edición: 2506 , Martes, 10 julio 2018
Caso Popular

Los inspectores del BCE señalan al Santander como responsable de las compensaciones

logo A vueltas con la factura a pagar a los afectados por la resolución del Popular, el supervisor apunta a que el pago de las compensaciones sería una parte del precio (a pagar) por Santander

Juan José González
La novena misión del Banco Central Europeo que supervisa la salud del sistema bancario español tras el rescate bancario, ha dejado un mal sabor de boca en el sector, no tanto por el señalamiento de algunos hechos evidentes como por la constatación de otros que, en su opinión, constituyen una clara amenaza futura para el sector. Entre los primeros el informe de los técnicos de la misión del BCE cuentan los costes derivados de los litigios judiciales pendientes, la privatización de Bankia y el bajo rendimiento de los activos de la Sareb. Entre los segundos apuntan los mismos técnicos un empeoramiento de la situación de las cuentas bancarias en tanto que los tipos de interés bajos, en su presión sobre los márgenes, se alargue en el tiempo, como así parece que sucederá, al menos, hasta mediados del próximo año. El sector bancario español, por otro lado, ha sabido aprovechar el tiempo pasado para dotarse del colchón suficiente de liquidez y mejorar la solvencia, dos aspectos que preocupaban tanto o más que otras amenazas como el aumento del riesgo o el nivel de préstamos dudosos en el balance. Si algo parece tener claro el equipo de la novena misión del BCE que ha visitado España para hacer una radiografía del sector, es que el bancario goza de buena salud, que esta parece estar preparada para resistir vaivenes políticos internos -Cataluña y cambio de Gobierno- y externos -influencia de los problemas bancarios de Italia-. De ahí que del interesante `Informe de Balance´ emitido por la misión del BCE (junto a la Comisión Europea) se esperen ahora las reacciones de las instituciones bancarias españolas, sobre todo de Santander, de Economía (dueño de Bankia) y de la Sareb, y sin olvidar al resto de entidades `aludidas´ en el informe en su interés de vigilar de cerca la calidad y el riesgo del crédito al consumo.
Leer más...
LA OREJA DE LARRAZ

Los desequilibrios de Italia con el BCE pasarán este verano la barrera del medio billón

logo Los datos del sistema de pagos de los bancos centrales de la zona euro Target2 alertan a los inversores

Carlos Schwartz
Los analistas siguen con atención la evolución de los balances entre el Banco Central Europeo (BCE) y los bancos centrales de los países de la zona del euro. Las transferencias entre bancos centrales se hacen a través del sistema Target2 que fue constituido para acelerar los pagos entre banco centrales y entre bancos privados. La cuenta entre los bancos centrales de cada país y el BCE en Target2 indica la posición acreedora o deudora entre el banco central del país y el BCE. Este dato fue motivo de conflictos entre economistas alemanes y de los países de la región mediterránea durante la crisis de deuda soberana en Europa, especialmente la de Grecia que condicionó a las del resto del arco mediterráneo tras la crisis financiera internacional. En la medida que los depósitos de inversores abandonaban a los países acosados por la crisis y los inversores vendían sus posiciones en deuda soberana de las naciones bajo sospecha la posición deudora de países como Grecia, Italia, España o Irlanda aumentaba aceleradamente. Al mismo tiempo la posición acreedora de Alemania frente al BCE crecía porque la transferencia de recursos se hacía a expensas de los países con excedentes. Esta situación permitió el desarrollo de la tesis de que en caso de una crisis de deuda soberana con la posibilidad del quebranto de uno o más países, los que sufrirían las consecuencias serían los países con excedentes porque financiaban los déficit de los más débiles. Es decir en primer lugar Alemania.
Leer más...

Toque de Tentenublo

Comisiones a los ahorradores

"Verde y con asas", parece escucharse al otro lado de la puerta, la que da acceso a una de esas salas de reuniones del consejo de un banco cualquiera ¡qué más da! porque la distribución del nuevo impuesto -o los que tuvieran que llegar- se producirá según reglamento interno, el mecanismo habitual de redistribución de costes y cargas entre todos, a discreción, esto es, entre todos los depositantes, ahorradores, inversores y demás clientela con cuenta abierta en ésta (o en la que sea) entidad bancaria.

Las comisiones son el salvavidas de las cuentas de resultados bancarias, de sus trabajadores, (cada día menos) y de sus directivos y consejeros (cada día más). Son 21.500 millones de euros del ala en comisiones, un 11% más cada año en esta pesada y pasada crisis. Según dicen, comisiones justificadas tras 24 meses de ruinosos tipos de interés negativos. Son la cuarta parte de los ingresos bancarios (más en algunos casos) pero al alza con carácter general.

Si los seis mayores bancos ganaron en el último año 14.000 millones de euros e ingresaron por comisiones 21.500 millones, hagan cuentas, o mejor, no las hagan, baste señalar que las comisiones ganan por más de un 50% a los beneficios. Y si esta era la foto de las comisiones bancarias antes del impuesto que se cocina en Moncloa, pueden imaginarse lo que vendrá después. Para después preparan lamentos y protestas la AEB, la CECA, el Círculo de los Empresarios, la CEOE, Fomento y demás patronales.

Por otro, en cambio, se dispone el populacho a encajar como sea la penalización que viene, en forma de subida de precio del crédito y en modo mayores comisiones por depósitos para compensar el coste del nuevo impuesto. No escapa el Vulgo, tampoco el capital, pues los accionistas también verán recortes en sus dividendos justo ahora, cuando ya se estaban frotando las manos con futuras revisiones. Así reciben patronales empresariales y ciudadanía el golpe del impuesto que se dice a la banca cuando la realidad es otra: es a la clientela, la que ahora se apresta a hacer acopio de pañuelos (en tela y celulosa) donde depositar sollozos y convulsiones. Porque vienen más comisiones.

Leer más...
Observatorios

Director
Alfonso Pajuelo ( director@icnr.es )

Redacción (redaccion@icnr.es)

  • Juan José González
  • Javier Ardalán
  • Carlos Schwartz
  • Rafael Vidal

Intelligence and Capital News Report ®
es una publicación de Capital News Ediciones S.L.
Editor: Alfonso Pajuelo
C/ Joaquín María López, 30. 28015 Madrid
Teléfono: 92 118 33 20
© 2018 Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción sin permiso expreso de la empresa editora.

Optimizado para Chrome, Firefox e IE9+

loading
Cargando...