edición: 2910 , Viernes, 21 febrero 2020
13/02/2020

Y Murphy pasó por Moncloa

Acostumbrados que ya nos tienen a que cualquier posible escenario político se desborde y el siguiente supere al anterior, nos llegan las nuevas previsiones del Ejecutivo sobre el horizonte económico. Nuevo escenario el que dibujan las cifras oficiales que vienen a esbozar un panorama en el que las cosas van a experimentar un giro, pues la economía no se va a comportar como se dijo en los primeros mensajes políticos electorales. De modo que la diferencia entre lo dicho y prometido y lo que se dice (ya no se promete nada) es un aumento en la gravedad de la realidad.

Sabíamos que ya estábamos instalados en la desaceleración económica y, quien más quien menos, ya se había adaptado a la nueva velocidad. Incluso se podría decir que poco o nada había cambiado, pues la comparativa con los vecinos mantenía tranquilo al personal. Pero no, ahora, al hilo de la crisis china, parece que la temperatura corporal de las magnitudes macro ha subido alguna décima y todo lo que era y sería ya no es ni será lo mismo. Es decir, giro, cambio o molinete que nos va a obligar a circular a lo largo del año por un carril lento y con limitación quizá severa de la velocidad.

Todo indica que el estado de salud del enfermo empeora en una suerte decadente, como si se tratara del anuncio de una desgracia en pequeñas y medidas dosis, pues el efecto de la misma de un solo golpe tendría mayores y más graves consecuencias colaterales. Tampoco hay que tener dotes de adivino para sospechar que si la actividad económica es menor y el Gobierno ha dicho que piensa gastar más, el empleo no va a ir mejor, luego las cifras que avanzaban futuros equilibrios presupuestarios se van, como dicen los marineros, al garete.

Las leyes de Murphy son implacables y si ya se sabía que las cosas en la economía no iban del todo bien, como es obvio que ya habían empezado a ir mal, resulta que según las leyes de aquel todo es susceptible de empeorar. Por si no fuera suficiente, el virus Covid-19 (antes Coronavirus) ha venido a reconfirmar a Murphy con un "a perro flaco todo son pulgas". Esto viene a cuento de los probables efectos por el virus en cuestión que impactarán en las cuentas del Estado y de la economía en general, algo aún no estimado por los técnicos de Economía y que, por supuesto, empeorarán las cosas.

Noticias Relacionadas

Director
Juan José González ( director@icnr.es )

Esta web no utiliza cookies y no incorpora información personal en sus ficheros

Redacción (redaccion@icnr.es)

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
c/ Real, 3. 40400 El Espinar (Segovia)
Teléfono: 92 118 33 20
© 2020 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...