edición: 2514 , Viernes, 20 julio 2018
06/05/2016

Tiempo para pensar

Rafael Vidal
La convocatoria de nuevas elecciones no es ninguna sorpresa, al menos para mí, que siempre he considerado el ego de nuestros políticos como un obstáculo insalvable. Gentes con poca preparación y ocupando un alto cargo dentro de un partido tienen el ego tan inflado que difícilmente pueden admitir en su entorno a alguien que no sean ellos mismos o aquellos que los aplauden.
Estamos hoy donde estábamos en diciembre, lo que para muchos supone haber perdido casi cinco meses, pero la verdad es que los hemos ganado. Ya dije en algún momento que estar sin Gobierno era una ventaja, teniendo en cuenta que el que salga de las urnas tendrá que afrontar nuevos recortes. Los últimos datos sobre empleo muestran que nuestro particular "desgobierno" no afecta a la evolución de la economía: seguimos creando empleo, precario, pero al fin y al cabo empleo, mientras que el resto de las variables no empeoran.

Cabe pensar que si seguimos así una temporada alcanzaremos cierta estabilidad que será más efectiva para acercarnos a los objetivos de déficit que una nueva tanda de recortes, como nos proponen desde la UE. En este sentido, nos estamos convirtiendo en una especie de laboratorio que enfrenta dos opciones: la economía política practicada hasta ahora en nombre de las teorías neoliberales, y que pone por delante de las personas los resultados, y la política económica que busca que los resultados lleguen tras las mejoras de las situaciones personales.

En principio se trata sólo de dos teorías que, como todo en economía, son difícilmente contrastables hasta llegar al final del proceso. La Economía no es una ciencia y, por tanto, no cuenta con fórmulas cuya aplicación lleve a un resultado concreto. En nuestro caso, contamos con la inercia básica de la actividad económica -a la que hay que sumar algunos factores externos positivos como el turismo, los tipos de interés en mínimos y los bajos precios del petróleo- para ir sustentando una posibilidad de recuperación sin necesidad de nuevos recortes, lo cual me lleva a pensar que lo mejor sería que siguiéramos así.

Teniendo en cuenta que los españoles somos un poco "erre que erre" no me extrañaría que tuviéramos unas terceras elecciones, o unas cuartas, pero lo más importante de este proceso estaría en ver que la economía se va recuperando por simple inercia, es decir, sin necesidad de más economías políticas. Eso dejaría a muchos en una situación comprometida pero, tal como estamos, les hace falta un baño de humildad, a todos.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2018 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...