edición: 2637 , Viernes, 18 enero 2019
06/05/2009

Total se cobra la sintonía con IPIC en Cepsa

Asegura Chistophe de Margerie que no hablará sobre su alianza en Cepsa, menos aún mientras se consuma. Está satisfecho con su 48,8% en la española; más aún, con la puesta de largo de la escalada accionarial del fondo soberano de Abu Dhabi. Pero está dispuesta a demostrar que no fue Emilio Botín el único en hacer ‘el agosto’ con la venta de su 47% a IPIC. quiere más del brazo del fondo soberano de los Emiratos Árabes, se lo hace saber a IPIC y se cobra ya la luz verde a domicilio: después de más de siete meses de impasse, acaba de renovar -con efectos retroactivos y por otros veinte años- su acuerdo de participación en la joint-venture Gasco (Abu Dhabi Gas Industries Limited Company) y, con ella, la luz verde a dos décadas más de explotación del gas en los campos de  Bab, Bu Hasa y Asab. Total busca sitio, a marchas forzadas en el nuevo oleoducto sobre el estrecho de Ormuz que International Petroleum Investment Company ha comenzado a concretar; le pone apellidos al despegue  nuclear  en los Emiratos Árabes Unidos y se apunta a los desembarcos en los que les quiera hacer sitio, muchos de ellos en donde ya los galos pusieron la intención y los petrodólares como Canadá y Alemania. Ipic, el ‘segundo de a bordo’ de Total en el accionariado de Cepsa es mucho más que un escudero y un introductor de embajadores en Oriente. Aunque a cambio esté dispuesto a tocarle a Margerie algo más que el 10% que IPIC tiene en la matriz de la gala.

Total no pierde vista del anuncio- también este mes- de que Abu Dhabi Gas Liquefaction Co -en la que la gala tiene un 5%- emprenderá a corto plazo la construcción de una nueva planta de producción de Gas Natural Licuado. Amasan mucho más que la empatía. Los Emiratos Arabes Unidos acaban de relanzar el oleoducto llamado a esquivar el  estrecho de Ormuz. Reconocen que llegará en 2011, unos dos años después de lo previsto inicialmente -Irán se ha encargado de ralentizarlo a golpe de amenazas- y abierto a nuevas inversiones.

A golpe de acuerdo y alianza, aproximan a la realidad la sombra de una entente global que denuncia la Asociación Española de Accionistas Minoritarios de Empresas Cotizadas (Aemec) y acercan las aspiraciones que reconoce en voz alta Khadem Al Qubaisi: la complementariedad internacional a cambio de un "cierto control por parte de Abu Dhabi del negocio de Cepsa" para su integración en una empresa presente en todas las fases del negocio petrolífero. En los EAU, donde Total está presente desde 1939, cuenta con una participación del 75 % en el campo de Abu Al Bu Khoosh (como operador), el 9,5 % en Abu Dhabi Company for Onshore Oil Operations (ADCO) que opera los cinco principales campos onshore de Abou Dhabi, y del 13,3 % en Abu Dhabi Marine (ADMA), que opera dos campos offshore. El Grupo también cuenta con un 5 % en Abu Dhabi Gas Liquefaction Company (ADGAS), que produce GNL, así como GPL y condensados y con un 33,3 % de Ruwais Fertilizer Industries (FERTIL), empresa productora de amoniaco y de urea. Pero le saben a poco a Margerie.

Si fuera por él, ahora que Total estrena los galones nucleares en el Hexágono de la mano del 8% en el segundo reactor francés EPR que le acaba de dejar a tiro GDF-Suez, la petrolera gala no desaprovechará la llave de IPIC para tocar, también, la energía nuclear de los Emiratos Árabes Unidos. Es un secreto a  voces su deseo de expandir su paraguas nuclear con Eni a partir de este semestre por Oriente Medio. Ya hace más de un año que Margerie no esconde que le tiene ganas a la nuclear de Abu Dhabi, al calor del acuerdo nuclear que Sarkozy selló –a cambio de una base militar en EAU-  entre Areva, Total, Suez y los Emiratos. De hecho, el CEO de Total se jacta de haberle abierto los ojos a los cinco emiratos en su potencia nuclear y de disponer de un poderío en hidrocarburos que fortalece su peso para negociar- como Areva no puede decir-. Pero no ha sido hasta este trimestre cuando las autoridades de Abu Dhabi han comenzado a ponerle coto, negro sobre blanco, a las aspiraciones de su mix nuclear: el 7% de la electricidad será generada por renovables y ahora que acaba de incorporar a MAN Ferrostaal –y con ella un bocado en la división solar de la alemana- Ipic mira al sol de los Emiratos. Pero no llegará antes que las nucleares: los emiratos prometen ser los primeros en el mundo árabe en construir a domicilio una central árabe. Y Francia tiene todas las papeletas desde 2008 para ponerle apellidos.

Aparte de su participación en Cepsa, la firma de los emiratos controla en la Península Ibérica un 2% del grupo francés EDP. En el resto de Europa tiene un 70% de la alemana Man, un 19,2% de la petrolera austriaca OMV y un 64% de la petroquímica austriaca Boreales: en Asia, un 70% en la entidad coreana Hyunday Oilbank y su 20,08% en el grupo de refino japonés Cosmo. Además, tiene un 30% en la emiratí GEM, un 20% de Oman Polypropylene, un 30% de la paquistaní Parco y un 15% de la egipcia Arab Petroleum Pipeline Company. Total sigue buscando en IPIC -que invierte en proyectos de petróleo y gas para el Gobierno de Abu Dabi, que lidera a los EAU y posee la mayor parte de sus reservas petroleras- un puente a Oriente Medio y el Golfo, uno de sus últimos oasis de consumo e inversión, a la vista de las zozobras de su división petroquímica a domicilio. Acaba de relanzar con la Saudí Aramco su refinería común de Jubail. Y el matrimonio común de los fondos soberanos de Abu Dhabi y Qatar que acaban de consumar a través de IPIC y la Qatar Investment Authority (QIA) promete darle cuerda a las inversiones comunes con las energéticas galas en la región. mantiene participaciones en compañías del sector energético por un valor superior a los 14.000 millones de dólares (11.000 millones de euros).

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2019 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...