edición: 2657 , Viernes, 15 febrero 2019
31/03/2011

Un billón de dólares será el premio récord de este año para la OPEP

Pedro González
Bastará que el petróleo se mantenga por encima de los 100 dólares por barril para que los miembros que se integran en la Organización de Países Exportadores de Petróleo superen este año, por primera vez en su historia, el billón de dólares (alrededor de 715.000 millones de euros). Es lo que calcula la Agencia Internacional de la Energía ante la nueva explosión de precios que ha experimentado el crudo desde que estallara la oleada de revoluciones en los países árabes, y especialmente a raíz de la guerra de Libia. La OPEP estuvo cerca de rebasar esta cifra en 2008, cuando el conjunto de miembros de este cartel obtuvo unos ingresos globales por sus exportaciones de 990.000 millones de dólares, para disminuir drásticamente en los dos ejercicios siguientes, debido en gran parte a la crisis en los países más industrializados, compensada de manera insuficiente por el auge de las denominadas potencias emergentes.

Esta escalada no es obviamente beneficiosa para todos. La economía global empieza a resentirse y este nuevo latigazo a los países dependientes de una energía que no producen sacude sus finanzas, desvía recursos a estas importaciones y provoca no solo retrasos en la reducción de sus niveles de deuda sino también nuevos aumentos de la que ya tienen. Las primeras víctimas de tal situación son los países subdesarrollados, pero asimismo gran parte de los miembros de la OCDE. Las transferencias son gigantescas y están modificando la relación y el equilibrio de fuerzas económicas y financieras.

Hasta ahora la única potencia  exportadora con capacidad de reequilibrar el mercado del petróleo es Arabia Saudí, que ha incrementado sus exportaciones desde enero en 400.000 barriles/día para compensar la práctica desaparición de las libias, aunque lejos de colmar los 1,8 millones de barriles/día que despachaba a diario Muammar Gadafi.

La máquina productiva saudí, cifrada en torno a los 9 millones de barriles/día, puede ser incrementada a marchas forzadas. Así parece ponerlo de manifiesto el plan de la Saudi Aramco, la compañía petrolífera estatal, para instalar 118 nuevas plataformas extractoras de crudo el próximo año, es decir más del doble de las instaladas actualmente. El propósito sería doblar el actual margen de que dispone Arabia Saudí para aumentar, prácticamente de la noche a la mañana, en un 60-70% su capacidad extractora, lo que le sitúa como el único productor de petróleo del mundo en posición de condicionar los mercados en la dirección que desee.

Entre los expertos hay bastante consenso respecto al tiempo que Libia tardará en alcanzar su nivel exportador previo a la guerra, y que se cifra en no menos de seis meses a partir del final de las hostilidades y la recuperación técnica de los campos de producción. Un dato que abona la tesis de que el precio del crudo se mantendrá en consecuencia por encima de los 100 dólares/barril, con tendencia a dispararse si la inestabilidad aumentara en el Golfo.

El fuerte aumento de los ingresos de los miembros de la OPEP se destinará en esta ocasión a programas sociales, con objeto de calmar los ánimos y contener la oleada de protestas y disturbios. El rey Abdulá ha anunciado ya un paquete de medidas urgentes equivalente a 35.000 millones de dólares para el presente año, y un programa hasta 2015 que aumentará esa cifra hasta los 130.000 millones. Un ejemplo que también ha seguido el rey de Bahréin y al que van a sumarse otros emires del Golfo.

Miembros o no miembros de la OPEP, pero que disponen de este oro negro, tendrán así nuevas oportunidades de hacer lo mismo, y o bien acumular nuevas reservas (Rusia), reequilibrar su balanza de pagos (México) o aligerar el fuerte déficit causado por una gestión más bien caótica de los recursos (Venezuela). En el lado europeo, Noruega multiplicará sus disponibilidades para invertir en los más sacudidos por la crisis, y el Reino Unido podría suavizar su draconiano plan de reformas, o al menos acelerar la disminución de su déficit.

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2019 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...