edición: 2863 , Miércoles, 11 diciembre 2019
22/10/2010
OBSERVATORIO DE TELECOMUNICACIONES

Vodafone, Movistar y Orange pescan en el caladero de la telefonía fija y el ‘maridaje’ con el móvil y la banda ancha

Buscan la excepción del mercado español, donde un 80% de los hogares conservan línea de fijo, pero su facturación cayó un 8% en 2009
Telefónica trata de fidelizar a 13,4 millones de clientes; Vodafone y Orange, combatir el avance en adls de Jazztel y en móvil de Yoigo y las OMV, sin líneas fijas
Las tres lanzan modelos de ‘oficina convergente’ para compensar la rebaja de consumo y de líneas fijas corporativas
Ana Zarzuela

Buscan hacer de la necesidad virtud y de la diferencia -el acceso a líneas fijas, adsl y telefonía celular propia del que no disponen ni Jazztel, ni Yoigo ni las OMV- la más contundente de sus ventajas. A pesar de dos años de batalla de tarifas móviles -que han bajado un 7% en un año- y de velocidades de internet en movilidad,  España es una excepción entre los mercados maduros comunitarios: ocho de cada diez hogares conservarán su línea fija, a pesar de una penetración móvil del 118%. Unas aguas en las que, con apenas la mitad de las líneas de voz del mercado ‘empaquetadas’ aún, Movistar, Vodafone y Orange intentan ‘pescar’ -con ofertas conjuntas de fijo y móvil- en fidelización, aumento de los paquetes de servicios y reducción de la portabilidad sin que sus márgenes de rentabilidad sufran. En menos de un mes, las tres han lanzado media docena de tarifas empresariales y 'Oficinas convergentes' con las que aprovechar la tendencia de un mercado corporativo en el que la banda ancha móvil ha crecido cuatro veces más que la fija crece más que la fija, pero en el que se han perdido la mayoría de las 400.000 líneas fijas destruidas el año pasado.

Los servicios conjuntos de fijo, móvil y adsl pueden ayudarles a salvaguardar la tarifa por conexión de línea, a 'tentar', además, ese 'ángulo muerto' del mercado -cercano al 8%- en el que el consumo celular es nulo y a blindar la rentabilidad de la voz fija y móvil ligándola a los ingresos por accesos a internet, que frente al descenso del resto de servicios por la crisis, crecieron un 2,2% en 2009, pero se acercan ya al estatus de mercado maduro.

Para Telefónica -que ha perdido 1,66 millones de líneas fijas en el último año y medio- los 13,6 millones de líneas fijas que mantiene -con un grado de permanencia altísimo- son un colchón de ventaja que no sólo busca fidelizar, sino convertir en la llave a la suma de clientes móviles, de nuevos usuarios de adsl y garantizar niveles de consumo en ambos casos. Movistar ha hecho de la enseña de la convergencia en servicios de Internet, Móvil y Fijo la base de la integración de sus marcas bajo una única bandera comercial. Pero su nueva marca puede ser, al mismo tiempo, un elemento más a su favor para sumar mercado con estrategias de convergencia, o productos ligados fijo-móvil. Movistar, desde junio tiene en el mercado una oferta que permite a cualquier cliente de ADSL llamar gratis desde su fijo a cualquier móvil durante los fines de semana y, además, le rebaja un 50% en cualquier tarifa de banda ancha móvil que contrate.  Hoy, los usuarios de  Dúo (ADSL+llamadas) o un Trío (ADSL+llamadas+TV) de 3, 6 y 10 megas, pueden llamar gratis, para siempre, desde el fijo a todos los móviles del mercado y sin establecimiento de llamada, con un límite de 500 minutos al mes. Los clientes de ADSL pueden contratar una tarifa plana de Internet móvil con una capacidad de descarga de 500 megas y, quienes no quieran tarifa plana pueden contratar una de pago por uso por una cuota mensual.

Le pisan desde este trimestre los talones las ofertas de Orange y Vodafone, con la vista puesta no sólo en el parque de las líneas de Movistar, sino, antes de nada, para atacar el mercado fijo de las pymes y los autónomos, muy castigado -en líneas y en consumos- por la crisis,  a pesar de que España sigue ocupando uno de los primeros lugares del ranking de la UE en porcentaje de empresas con acceso a Internet que se conectan mediante banda ancha, con un 98% de penetración. Un segmento en el que, además, en general, la banda ancha móvil crece más que la fija: 0,4 puntos la fija frente a 4,6 la móvil en pymes y medianas empresas  y 1 punto frente a 4,4 puntos la móvil en microempresas.

Las operadoras alternativas buscan sitio, con servicios conjuntos fijo-voz en ristre, en un mercado en el que el 59% de las líneas de voz y el 96% de los accesos de banda ancha a internet desde los hogares están ya empaquetados (un 68,3% en los clientes de negocios). Si en principio, dieron la gran batalla contra Telefónica por la banda ancha, poco a poco Jazztel, Orange y Vodafone han visto que pelear por la telefonía fija también da sus frutos en la ‘excepción’ del fijo nacional. A diferencia de la mayoría de los mercados maduros y del entorno comunitario, ni la crisis de consumo, ni el auge de las líneas móviles y las ventajas de la telefonía celular - ausencia de cuota mensual asociada y su movilidad- han podido en España reducir el parque de teléfonos móviles. No será por falta de impulso celular en un mercado en el que hoy ya sólo un 4,8% de los hogares sólo tienen teléfono fijo y en el que la penetración móvil es, según los últimos datos del mes de julio, del 114,6% sobre la población, con 52,9 millones de líneas móviles en España, sin contar las que comunican máquinas, que superaron por primera vez la frontera de los dos millones de líneas, con un incremento de casi un 19% frente al mismo periodo del año anterior

Según los censos del Instituto Nacional de Estadística, entre 2004 y 2007, el teléfono fijo pasó de estar en el 89,8% de los hogares a caer hasta el 81,2%. En 2008, el porcentaje de viviendas con fijo incluso repuntó y se situó en el 81,3%. Al año siguiente, con el impulso de la crisis, recayó hasta un 80%, un suelo en el que, sin embargo, se ha mantenido desde entonces. Si las operadoras alternativas dejaron pasar de largo oportunidades en telefonía fija, dando por hecho su declive a favor del despliegue celular, ahora ya saben que no son incompatibles y que la telefonía fija resiste mucho más allá de sus vínculos con el adsl: aunque muchas operadoras obliguen a sus clientes a tener una conexión física para dar banda ancha, el porcentaje de viviendas con fijo es muy superior al de aquellas con cable o ADSL: ocho de cada diez viviendas mantienen el teléfono fijo, pese a que la mayoría tienen también móvil.

EL FIJO RESISTE ESTABLE ANTE EL MÓVIL

Aunque la banda ancha celular llegue a igualarse en velocidad y cobertura formal, incluso aunque Internet en movilidad compitiera en precios (aún no lo hace), hoy no es sustituto del adsl fijo. No aún; no en España. La banda ancha móvil no está preparada aún para sustituir a la fija en grandes consumos. Lo sabe Telefónica, ahora que acelera internet móvil y fijo, con el paso para los clientes de ADSL de 6 a 10 megas de manera gratuita, la expansión de la cobertura (de más de  un 91% en 3G, de casi un 90% en 3,5G), el incremento de la velocidad de banda ancha en movilidad gracias a despliegues de fibra, HSDPA+ hasta los 42 Mbps y Tarifas Plana Internet Plus y Plana Internet Maxi, pensadas para clientes con un uso intensivo de banda ancha móvil. Hasta el momento sólo un 3% de los clientes de la operadora ha abandonado el ADSL tras contratar el acceso móvil. Internet móvil de Movistar se enfocará sobre todo para los dispositivos móviles de pequeña pantalla (al margen del despliegue preferente en zonas rurales) por delante del acceso mediante módem USB desde PC, a la vez que se promocionará el uso de wifi.

Por eso, además, Telefónica acaba de diseñar nuevas ofertas para sus clientes que sólo tienen contratado el servicio de voz fijo, sin ADSL, entre otras, una tarifa ‘Planazo Hogar’ con la que se puede hablar a fijos nacionales y a móviles durante 300 minutos al mes, y otra que ofrece minutos gratis incluidos en la cuota de abono y la posibilidad de hablar de lunes a viernes por un precio rebajado fijo la llamada, en lugar de facturar la llamada por tiempo tal como se hace en las tarifas tradicionales. Una iniciativa que mira, antes de nada a ese segmento de mercado de mayor edad, de unos cuatro millones de líneas -según cálculos adelantados por Expansión-, que no aspiran a conexiones a internet y a los casi 800.000 clientes que sostienen un gasto mensual bajo.

Vodafone, ya en mayo de 2009, lanzó un descuento permanente para los clientes con tarifa plan de voz, en su consumo de ADSL, banda ancha móvil o teléfono fijo residencial. Permite si ya se es cliente del ADSL, contratar el servicio de banda ancha móvil con descuento. Y regaló en verano de 2010, internet móvil a sus clientes de ADSL sin limitaciones de tráfico e incorporó un bono de 350 minutos para llamar de fijo a móvil los fines de semana y descuentos para clientes de móvil que contraten adsl y alguna de sus tarifas planas. En la firma británica, la tarifa plana de voz logra un descuento de 15 euros al mes en otros servicios. Y ofrece factura única con el producto Vodafone en tu casa, que emula servicios de voz fija desde el móvil.

Orange, después de un año superada con sus competidoras, baja el precio definitivo del ADSL para los clientes de móvil que más gastan mientras el cliente mantenga el servicio de móvil y de fijo; ofrece un servicio’ fijo en el móvil’, que asocia una línea móvil Orange con un número fijo, para que el cliente pueda recibir en su celular las llamadas al fijo sin necesidad de desvíos. Y ha lanzado el programa ‘más ventajas Orange’, con cuatro ofertas a los clientes de móvil al contratar el ADSL. La nueva estrategia de precios de la operadora gala premia la contratación conjunta de productos de fijo y móvil: un ahorro mensual “para toda la vida” en su factura para clientes del ADSL de Orange que también lo sean de móvil (con tarifa plana) y un precio especial para un nuevo contrato de 20 megas de Orange a sus clientes de tarifas de móvil. Además, con números favoritos, los clientes de ADSL pueden llamar a cero euros entre su fijo y quince móviles Orange.

CONVERGENCIA ANTE LAS BAJAS EMPRESARIALES Y LA GUERRA MÓVIL

Mientras la telefonía móvil sumó en agosto 195.000 nuevas líneas, en telefonía fija se dieron de baja 34.828 números. Pero como avanza Cinco Días, en realidad las líneas que más se destruyen -casi 400.000 el año pasado según los informes de la CMT- son las segundas líneas y las corporativas, justo ésas a las que comienzan a dirigirse ahora las ofertas más agresivas de Orange, Vodafone y Movistar. La ‘Oficina Movistar’, además de fax, datáfono, alarma y centralita, ofrece la opción de desviar el fijo al móvil por 1 euro al mes. Vodafone, que ya desembarcó en este segmento hace tres años, con ‘Oficina Vodafone’ apuesta por servicios que combinan, además de la voz (asociando un número fijo y una tarifa plana de llamadas a fijos a un terminal móvil), la banda ancha fija y móvil para pymes. La propuesta para el mercado empresarial de la filial de France Télécom pasa -en ‘Mi Fijo’- por un servicio de sustitución de la línea convencional, que ofrece un número fijo (que puede ser portado de Telefónica o nuevo), una tarifa plana de llamadas a fijos nacionales y un precio rebajado para llamar a todos los móviles. 

Vodafone, Movistar y Orange buscan ahora la ‘rehabilitación’ de la rentabilidad del teléfono fijo. Saben que los clientes de telefonía han rebajado sobre todo el gasto en fijo tanto en 2009 como en este año y que las llamadas de fijo a móvil y a la inversa son las que más se han evitado, como las internacionales. Ya en 2009 la facturación de telefonía fija (6.485 millones) se redujo más de un 8% y la de móviles (14.453 millones), un 4,1%. En el segmento de móvil, la CMT constata un incremento interanual del 2,4%, con 195.000 nuevas líneas en agosto, hasta un total de 53,5 millones de líneas móviles, pero se ha convertido en un ‘estirón’ en el que las alternativas (salvo Yoigo y las OMV) han visto mermar sus expectativas: Movistar lidera la ganancia neta de líneas en los últimos tres meses, con un 33,39% del total; seguida de Yoigo, con un 29,53%; Orange, con un 25,09% y de los operadores móviles virtuales (OMV), con un 13,68% , mientras que Vodafone pierde un 1,7%. Los servicios conjuntos de fijo, móvil y adsl pueden ayudarles a 'tentar', además, ese 'ángulo muerto' del mercado en el que el consumo celular es mínimo o nulo. Como recuerda el informe del ONTSI, el gasto acumulado de hogares en telefonía móvil en 2009 fue de 6.240 millones de euros, un 8,7% más que el año anterior, pero según el INE, un 7,8% de los españoles tiene móvil, pero no lo usa habitualmente. Un vacío que -junto al objetivo de los usuarios de bajo consumo- explica que la mayor parte de las nuevas ofertas convergentes estén aliadas con tarifas planas de móvil, que aseguran al menos un consumo mínimo.

Encadenan servicios conjuntos por partida triple. Vodafone, Movistar y Orange intentan ligar algunas de sus ofertas convergentes con fijo y móvil a la banda ancha, aprovechando que después de siete años en los que el despliegue de adsl ha sumado 8 millones de nuevas líneas, el año pasado el 54% de los hogares ha tenido acceso a Internet, lo cual supone un crecimiento anual de 3 puntos porcentuales, -de acuerdo al Informe anual “La Sociedad en Red 2009” del Observatorio Nacional de las Telecomunicaciones y de la Sociedad de la Información (ONTSI) de la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones y para la Sociedad de la Información-. Saben que la posibilidad de que un cliente de móvil emigre a otra compañía se reduce si también es cliente de ADSL y/o fijo, o viceversa. Las tres operadoras explotan una ventaja competitiva que no está al alcance de los rivales del segmento de bajo coste: su presencia simultánea en el mercado móvil y de banda ancha fija. De todas estas conexiones, las realizadas con banda ancha han alcanzado el 51% de los hogares,  más de 10 millones de líneas, lo que supone un incremento de 5 puntos sobre el año anterior. Frente al descenso del resto de servicios por la crisis, los ingresos de las operadoras por acceso a internet crecieron un 2,2% en 2009 y se mantuvieron con un ligero aumento durante el primer trimestre de 2010. Pero las telecos saben que el mercado comienza a estar maduro a pesar de alcanzar una penetración del 21% y de que sólo la mitad de los hogares tienen acceso de banda ancha. 

Los operadores alternativos acumularon un 71,5% de las altas netas de banda ancha registradas de junio a agosto, frente al 27,29% de Telefónica y al 1,21% de los operadores de cable, según el último informe publicado por la Comisión del Mercado de Telecomunicaciones. Su cuota global del mercado de banda ancha suma ya el 47% del mercado -junto a las cableras- frente al 53,6% de Telefónica en este periodo, pero como avanzaba Cinco Días, en lo que va de 2010, son Jazztel y Vodafone los que han tenido más imán para los clientes ajenos de adsl: han ‘atraído’ a un saldo final de más de 400.000 usuarios netos de telefonía fija y banda ancha a sus competidores. Y, mientras para Jazztel es el adsl la ‘percha’ con la que llamar a los churners, en el caso de Vodafone, entre sus 210.000 nuevos abonados netos, parte son sólo de telefonía fija. Se ha convertido en la explicación, además, a una parte de sus ‘salidas’ en portabilidad. Aunque de enero a agosto la portabilidad de móvil alcanzó un saldo neto negativo para Vodafone de 385.600, de las que 138.000 correspondían a clientes de contrato, muchas de estas líneas son números fijos portados a la red móvil que no contabiliza la CMT igual. Ya en agosto la portabilidad neta fija tuvo un saldo positivo para Vodadone de 20.000 líneas, muchas de ellas asociadas con servicios como 'Vodafone en tu casa' u 'Oficina Vodafone'.

Jazztel sigue siendo el líder en captación de nuevos clientes de ADSL Los de Fernández Pujals respiran, sin embargo, por la herida de la convergencia y la orfandad de posibilidades de ofertas conjuntas en móvil. Después de apostar por la telefonía fija, con el lanzamiento de una nueva tarifa plana de llamadas internacionales a un grupo de países que tiene como objetivo cubrir las necesidades de un perfil muy específico de clientes, se resisten a ver como Vodafone aprovecha su cuota móvil (del 30,2%) para impulsarse en internet. Y viceversa. La CMT estudia ya la denuncia por “conducta anticompetitiva” ante la CMT contra Vodafone que acaba de presentar Jazztel. Las cableras y Jazztel ofrecen factura única de fijo y móvil, y son capaces de ofrecer todo tipo de servicios del  cuádruple play,  pero su posibilidad de empaquetar se ve más limitada por funcionar como móviles virtuales de Vodafone, Orange y Ono. 

Noticias Relacionadas

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2019 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...