país”.

Telefónica tiene una participación indirecta en TI del 10% a través del accionista de referencia Telco Spa con el 22,4% del capital. En la reunión de consejo en la que se aprobó la segregación de los activos de red fija Telefónica se abstuvo en la votación. La semana pasada el AGCOM descargó otro golpe sobre TI al reducir las tarifas de acceso mayoristas a la red de cobre del operador que de acuerdo con la empresa tendrán para ella un coste de 110 millones de euros. El consejero delegado, Franco Bernabé, obtuvo el visto bueno del primer ministro Enrico Letta en mayo para llevar adelante el proyecto de segregación.

Es interesante observar la creciente presión de las autoridades europeas de la competencia y de los reguladores locales sobre las grandes operadoras de telecomunicaciones. Está claro que en el caso de TI existe una ofensiva histórica por la apertura de la red a la competencia y las tarifas para ese acceso. Lo que no está claro es a quien tributa el bloqueo de la segregación de activos cuyo retraso juega en contra de la liquidez de la sociedad. Mientras, las tarifas de roaming han quedado en la mira de las autoridades de la CE que aspiran a que el acceso europeo consista en un solo paquete en cada país y que, como ha dejado negro sobre blanco la responsable de la Agenda Digital Neelie Kroes, “tiendan a cero”. Competencia ha descargado otra andanada contra los grandes operadores al allanar las sedes de algunas de ellas, entre las que están Telefónica, Deutsche Telekom y Orange, buscando documentación sobre competencia desleal en el acceso a las redes de Internet. La operación fue desatada por la denuncia de un proveedor de contenidos estadounidense. Da la impresión de que se ha adoptado a nivel de la CE la política del bastón y la zanahoria con el objetivo de que los operadores acepten los términos del mercado único de las telecomunicaciones que Agenda Digital y Competencia pretenden imponer.

No está de más observar que de acuerdo con lo que se ha filtrado hasta ahora pretenden hacerlo empezando por el tejado, con lo cual no está muy claro como es que éste se va sostener mientras intentan levantar las paredes. Es obvio que la existencia de legislaciones nacionales divergentes e intereses antagónicos entre naciones y sus operadores están en la base del fracaso del mercado único de las telecomunicaciones. Kroes y Almunia se han empeñado en que ese mercado surja a partir de imposiciones unilaterales emanadas de Bruselas. Las autoridades europeas se colocan por encima de los intereses nacionales y arbitran en favor de un bien común intangible de una supuesta Europa como si esa entelequia realmente existiera por encima de las naciones que la componen. Habría que tomarse muy en serio el analizar a quién benefician en última instancia esos esfuerzos en tanto que está poco claro que sean los consumidores los reales destinatarios de tanto esfuerzo regulador supranacional.

Volviendo a Italia, de momento el proyecto de segregar la red, que fue interpretado por los analistas como un intento de TI de allanarse a los deseos del regulador, ha quedado en el aire. La consecuencia es que el operador cuya red está valorada en más de 13.000 millones no podrá vender el 30% de la sociedad en la que se alojen esos activos a la entidad estatal Cassa di Depositi e Prestiti lo que le hubiera permitido hacer caja por casi 4.000 millones de euros.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2018 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...